Mercedes buscará desactivar la reacción de Ferrari en Rusia

Sin tiempo para digerir el Gran Premio de Singapur, la Fórmula 1 hace base en Sochi, sede del Gran Premio de Rusia desde 2014, y territorio de las flechas plateadas, pues ningún otro equipo ha logrado vencer en este país, incluyendo las ediciones de 1913 y 1914 celebradas en San Petersburgo, antes de la primera Guerra Mundial.

Sección Deportes

Mercedes buscará recuperarse en un terreno en el que siempre festejó

Fox Sports

El Gran Premio de Rusia, donde Mercedes encadena cinco victorias consecutivas desde la primera edición, se presenta como una ocasión perfecta para que las 'flechas plateadas' desactiven la reacción de Ferrari.

Por primera vez en esta temporada, Lewis Hamilton acumula tres carreras sin subir a lo más alto del podio, aunque por el momento no peligra su liderazgo en la clasificación general, ya que mantiene 65 puntos de ventaja sobre su compañero Valtteri Bottas, 96 respecto a Max Verstappen (Red Bull) y Charles Leclerc (Ferrari) y 102 sobre Sebastian Vettel (Ferrari)

Precisamente el tetracampeón alemán viene de 'resucitar' en Singapur, donde la 'Scuderia' dio la sorpresa con un inesperado doblete y acabó provocando que Mercedes no subiera a ninguno de sus pilotos al podio por segunda vez este año tras el Gran Premio de Alemania.

Sin tiempo para descansar tras la carrera urbana en Marina Bay, el Autódromo de Sochi se presenta como una buena ocasión para que Mercedes recupere el mando. Tres triunfos de Hamilton, uno de Bottas y otro del retirado Nico Rosberg demuestran su histórico dominio en el circuito situado a orillas del Mar Negro.

Sin embargo, las largas rectas de Sochi pueden favorecer a Ferrari, que en caso de lograr su cuarta victoria seguida confirmarían el cambio de guardia en la Fórmula 1, quién sabe si con tiempo suficiente para inquietar a Hamilton, ya que después de este fin de semana solo quedarán otras cinco carreras (Japón, México, Estados Unidos, Brasil y Abu Dabi).

Quien va a tener más difícil brillar este fin de semana es Red Bull, ya que sus dos pilotos, Verstappen y Alexander Albon, deberán cumplir sendas sanciones de cinco puestos en parrilla por modificaciones en sus coches. Ante un circuito poco propicio, el equipo austriaco prefirió trasladar sus esperanzas a  Japón.

Mañana dará inicio la actividad con las dos sesiones de entrenamientos libres, a las 5 y 9 de la mañana argentina, el sábado volverán a ensayar y se disputará la clasificación (9 am), mientras que el domingo se llevará a cabo una nueva edición del Gran Premio ruso que se pondrá en marcha a las 8.10.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?