El comentario de un resentido Chino Ríos contra Argentina

El subcapitán del equipo chileno de Copa Davis pidió "romperle el culo" al conjunto de Orsanic. También retuiteó un mensaje contra Vilas.
Avatar del

Sección Deportes

1/2
El comentario de un resentido Chino Ríos contra Argentina(Foto BBC)

El comentario de un resentido Chino Ríos contra Argentina | Foto BBC

El comentario de un resentido Chino Ríos contra Argentina(Foto BBC)

El comentario de un resentido Chino Ríos contra Argentina | Foto BBC

 El 29 de marzo se cumplieron 20 años de la fecha que marcó a Marcelo Ríos y al tenis chileno: el Chino le ganó la final de Miami a Andre Agassi y alcanzó el puesto número uno del ranking mundial.

Ahora es subcapitán del equipo de Copa Davis que este fin de semana visitará a la Argentina por las semifinales de la Zona I Americana.

Y si bien no estará presente en San Juan, Ríos calentó la previa con mensajes poco felices desde su cuenta de Twitter.

"Les deseo lo mejor al equipo de Copa Davis y nos toca romperle el culo ahora en tenis", escribió el ex tenista.

Enseguida se multiplicaron la respuestas en repudio al mensaje violento del Chino. Aunque en lugar de recular y ofrecer disculpas decidió acelerar. Y terminó fuera de pista.

En otro tuit, replicó a una cuenta cuya foto de perfil es una imagen de las Islas Malvinas con la bandera británica. Y se sumó a un mensaje que lo postulaba como número uno y dejaba a Guillermo Vilas como el dos.

"No molesten al viejito que después se sienten los argentinos", apuntó Ríos en referencia a Vilas, quien llegara hasta el segundo escalón del ranking mundial.

Lo curioso es que este repudiable accionar del Chino Ríos llega después de que el capitán del equipo chileno de Copa Davis, Nicolás Massú, pidiera calma en la previa para no generar violencia con los argentinos.

Vale recordar que la última vez que se enfrentaron por la Davis la serie terminó en escándalo. Hace 18 años, en Santiago, durante el segundo punto de la serie entre Massú y Mariano Zabaleta, los locales comenzaron a arrojar sillas hacia la cancha, lo que motivó el retiro del equipo argentino y la sanción de dos años sin poder jugar de local para el equipo trasandino.