Preguntas por las preguntas

The answer, my friend, is blowin’in the wind. Bob Dylan.

La disertación de la presidenta en Harvard actualiza la cuestión de la pregunta.
Es suficientemente conocido que luego de una exposición en que la presidenta planteó, como suele hacer, muchas preguntas y cuestionamientos al orden internacional, hubo una ronda de “preguntas”.

Uno de los “preguntantes” repitió literalmente los argumentos que los “fondos buitre” volanteaban a los asistentes. ¿Hace falta recordar quiénes son los fondos buitre? ¿Qué podríamos pensar de los argentinos que se alinean a esos intereses?

Todas o casi todas las supuestas preguntas no fueron tales; fueron afirmaciones imposturas, ataques, faltas de respeto o agresiones, en una secuencia que nos es muy familiar.

Recordamos que hace poco tiempo un seleccionado de los personeros principales de los grupos de medios concentrados con su actual vocero, Lanata, a la cabeza, se presentaron “queriendo preguntar”. Ahora se solazan porque parece que eran éstas las “preguntas” que querían hacer. Pero no es preguntar lo que quieren los medios hegemónicos. Cuando aparece una verdadera pregunta la ocultan en medio del ruido.

Preguntar va de la mano del sentido crítico que ha recuperado buena parte de América Latina y que los vuelve locos. Es lo que los hace gritar destemplados atacando al poder político.

Preguntar por las alternativas al camino único del capitalismo neoliberal está en el centro de las posibilidades de expresión de esta nueva realidad continental.

Preguntar por la razón de que grupos concentrados manejen la comunicación del país y recorten, manipulen o censuren a su gusto está en corazón de la movilización social que comenzó en los albores de la recuperación democrática y tuvo un hito fundacional con la sanción de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual.

Preguntar por los motivos de la destrucción de la industria argentina y de las economías regionales está en el meollo de los debates actuales sobre la compra de dólares.

Preguntar por el rol de la política y los políticos, por los jóvenes, por los jubilados, por la dignidad, la justicia y la independencia es el nudo de los enormes logros que hemos tenido estos últimos años y la posibilidad de ser la bisagra a un futuro de libertad y grandeza.

La pregunta ocupa el lugar neurálgico que posibilita un proyecto emancipador, un proyecto popular, de los de abajo, de la reparación.

La pregunta incluye la posibilidad de inquirir y cuestionar el sometimiento del representante legítimo a los medios concentrados que quieren ponerlo en la picota.

La pregunta plantea la posibilidad de negarse a esa posición subordinada. Esencialmente la pregunta es el cuestionamiento a la subordinación, a lo que no resiste la mirada a los ojos de los desiguales: -¿Por qué tenemos distintas oportunidades? O directamente, ¿por qué tú tienes lo que yo no?

Esa asimetría que construye el mercado pero pone en cuestión la política es la pregunta que no resisten. Que nunca resistirán. Que nunca formularán. Es lo que quieren tapar con un ruido ensordecedor.

Mientras tanto, aunque la pregunta les resulte insoportable, como dijo hace varias décadas Bob Dylan, “la respuesta está soplando en el viento”.

Opiniones (7)
21 de agosto de 2018 | 21:08
8
ERROR
21 de agosto de 2018 | 21:08
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Leía el último post de javier fernando: "último stalinista", "ex PC", "desaparecida ex URSS" y encima el título "Stalinistas". Todo esto referido a Martín Sabattella. Hacia tiempo que no me reía tanto.
    7
  2. El último stalinista confeso nombrado por los K es Sabatela en el nuevo Comfer. Nombrar a este ex PC como cuidador de la libertad de expresión, después de ver el "cuidado" que ponían estos en la desparecida ex URSS, es como poner a un alcóholico al cuidado de un bar.
    6
  3. Interesante: sbragagnolo dice "por favor no me mandes a Morenos a pegarme", javier fernando habla de "gobierno stalino-fachistoide", cer abunda "el ridículo que hizo la reina". Ahora sé de donde saca Capusotto sus personajes. No era tan genio, solo leía mdzol.
    5
  4. lamento contradecirlos pero hasta del triste papel de almenara se vuelve... se acuerdan de los fundamentalistas del menemismo, iguales de serviles al rey de turno que los de ahora, pensamos que no iban a estar más, si embargo nunca se van, ahora muchos son K y nos refriegan en la jeta la impunidad y el desparpajo de mutar como camaleones. serviles y miserables como los de ahora.
    4
  5. rebelarse contra el ridículo que hizo la reina, que lo hizo como es su costumbre, tratando de "pasar" a quién le pregunta. Primero Padilla, después Rudman, ahora vos. Y por mas que quieran, de los sucesivos ridículos que hace sin que nadie la mande a hacerlos, no se vuelve, porque son ridículos básicos, elementales, como los de ustedes.
    3
  6. ¿Usar a Bob Dylan para defender a Vila Manzano, Spolsky o los energúmenos de 6, 7 y 8, parece como mucho no? ¿Qué parte del derecho a formular preguntas no entendés? ¿No te parece que hace falta más inteligencia para defender a este gobierno stalino-fascistoide? ¿Es la misma desmesura de los K del Consejo de la Magistratura, tratando de eliminar un consejero opositor para imponer como jueza a una burra K que encima mintió en la propia denuncia? Han entrado en el reino del ridículo, al que vos hace tiempo ingresaste, como miembro servil del kirchnerismo. Como sabrás y experimentarás a diario, de él nunca se vuelve.
    2
  7. Carlitos...
    Carlitos, dejen que la gente pregunte lo que quiera. Es de facho pretender que lo único que sirve es lo tuyo y lo de los demás no. Si están tan seguros de tener todas las respuestas, ¿por qué la Sra no va a cualquier universidad pública a hacer lo mismo que hizo en Harvard, someterse a que los estudiantes le pregunten lo que quieran? ¿Por qué decís que son ataques? ¿En serio no tenés ninguna duda sobre el patrimonio de la "exitosa abogada", que se multiplicó por 35 desde el 2003? ¿Cómo hizo para litigar tanto siendo que era Senadora primero y Presidente después? ¿En serio no tenés dudas sobre la inflación? Que ella no vaya al supermercado te creo, pero vos tampoco vas? Ustedes toman como agresión cualquier pregunta que los saque del libreto, porque está en la naturaleza peronista agredir a quien piensa distinto (¿Te acordás cuando no eras peronista y pensabas esto mismo?). No se pongan tan histéricos por unas pocas preguntas, muchachos, o será que se están quedando sin respuestas (por favor no me mandes a Moreno a pegarme, que es lo único que se les ocurre últimamente...)
    1