Política

La Cámara de la Construcción quiso financiar una historia a su medida

Una charla en formato diferente con uno de los más grandes historiadores argentinos, Luis Alberto Romero. Al estilo "Carpool", más de casualidad que en forma organizada, la entrevista obtuvo resultados sorprendentes: quiénes robaron más con la obra pública, el rol de Carlos Wagner en la Cámara de la Construcción y el kirchnerismo, quiénes fueron los mejores presidentes de la Argentina, con quién comparar a Mauricio Macri y además, una gran duda: cómo decidir, medir o recordar el "mejor momento" del país. 

Por Gabriel Conte

El historiador Luis Alberto Romero en diálogo con Gabriel Conte durante un viaje corto por la Ciudad de Mendoza.

 El historiador Luis Alberto Romero, autor de más de 20 grandes libros, hijo del también hombre de la Historia José Luis y potente palabra intelectual sobre el presente y el pasado argentino, fue contratado por la Cámara Argentina de la Construcción, presidida durante tiempos del kirchnerismo -cuando esto sucedió- por Carlos Wagner, para reescribir la historia y quedar "bien parados" rumbo a la posteridad. El eje de ese relato era: "Todo pasa, las obras quedan". Pero cuando Romero se dio cuenta de la maniobra resignó continuar en la tarea porque -confesó a MDZ- "todo pasaba, pero ni siquiera las obras quedaban".

Así lo contó durante un viaje en auto entre la Redacción de MDZ y su hotel, en una semana en la que mantuvo una intensa agenda de actividades en Mendoza, entre la Universidad Nacional de Cuyo, la Dirección General de Escuelas -que conduce su amigo Jaime Correas- y los convites sociales, que no le faltaron. Romero participó de una muy interesante entrevista con Santiago Montiveros en el programa "Otra Manera", por MDZ Radio, en donde habló -entre otros temas- del rol de las empresas contratistas del Estado a lo largo del tiempo en la Argentina. Escuchá esa entrevista:

Hasta allí lo llevó Correas y, una vez concluida la nota, la envergadura del entrevistado dio para seguir la charla acompañándolo hasta su hotel, en el centro de la Capital mendocina. Fue cuando le propusimos hacer un "Carpool", como el que -con Karaoke mediante- se realiza en el segmento de "The Late Late Show con James Corden" en el que su presentador invita a los famosos invitados musicales a cantar sus canciones preferidas, aunque no sean músicos. "¿No me van a hacer cantar, no?", preguntó, de todos modos, Romero al subirse y empezar un diálogo de poco más de 10 minutos en la hora pico de tránsito en la Ciudad de Mendoza. Sin embargó, "cantó", de otro modo.

Romero repasó la historia de la obra pública. "Siempre que hubo momentos en que se pudo hacer grandes obras seguramente hubo retornos, porque las coimas están presentes aquí y en todas partes del mundo. Inclusive, las comisiones están reguladas legalmente en otros países", comentó. 

A raíz de la consulta en torno al prócer mendocino Emilio Civit, involucrado en sus tiempos de ministro de Obras Públicas de la Nación con Julio Argentino Roca como presidente, en escándalos de corrupción, y específicamente sobre si la Historia borra esos episodios con el paso del tiempo, dijo:

- Yo creo que la corrupción es casi como una parte de un negocio. Es difícil que si el Estado gasta en algo no haya una comisión. Inclusive en algunos países está legalizado.

"Limpiar su imagen"

En el trayecto, Romero se desvió (a pesar de no ser el conductor del vehículo sí lo fue de la charla) hacia algo que tenía guardado y que no había contado: qué tiene que ver él con los "cuadernos de la corrupción".

- En 2015 tenía alguna vinculación con la gente de la Cámara de la Construcción...

- ¡Está implicado!

- ¡Sí, sí, sí! Creo que querían que los ayudara a limpiar su imagen. Cuando hacíamos las reuniones, había un empresario que cuando tocábamos este tema cercano, me decía siempre: "Lo importante es que la obra queda". Y yo pensaba para mí: "Sí, la obra queda y vos te quedás con una buena parte".

- Es que no sólo quedaba la obra...

- ¿Quién era ese empresario? Wagner. (N. de la R.: Carlos Wagner, el presidente de la CAC que está involucrado en el caso como "El Club de la Obra Pública")

- ¡Justamente Wagner!

- Sí, justamente Wagner.

- Dicen que era el jefe o mejor dicho el coordinador, porque parece que el jefe estaba más bien en la política.

- Era el contacto de (Julio) De Vido. Lo eligió a él. Esa es la característica de la fase kirchnerista, que no es de una empresa como pudo ser, por ejemplo, Pérez Companc, o la "patria contratista" que iba y decía "queremos hacer tal obra y esto es para vos". No. no: esto era el Gobierno, un grupo chiquito del Gobierno, que organizaba su gestión política para saquear. Lo peor que nos quedó fue esto de organizar la gestión política para saquear.

La diferencia con Civit

En este punto, Luis Alberto Romero halló la respuesta a la pregunta que se disparó cuando se estaba poniendo el cinturón de seguridad y que nos retrotraía a los tiempos de Roca y Civit:

- Esa es la gran diferencia con la época de Emilio Civit.

- ¿Que en este caso fue organizada exprofeso para robar?

- Claro.

- Cuando uno habla con grandes empresarios de la construcción dicen que "si no hacíamos eso se quedaban con nuestras empresas". Aunque también se crearon empresas nuevas, que se hicieron grandes de un día para el otro, ¿no?

- El negocio típico no requería de una participación activa del empresario. Requería más bien de gente como Cristóbal López o Lázaro Báez, con los que crearon lo que un poco exageradamente llamaron "la nueva burguesía nacional". O el caso de Eskenazi. La pata que necesitaban del otro lado para robar o lo que hizo Wagner con la Cámara Argentina de la Construcción. Pero en muchísimas ocasiones de la Historia aparece el famoso problema de la responsabilidad. Es como si le preguntaras al director de un campo de concentración y exterminio nazi. Respondería: "Qué quiere que haga. Si no me matarían a mí". No tiene respuesta eso.

- ¿Usted pudo reclamarle en la cara a Wagner?

- No. Yo de la comisión con el que más hablaba era con Chediack.

- Que hoy también está implicado.

- Está involucrado, pero tuvo un buen arrepentimiento, digamos, sobre todo porque dejó la empresa. Pienso que todos estuvieron involucrados y que también hubo gente que un momento dijo: "Vamos a cambiar las cosas".

Mauricio Macri y la Historia: "Normalizar un país desquiciado"

- ¿Y con quién se puede comparar a Macri en la Historia? ¿O no tiene comparación?

- Bueno, las comparaciones, usted sabe, siempre es elegir unas cosas y descartar otras.

- Tal cual.

- No hay dos cosas iguales. A mi me parece que lo que va a caracterizar el período de Macri, si le va bien, que es un interrogante, es algo bastante novedoso que es normalizar un país desquiciado. Eso no es lo mismo que lo que hizo (Arturo) Frondizi, con quien se lo compara por muchas razones, que fue darle un gran impulso a la actividad económica. O lo que hizo (Agustin P.) Justo, que fue crear una forma nueva de Estado y también una forma distinta de relacionarse con la Economía. Lo que tendría que hacer Macri para mí es muchísimo más modesto, o más difícil: reconstruir el Estado de Derecho.

- Siempre estamos tratando de reconstruir el Estado de Derecho.

- Así es.

- Es como algo cíclico, ¿no?

- Sí. pero reconstruir el Estado de Derecho quiere decir, entre otras cosas, pensar que la ley está para ser cumplida y no para cambiarla cada vez que nos molesta y hacemos otra. La otra (tarea pendiente) es reorganizar la administración del Estado que incluye eliminar la mafia que están enquistadas en cada uno de los lugarcitos. Son las más difíciles de encontrar. Son como las cucarachas.

- Qué difícil es ver al Estado de Derecho como prioridad cuando la gente pide otra cosa. ¿A lo mejor no le interesa?

- Ese es el problema.

- Hace unos días, cuando entrevistamos a Sergio Fajardo, excandidato a presidente de Colombia nos dijo que la gente en nuestros países elige el "roba pero hace". Igual que en la Argentina.

- Es lo que me decía Wagner, aunque era falso, porque ni siquiera hacían las obras. O las hacían mal. Le doy un caso sobre el Estado de Derecho: cuando la Corte decidió aplicar el principio del "2 por 1" a una persona horrible, que no recuerdo su nombre. La ley decía eso y la Corte lo que hizo fue aplicar la ley. Hubo una gran reacción diciendo: "Cómo es posible que la ley esté protegiendo a un miserable". Ej realidad, la definición de ley es esa. La reacción fue tan grande que decidieron cambiar la ley. Vino (Ricardo) Gi Lavedra con un proyecto e interpretó la ley.

- Cuando debería haber sido al revés.

- ¡Claro! Y los tipos en la Corte cuando querían sentar un precedente de que la ley debe ser umplida se vieron humillados.

- Ajustar las leyes a su conveniencia, sería.

- Claro. No sé si conoce esa frase que se les atribuye a los peronistas que dice: "Salvo en la Ley de la Gravedad, todo se arregla".

- No debe ser solo de los peronistas...

- Debe ser más vieja que el peronismo.

El mejor momento de la Argentina

- ¿Cuál fue el mejor momento del país? Tengo la impresión de que no tenemos registro de un "mejor momento". La sensación es que siempre vivimos malos momentos, salvo que uno sea muy fanático del gobierno de su época.

- Bueno, pero objetivamente, un buen momento para el país fueron los años de la presidencia de (Marcelo Torcuato de) Alvear. En realidad es lo que se conoce en el mundo europeo como "Los años dorados". Después da la Primera Guerra, desde los años ´20 hasta los ´30. Fue un respiro.

- Ahí vino el golpe...

- La otra parte de la pregunta siempre es muy subjetiva: uno no puede comparar épocas en las que vivió con las que no vivió. Pero para mí una buena década fue la de los ´50 ´60. Me parece que fue una década en donde lo bueno de la Argentina llegó a una maduración y lo malo todavía estaba en pañales. Pero claro, ¡época de mi juventud, cómo no me va a parecer buena!

Mirá el video de la charla completa abajo:

 

Tags

  • Entrevista en video
  • Argentina
  • Mendoza
  • kirchnerismo
  • arte
  • Alberto Ure
  • Estado
  • Cámara de la Consrrucción
  • Cámara Argentina de la Construcción
  • Dirección General de Escuelas
  • Otra Manera
  • MDZ Radio
  • Universidad Nacional de Cuyo
  • The Late Late Show
  • Alberto Nisman
  • Selección argentina
  • Juan Alberto Badía