"Los borrachos a la final": Serbia no asimila el éxito croata

Los serbios, que doblan a Croacia en población, se han sentido históricamente superiores que sus vecinos en política, economía y desde luego en deporte.
Avatar del

DPA

1/2
"Los borrachos a la final": Serbia no asimila el éxito croata(FIFA)

"Los borrachos a la final": Serbia no asimila el éxito croata | FIFA

"Los borrachos a la final": Serbia no asimila el éxito croata(FIFA)

"Los borrachos a la final": Serbia no asimila el éxito croata | FIFA

Desde hace días, los diarios serbios están mudos o perplejos con la notable actuación de Croacia en el Mundial de Rusia, cuya final disputará este domingo ante Francia en Moscú.

Los serbios, que doblan a Croacia en población, se han sentido históricamente superiores que sus vecinos en política, economía y desde luego en deporte. En esa medida, ¿cómo se lidia con este éxito croata?

Para los medios del país, el aspecto deportivo es lo de menos a la hora de tratar el viaje de Croacia hacia la final del Mundial.

"Política de fútbol sucio: para los croatas, los serbios son el gran tema", titula hoy el diario "Informer", que añade: "Los croatas festejan la final como una 'tormenta'".

La referencia es a la "Operación Tormenta", la acción militar con la que en 1995, al final de la Guerra de independencia de Croacia, cerca de 200.000 serbios fueron expulsados del país.

Las dos naciones tienen una relación tensa, muy particular, tras el conflicto bélico que las enfrentó a principios de la década de 1990, en el marco de las Guerras Yugoslavas.

"El secreto del éxito de los croatas: la verdad está en el alcohol", escribe también hoy el "Kurir". Debajo de la foto, en la que varios jugadores croatas festejan, se lee que "los borrachos están en la final".

El "Sportski zurnal", en tanto, habla hoy de fútbol local, incluso el de las divisiones menores, y solo en la página diez llega al Mundial, pero para hablar de Francia y de Inglaterra. Apenas al final hay menciones a Croacia.

Además, el reconocido "Politika" no escribe ni una palabra sobre Croacia y se refiere al Mundial más bien con la derrota de ingleses y belgas.

En rigor, la mayoría de medios dan más despliegue a la semifinal que el serbio Novak Djokovic jugará ante el español Rafael Nadal en Wimbledon. "Siempre apoyaré a Novak", señala el presidente serbio, Aleksandar Vucic.

Pero no es la primera vez que el cuidado en la elección de las palabras no parece prioridad en las redacciones del país balcánico. "Revelamos quién es el impostor Felix Brych. ¡El alemán, el ladrón!", escribió el "Kurir" tras la derrota 2-1 de Serbia ante Suiza.

El cuadro serbio perdería después con Brasil, en el cierre del Grupo E, y quedaría eliminado en la primera ronda del torneo.

Sin embargo, no todos los ejemplos son malos. Que el país puede asumir bien el éxito de Croacia lo muestra el periódico "Blic".

"La nueva división serbia: por o contra Croacia", escribe el cotidiano. Los anticroatas en el país ven a los procroatas como "psicópatas, traidores o chovinistas", critica el periódico, que da la palabra al psicólogo Ratko Bozovic.

"No debemos ver en los éxitos croatas una derrota serbia", dice el experto. "Al ignorar el éxito de los futbolistas croatas mostramos atraso, lo que significa que no podemos ser normales y objetivos frente a las cosas", concluyó el experto.