Cómo el Mundial ayudó a poner de pie una ciudad devastada

La ciudad de Kamaishi está muy ligada a sus valores del rugby, y tras sufrir un desastre natural, parte de su reconstrucción estuvo ligada a los preparativos para hospedar partidos en esta Copa Mundial de Rugby.

sección deportes

La comunidad local ha recibido con mucha felicidad a la Copa del Mundo.

RUGBY WORLD CUP

La vida y la esperanza han regresado a Kamaishi luego de ser devastada por un desastre natural y el rugby ha sido una parte clave en el resurgimiento de la región.

El partido entre Fiji y Uruguay en Kamaishi Recovery Memorial Stadium de este miércoles es un signo tangible de qué tan lejos ha llegado la ciudad en solamente ocho años.

El terremoto y tsunami del Gran Este de Japón se llevó cientos de vidas y dejó a muchos sobrevivientes sin hogar. La región, como muchas otras de las prefecturas del norte, estaban desesperanzadas.

El terremoto de 9.1 grados de magnitud que azotó en la mañana del 11 de marzo de 2011, dio a los habitantes de las ciudades portuarias y los lugares de la costa pacífica poco tiempo para escapar. El apoyo de todo el mundo llegó rápidamente.

Previo al partido de este miércoles entre Fiji y Uruguay, una mujer local, Rui Horaguchi dio un apasionante relato de cómo el tsunami se llevó su casa, y su colegio, en donde hoy se encuentra el nuevo estadio.

Horaguchi, de dieciocho años, estuvo en el Mundial 2015 y dijo que ha visto la realidad de qué tanto este torneo significa para la comunidad.

"Mi casa fue barrida por las olas y después de eso, recuerdo que tuvimos donaciones provenientes de todo el mundo”, le dijo a la prensa. “Es todo ese apoyo que nos ha empujado a mirar hacia adelante, y una vez que se confirmó que Kamaishi alojaría dos partidos del Mundial, hubo un gran crecimiento en las construcciones de la ciudad”.

"Ahí fue cuando comencé a entender por qué Kamaishi había sido elegida, para ayudar a la región nuevamente. Esto ha colaborado con la unidad de la comunidad y espero que podamos mantener eso para ser todavía mejores”.

En los años siguientes al desastre, el rugby representó el hilo conductor de la increíble reconstrucción. El equipo famoso, los Kamaishi Seawaves, que ha ganado siete títulos nacionales consecutivos entre 1979 y 1985, también ha jugado un papel vital en la región.

Un ex jugador de los Seawaves que se ha involucrado con la comunidad es Scott Fardy, el ex jugador internacional de Australia quien juega para el equipo del Pro14, Leinster. Era parte del equipo en el momento en que el tsunami golpeó la ciudad.

"Es muy importante para este lugar hospedar la Copa del Mundo considerando lo que las personas han atravesado”, dijo Fardy, adoptando la atmósfera que hay actualmente en Kamaishi. “Ver el número de extranjeros que han venido para experimentar esto, es fantástico”.

"Me acuerdo del terremoto. Obviamente que el efecto continuó por mucho tiempo y hubo muchos efectos traumáticos luego. Estaba aquí y soy testigo de las horas oscuras de las personas de Kamaishi, y es asombroso ver cómo han reaccionado, como la comunidad se ha unido, cómo el país lo ha hecho”.

Fardy espera que las experiencias de Japón 2019 representen un recordatorio del impacto que puede tener un Mundial en comunidades pequeñas y actúe como catalizador en los próximos torneos.

"La forma en que siempre se han ocupado de mí y cómo lo han hecho a mi regreso, es un testimonio de las personas que viven aquí”, comentó Fardy, quien se quedó a ayudar luego de que el tsunami golpeara.

"Debería haber más oportunidades como estas para ciudades como Kamaishi de albergar una Copa Mundial de Rugby. Esas decisiones deben tomarse sobre un número de factores, y espero que esto signifique que en Mundiales por venir siempre haya partidos dados a ciudades pequeñas, para que los fans puedan ver otras culturas y todo el país se beneficie del torneo, no solamente las grandes ciudades”.

El Kamaishi Recovery Memorial Stadium.

Luego de una larga espera y años de preparación desde que Kamaishi fuera anunciada como ciudad anfitriona, en 2018 abrió sus puertas el Kamaishi Recovery Memorial Stadium.

El manager general de los Kamaishi Seawaves, Yoshihiko Sakuraba, dijo que espera que este torneo siembre las bases de un próspero futuro para la ciudad. "Llegué a esta ciudad primero como un jugador y luego lo hice representando a Japón y participé en un Mundial, y fue precisamente por eso que significa mucho para mí ver a Kamaishi desempeñando un papel importante en este torneo”, dijo. "Las personas de esta comunidad tienen una historia y una conexión con el rugby que viene desde hace mucho tiempo y por eso es muy importante que la RWC llegue aquí”.

"Creo que, para esta ciudad, una vez que se confirmó la noticia de que sería sede de la Copa Mundial, ha habido muchísimos desafíos a los cuales sobreponerse, pero se le ha dado todavía mucha más confianza sobre lo que podemos lograr”.

El presidente de World Rugby, Bill Beaumont, comentó: “El día de hoy marca uno muy especial para World Rugby y para la gente de Kamaishi, mientras que la ciudad hospeda su primer partido de esta RWC 2019. Cuando se decidía sobre las ciudades anfitrionas para Japón 2019, estaba claro que Kamaishi era un lugar con el rugby en su corazón, con una larga historia en este deporte y con apasionados seguidores. Desde el primer momento que World Rugby visitó Kamaishi, supimos que sería una única, especial, y fantástica sede de esta Copa Mundial de Rugby 2019".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?