Villarreal ganó el clásico y es el único líder en España

Villarreal ganó el clásico y es el único líder en España

El Submarino Amarillo se quedó con el clásico al superar por 2 a 1 al Valencia como local y se adueñó del liderazgo de La Liga de España.

MDZ Deportes

MDZ Deportes

Un penal convertido por Paco Alcácer y un tanto de Dani Parejo, dos ex jugadores del Valencia, dieron el triunfo al Villarreal en un clásico en el que el conjunto local fue superior durante muchos minutos ante un rival irregular.

El buen inicio del Villarreal encontró réplica en el tramo final de la primera mitad por el Valencia y tras un inicio nivelado de la segunda parte, el gol de Parejo dictó sentencia para que el Submarino Amarillo sea el único puntero con 11 puntos. Valencia quedó 12º, con siete unidades.

El partido dio comienzo con una superioridad absoluta del Villarreal, que abrió el marcador en un claro penal de Paulista sobre Pedraza, en el que Alcácer no dio opción a Jaume Doménech.

Tras ese gol, el equipo local mantuvo su dominio y tuvo ocasiones claras para incrementar su ventaja, sin embargo, pasada la media hora de juego, el Valencia creció poco a poco y un gran remate de Guedes propició el 1-1 cuando el panorama para el equipo visitante no era tan sombrío como en el tramo inicial del choque.

Pese a lo visto durante buena parte de la primera mitad, el encuentro llegó al descanso con empate en el marcador y con una distancia menor entre ambos equipos que la mostraba al principio del encuentro.

No hubo tantas diferencias como al principio en la fase inicial del segundo tiempo, marcado por las alternativas ante ambos arcos, con el Villarreal menos protagonista que al principio y un Valencia recuperado de su desastroso inicio de partido.

El Villarreal se había atascado y el Valencia se había soltado, pero ni unos ni otros se mostraban claros de cara al arco y, además, daba la sensación de que ninguno quería arriesgar demasiado a la espera de conseguir una oportunidad para hacer el segundo tanto. Así fue. Parejo, con un gran remate, hizo el 2-1, que no celebró, cuando mejores sensaciones mostraba el Valencia.

El Valencia acusó el gol y el Villarreal recuperó protagonismo. Se volvió a jugar al ritmo del equipo local, como al principio del encuentro, sin que el rival pudiera hacerse con el control del juego.

Al Valencia le faltaba la presencia en ataque que había tenido en el tramo inicial de la segunda parte y sus posesiones de la pelota no finalizaban en opciones de gol ante un rival que atacó hasta el final, aunque sin claridad.

¿Querés recibir notificaciones de alertas?