Camino a Río: ahora empieza la copa

Definitivamente Brasil 2019 ya empezó y la Argentina se enfrenta ante un compromiso tremendamente complicado que tiene un antecedente reciente y nos perturba. 

Avatar del Ariel Fernandez

Ariel Fernandez

Messi lo dijo, ahora empieza otra copa

AFP

¨Para nosotros aun no empieza la Copa", expresaba Lionel Scaloni en conferencia de prensa tras el partido inaugural ante Colombia, que terminaría siendo derrota del conjunto argentino en Salvador de Bahía. Claramente el DT no se refería a la cuestión numérica, por la cual argentina estuvo inmersa en una crisis hasta último momento, sino a las posibilidades de que el equipo creciera en lo futbolístico.

Llegó la segunda fecha y para la Argentina tampoco parecía que había comenzado la Copa. Paraguay fue un duro rival ante un equipo que no ofreció ideas y fue más de lo mismo dentro de un mar de dudas y con una anemia futbolística constante.

Pero a Scaloni y sus pupilos no les quedaba otra más que ganar, aun sin importar el rendimiento. Y Argentina ganó y mostró cosas interesantes pese al nombre del rival y su escasa trayectoria futbolística.

No termina de convencer la sociedad que pretende Scaloni con Giovani Lo Celso y Leandro Paredes. Argentina encontró los espacios, sobre todo en el complemento y con el resultado a favor producto del gol de Lautaro.

También padeció, porque la dupla de centrales, Juan Foyth y Nicolás Otamendi, no está fina y se mostraron desinteligencias. Tampoco cuando Germán Pezzella fue titular en las dos primeras presentaciones.

Hoy la Albiceleste mostró contundencia y se le pudo abrir arco, una cuestión que parece menor pero no lo es, más allá del gol de penal de Messi en el Mineirao. Fue interesante lo del Huevo Acuña entrando y dándole sacrificio y equilibrio, factor clave en el cual la Argentina debe crecer para no sufrir en demasía.

Definitivamente la Copa América ya empezó y la Argentina se enfrenta ante un compromiso tremendamente complicado que tiene un antecedente reciente, el 1-3 en el amistoso ante Venezuela disputado en Madrid en marzo pasado. La Vinotinto es la Selección de América que más ha crecido en los últimos años en cuanto a lo futbolístico. No es la Venezuela de los ’90, este equipo de Dudamel juega bien y para alcanzar las semifinales no podrán existir fisuras.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?