Opinión

El changuito virtual, opción online con casi tantos fans como el dólar

En el #Wok de hoy: Los datos del eCommerce nacional confirman que los argentinos nos subimos a la tendencia mundial + 9 de cada 10 usuarios de Internet hicieron al menos una compra por esta vía + Del otro lado del mostrador virtual, buscan el acceso de los pasos entre el cliente y el producto + Velocidad, seguridad y calidad, ejes de un negocio en alza permanente. 

Por Rubén Valle

El primer semestre del 2018 fue exitoso para las tiendas online.

{ Maridaje } Para musicalizar la lectura de esta columna te propongo Twelve-inch, de Curtis Fuller

En este contexto de datos que muestran las distintas caras de una economía nacional con severos momentos de bipolaridad, vale detenerse en los números que arroja el comercio electrónico. 

El balance del primer semestre de 2018, realizado por la Cámara Argentina del Comercio Electrónico (CACE), registró un crecimiento del 59% de las compras si se compara con igual periodo del 2017. Esto significa una facturación que llegó a los $97.892 millones. El año pasado cerró con una facturación total de $156.300 millones. 

Independientemente de los montos impresionantes que genera el eCommerce en el país, es interesante ver aquellos números que revelan el perfil de los que consumen por esta vía. 

En base a estas estadísticas del sector, surge que 9 de cada 10 argentinos conectados hizo al menos una vez alguna compra en línea. Hablamos de 18,3 millones de personas. El 92% de las ventas totales se concretó utilizando la tarjeta de crédito. Este año los pedidos de compra crecieron casi el 60%, algo así como unos $536 millones por día, pero la incertidumbre que instalan los vaivenes de dólar hacen difícil dilucidar cómo seguirá el comportamiento de los clientes.

Para la CACE, la razón del crecimiento comercial online hay que buscarla en un mercado más maduro, que se va profesionalizando permanentemente y que el comprador no habitual ha ido perdiendo prejuicios y, sobre todo, el temor de compartir datos de su tarjeta de crédito. De hecho, el uso de esta ya alcanza el 82% de las opciones de pago. La alternativa de pagar al recibir el producto adquirido a través de Rapipago o Pago Fácil también va en ascenso. Contrariamente a lo que uno creería, lo que ha bajado es el envío a domicilio frente al retiro en tienda o en sucursales de correos. 

Esta vez de Big Data, otros números que definen al comprador online: 82,9% de los sitios comercializa productos por un precio promedio de menos de US$ 100; los sitios grandes reciben en promedio más de 500.000 visitas al mes, mientras que los considerados pequeños están en las 10.000 o menos; a principios de año, el "pronóstico" anunciaba que el 58% de los argentinos compraría online, una perspectiva que en función de la crisis económica in crescendo difícilmente se concrete, según vaticinan los propios vendedores. 

Un punto clave en materia de seguridad es que 72,2% de los sitios en nuestro país utilizan el protocolo SSL (Secure Sockets Layer) para encriptar la información de sus clientes.

Las categorías más requeridas por el e-consumidor son (no necesariamente en este orden): pasajes de avión, celulares, electrodomésticos, ropa, videojuegos y cosméticos. 

 Otra tendencia mundial a la que se sube el comprador argentino es que son cada vez más los que realizan estas operaciones a través del celular y no por una computadora personal o una tablet. Esto llevó necesariamente a la mayoría de las tiendas online a adaptarse en cuanto a diseño, accesibilidad y estrategias publicitarias. 

En tren de seguir creciendo en clientes virtuales, el mercado electrónico está poniendo fuertemente el acento en que las compras online se hagan en un solo paso, que todo sea más rápido y fácil reduciendo el camino hacia el producto deseado. Mientras que en 2015 había que sortear 4,7 pasos, el año pasado se bajó a 2,7. 

Finalmente, mejorar las condiciones del envío, flexibilizando las opciones, es otro de los desafíos del sector para que llegue el día que los productos fluyan hacia nosotros y no al revés. Sí, música para los oídos de sedentarios, cómodos irremediables o workaholics intransigentes. 

"Los medios que vienen podrán evolucionar como especie, fagocitando en su ecosistema a medios de otras especies, pero generalmente, no mueren, conviven: los libros, las canciones, las películas, los graffitis… con la realidad virtual, aumentada, las narrativas gamming. Las plataformas se suman, no desaparecen. Los nuevos hábitos de consumo hacen que las masas terminen yendo a las plataformas que más los representan en ese momento de la historia. Algunas tendrán más éxito que otras y algunas se resignificarán como la radio que está más viva que nunca, a través del directo, del podcast, del celular… Así se reinventa un medio y sigue sucediendo”.

{ Damián Kirzner, especialista en transmedia y director de Mediamorfosis, en Distrito Creativo }  

Tags

  • #Wok
  • E-commerce
  • Cámara Argentina de Comercio Electrónico
  • Tiendas online
  • Comercio Electrónico
  • Dólar