Inglaterra: unidos en el dolor y el orgullo

Inglaterra volverá a casa finalmente sin título, pero el dolor por la derrota dejó en el país también paso al orgullo por un joven equipo.
Avatar del

DPA

Inglaterra: unidos en el dolor y el orgullo(FIFA)

Inglaterra: unidos en el dolor y el orgullo | FIFA

 Inglaterra volverá a casa finalmente sin título, pero el dolor por la derrota dejó en el país también paso al orgullo por un joven equipo en el que pocos creían antes del inicio del Mundial de fútbol de Rusia.

"Sé lo decepcionada que debe estar ahora Inglaterra, pero yo no podría estar más orgulloso de este equipo y ustedes deberían levantar bien alto la cabeza", escribió el príncipe Guillermo vía Twitter.

La imagen de los aficionados ingleses animando durante minutos a sus héroes caídos en las gradas del estadio Luzhniki de Moscú tras la derrota del miércoles por 2-1 ante Croacia, mientras en la megafonía sonaba el clásico de Oasis "Don't Look Back In Anger" (No mires atrás con rabia), resume el sentimiento que impera en el país.

"Estoy increíblemente orgulloso de lo que han hecho", dijo el seleccionador, Gareth Southgate. "Pero ahora solo sentimos dolor".

"Fue -escribió hoy el diario "The Guardian"- como si uno observara cómo se hacía pedazos una preciosa pintura".

De hecho, todo parecía encaminarse a la primera final mundialista para los ingleses desde 1966 cuando Kieran Trippier los adelantó a los cinco minutos de partido. Los croatas parecían perdidos y el duelo estaba bajo control de los "pross".

"Una oportunidad mejor para terminar con años de sufrimiento quizá no la tendremos nunca más", se lamentó el "Mirror". Ivan Perisic empató en la fase final del duelo y Mario Mario Mandzukic destrozó el sueño inglés en la prórroga.

Sin embargo, la actuación de Inglaterra en el Mundial fue analizada incluso más allá del fútbol por la prensa británica.

"En un tiempo en el que nuestros líderes políticos dejan una sensación tan lamentable de orientación perdida, divididos de forma egoista, irreconciliable y desesperanzada, la selección inglesa transmitió algo diferente y refrescante", escribió "The Independent". "Gracias por la liberadora distracción del Brexit. Estamos orgullosos de ustedes. Gracias por habernos unido".

Gran parte del mérito se le atribuye al seleccionador, como señaló el diario "The Sun": "El mesías con el chaleco curó a nuestro agitado pueblo con sus jóvenes muchachos".

El periódico sensacionalista ve en el ex futbolista internacional al ideal del hombre inglés. "Talentoso y ambicioso, comprometido pero humilde, amable, respetuoso y articulado, con un sobrio sentido del humor", lo describió.

Tras la derrota, en cualquier caso, Southgate no tenía ninguna gana de reír. ¿Fue la inexperiencia de su equipo lo que le hizo perder el control del partido cuando la final estaba tan cerca? "No lo sé", respondió lacónico.

Lo que sí demostró su equipo es que las maldiciones no existen. El equipo logró al final ganar una tanda de penales en un Mundial y quizá el título mundial esté menos lejos de lo que hace poco se pensaba en la isla británica.

"Orgullo de leones", escribió el "Daily Telegraph" sobre una imagen del técnico y los jugadores consolándose unos a otros. "Sí, todo terminó en lágrimas", agregó el "Daily Mail". "Pero nos llenaron de orgullo y unieron a todo el país".

El ex delantero inglés Gary Lineker también vio un motivo para la esperanza. "Es un gran paso adelante y solo van a ir a mejor en el futuro. Pueden llevar la cabeza alta, hicieron al país sentirse orgulloso", escribió en su cuenta de Twitter.

"Jugaron un Mundial increíble, escribieron historia y nos dieron algo a los fans en lo que creer. Y sabemos que vendrán más cosas de esta selección inglesa", zanjó por su parte el príncipe Guillermo.

Por Bob Bensch y Jens Marx (dpa)