Escocia sufrió otro duro revés en Japón 

Escocia sufrió otro duro revés que se suma a la derrota contra Irlanda en su debut en la Copa Mundial de Rugby 2019. El tercera línea Hamish Watson le dijo adiós a su participación en el torneo tras lesionarse una rodilla a la salida de una formación

sección deportes

.

www.rugbyworldcup.com

Escocia sufrió otro duro revés que se suma a la derrota contra Irlanda en su debut en la Copa Mundial de Rugby 2019. El tercera línea Hamish Watson le dijo adiós a su participación en el torneo tras lesionarse una rodilla a la salida de una formación.

Las pruebas médicas confirmaron la gravedad de la lesión y, en su lugar, Gregor Townsend convocó al jugador de Edinburgh, Magnus Bradbury, que ya se encontraba en Japón como posible remplazo del ala Jamie Ritchie, también lesionado para el primer encuentro.

“Hay muchas probabilidades de lesionarse en una Copa Mundial de Rugby, pero siempre es decepcionante ver a alguien regresar a casa”, sostuvo el entrenador del XV del Cardo. “Lo sentimos mucho por Hamish, que había trabajado duro para tener esta oportunidad y le deseamos lo mejor en su recuperación”, agregó.

Bradbury, de 24 años, estuvo convocado para la preparación participando en el último encuentro amistoso ante Georgia, pero no pasó el corte de 31 jugadores en un primer momento.

Ritche, de momento, regresa a los entrenamientos tras recuperarse de una fractura de pómulo y se perfila como titular para el próximo partido de Escocia contra Samoa, el lunes 30 de septiembre.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?