El semillero tuerca dio sus frutos

El 2018 tuvo como protagonista a una joven camada de pilotos que dejaron de ser promesa para transformarse en una realidad que a futuro puede seguir consiguiendo logros. 

Zárate Diego

El semillero tuerca dio sus frutos(Lucas Vicino, campeón de la Fórmula Renault.)

El semillero tuerca dio sus frutos | Lucas Vicino, campeón de la Fórmula Renault.

Esta temporada será recordada como una de las mejores para los pilotos que nos representan en las principales categorías de nuestro país. En cuanto a resultados, se lograron dos campeonatos nacionales pero también hubo quienes pelearon por la corona y les faltó poquito para tener el ansiado "1" en los laterales. 

Lucas Vicino (16 años), en la Fórmula Renault, y Gonzalo Antolín (23), consagrado recientemente en la Clase 3 del Turismo Pista, pusieron la vara alta para lo que viene. Pero esa vara viene en alta hace varios años. 

Gonzalo Antolín.

El primero en elevar esa bandera fue Julián Santero (25) tras conseguir luego de mucho tiempo un certamen nacional. Lo consiguió en la Fórmula Renault y en ese mismo año, 2013, fue subcampeón del TC2000. En 2015 sumó otra corona, la del TC Mouras, en una temporada donde apareció otra de las jóvenes promesas, Emmanuel Cáceres (28). 

Julián Santero festeja en el podio del TC Mouras.

El Peluche tomó la posta colocándose la corona del TC2000 con uno de los principales equipos de la especialidad y demostrando que cuando la herramienta acompañada se puede más allá de los palos que aparezcan en la rueda. 

Emmanuel Cáceres y su papá, Carlos, tras ganar la corona 2015 del TC2000.

Después fueron llegando Berni Llaver (Piloto de Súper TC2000 y ganador de cuatro competencias en la categoría) Jorge Vitar (Ganó carreras y peleó el campeonato del Turismo Nacional) Matías Antolín (Protagonista y ganador en la Clase 3 del TP ), Danilo Gil que es una de las últimas y buenas apariciones en la Clase 2 del Turismo Pista con sus 20 años. 

Berni Llaver tras ganar en Potrero de Los Funes con el Cruze de Súper TC2000.

Todos representan una generación que se inició en el karting, algunos pasaron por el Zonal Cuyano antes de pegar el salto y otros lograron llegar a la elite gracias a sus tremendas condiciones. Pero lo bueno, y quizá más importante, es que todos los nombrados seguirán luchando por poner a Mendoza en lo más alto. 

Danilo Gil ganó su primera carrera nacional en el Turismo Pista.

Detrás, claro está, asoman pibes. Hay apellidos que se lucen en los zonales, nacionales y de a poco irán encontrando su camino. Un camino complejo teniendo en cuenta que en estos tiempos es más difícil reunir presupuestos que ganar carreras. 

Mendoza tiene talento, tiene futuro y sobre todo tiene presente. Que el 2019 traiga más alegrías, más victorias, más campeonatos. Tenemos con qué.

Temas