Wawrinka: "Nunca esperé jugar una final de Grand Slam"

El suizo admitió sentirse abrumado ante la conquista en el Abierto de tenis de Australia de su primer título de Grand Slam.
Avatar del

Sección Deportes

1/2
Wawrinka: "Nunca esperé jugar una final de Grand Slam"(AP)

Wawrinka: "Nunca esperé jugar una final de Grand Slam" | AP

Wawrinka: "Nunca esperé jugar una final de Grand Slam"(AP)

Wawrinka: "Nunca esperé jugar una final de Grand Slam" | AP

El suizo Stanislas Wawrinka admitió hoy sentirse abrumado ante la conquista en el Abierto de tenis de Australia de su primer título de Grand Slam.

"Nunca esperé ni siquiera jugar una final de Grand Slam, nunca esperé ganar un Grand Slam, y ahora acabo de hacerlo", admitió el suizo tras el 6-3, 6-2, 3-6 y 6-3 sobre el español Rafael Nadal, que jugó con problemas en la zona lumbar.

"El año pasado lloré mucho tras el partido, ahora no sé si estoy soñando o no, lo veré mañana a la mañana", dijo el campeón.

Wawrinka, desde mañana número tres del mundo, se refería a la derrota del año pasado en octavos ante el serbio Novak Djokovic por 12-10 en el quinto set.

El suizo de 28 años se tomó revancha en la actual edición y batió en cuartos al serbio 9-7 en el quinto para convertirse en el primer jugador en la historia de los Grand Slam capaz de batir en un mismo torneo a Djokovic y a Nadal.

"Aunque Rafa estuviera lesionado, creo que merecí ganar este torneo", advirtió Wawrinka.

"Fue una sorpresa lo bien que empecé jugando el partido. Al principio, él estaba bien, no estaba lesionado. Y yo estaba jugando un tenis asombroso", agregó.

"Luego llegó el segundo partido dentro del partido", contó el suizo refiriéndose al momento de la lesión de Nadal. "Yo tenía que permanecer en calma e intentar seguir siendo agresivo. Pero no fue fácil. Me empecé a poner realmente nervioso porque me di cuenta de que podía ganar un Grand Slam".

Wawrinka perdió el tercer set pese a los claros problemas físicos por los que atravesaba su rival.

"Estaba esperando que él fallara y eso fue un gran error por mi parte. Sólo pensaba: 'Falla, falla, haz un error, porque yo no voy a ganar el partido, estoy nervioso'", explicó el suizo, que consiguió rehacerse en el cuarto set para cerrar la final.

Wawrinka lamentó los problemas físicos que a partir del segundo set disminuyeron el tenis de Nadal.

"Rafa, lo siento mucho por ti, espero que tu espalda vuelva a estar bien, eres una gran persona y un gran campeón, tu regreso la temporada pasada fue impresionante", dijo el suizo aún sobre la cancha.

Más tarde, Wawrinka admitió que "esa no es la forma en la que uno quiere ganar un partido". "Pero cuando sucede, hay que aprovecharlo. Quizá esté sólo una vez en la vida en la final de un Grand Slam", añadió.

El suizo explicó hoy por qué hace un año se tatuó en el brazo izquierdo una frase del poeta irlandés Samuel Beckett: "Lo intentaste alguna vez, fracasaste. No importa, inténtalo de nuevo. Fracasa mejor".

"Es una cita que llevaba en mi cabeza hace tiempo. Explica cómo veo la vida y, especialmente, el tenis", dijo. "Antes de hoy, siempre decía que excepto Roger, Rafa, Novak... uno siempre pierde, cada semana. No es fácil superarlo y extraer algo positivo de cada derrota. Así veo en general mi carrera. Siempre vuelvo a la cancha. Siempre vuelvo a entrenar para mejorar y darme otra oportunidad de derrotar a los mejores del mundo".