Defensa empató y se le terminó la ilusión

El Halcón igualó 1 a 1 ante Unión en Florencio Varela y se quedó sin chances de ser campeón.

seccion deportes

defensa union

Pese a intentar hasta el final, Defensa y Justicia igualó 1-1 con Unión y, aún con el empate de Racing ante Tigre, se quedó sin Superliga y finalizó como sucampeón en el torneo.

Intentó siempre el Halcón, pero la falta de puntería fue lo que dictó el primer tiempo para los locales. Si bien le costó hacer pie de entrada, tan sólo diez minutos necesitó para meter a Unión en su campo y, gracias a la presión alta y recuperación rápida, generó varias chances claras.

Los disparos, sin embargo, se iban desviados. La más clara estuvo en los pies de Nicolás Fernández, quien a los 21 minutos recibió un pase de Leonel Miranda de espaldas al arco y, con gran facilidad, logró darse vuelta para sacar un potente remate bajo que se fue apenas desviado por el palo izquierdo de Nereo Fernández.

El constante ataque del Halcón, sin embargo, le abrió las puertas a las contras del Tatengue, que tuvo una muy clara en la cabeza de Maximiliano Cuadra, quien peinó un centro de Franco Troyansky pero no logró darle dirección. Encima, Diego Zabala remató desde la puerta del área y, luego de un desvío en un defensor, la pelota le quedó mansa a Troyansky, que no se decidió y perdió la chance de complicar a Ezequiel Unsaín con un disparo casi sin marca.

Llamativamente, el entrenador de los de Varela, Sebastián Beccacece, pateó el tablero y decidió sacar, a los 33 minutos, al delantero Ignacio Aliseda, que no terminaba de encajar en el sistema del equipo. Luego del ingreso de Bautista Merlini, el pibe se sentó en el banco de suplentes, se tapó el rostro con la camiseta y rompió en llanto.

El segundo tiempo arrancó con polémica. Es que, a los 10 minutos de iniciado el complemento, Troyansky quedó solo para encarar a Unsaín y cayó dentro del área luego de una disputa desde atrás de Rafael Delgado. ¿Penal? Para el árbitro Diego Abal no fue, y ordenó que siga el juego.

Allí fue cuando en el Norberto Tomaghello se enteraron de lo peor: el gol de Racing en Victoria que los dejaba sin chances de forzar una definición, incluso ganando en su estadio. Aún así, el equipo de Beccacece intentó encontrar el gol, pero seguía sin poder anotarlo.

La segunda estocada llegó, curiosamente, en los pies de un exjugador de Racing: el delantero Augusto Lotti, que había ingresado por Cuadra promediando el segundo tiempo, se encontró con un rebote que dio Unsaín y la empujó casi abajo del arco para, así, anotar el gol que le daba la victoria transitoria a falta de un minuto para finalizar el partido.

Ya casi sin tiempo, Defensa parecía batido, pero todavía quedaban emociones. El volante Matías Rojas encuentró la igualdad, pero todo estaba invalidado por un claro offside, pese a sus protestas.

En tiempo adicionado y cuando todo parecía terminado, el ya mencionado Rojas metió un remate de tiro libre que, con complicidad de Fernández, se coló en el ángulo superior izquierdo del arco defendido por el arquero de Unión y así, marcó el 1-1 final. Encima, el gol de Tigre en Victoria parecía darle oxígeno al Halcón.

Pero no hubo tiempo para más, ni en Varela ni en Victoria y, con las dos igualdades, Defensa le puso punto final a una temporada de ensueño que no pudo ser coronada sobre el final y que dejó a los de Beccacece en el segundo puesto de la Superliga.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?