"How to get away with murder": una serie adictiva como pocas

Protagonizada por Viola Davis, esta es una serie bien feminista, con una protagonista que se lleva puesto a todo el mundo y que siempre se sale con la suya a fuerza de inteligencia, perspicacia y mucho carácter.

Hay muchas series en la televisión y en las plataformas de streaming. Solamente en Estados Unidos, este año se van a estrenar más de 400 series de ficción. Algunas son buenas y otras, no tanto. Sin embargo, no todas las producciones tienen la característica de ser adictivas.

¿Qué es una serie adictiva? Una serie adictiva es esa de la que no podés ver sólo un capítulo, sino que tenés que ver de a cinco a la vez para saber qué pasa a continuación. Algunos ejemplos son "24" (la original), "Lost", "Breaking Bad" y "House of Cards".

Dentro de esa categoría también aparece "How To Get Away With Murder", creada por la prolífera productora de TV Shonda Rhimes, quien también es la mente detrás de "Grey´s Anatomy", "The Catch" y "Scandal".

Foto 2

El elenco es muy sólido, pero Viola Davis se come cada una de las escenas en las que aparece. 

Protagonizada por Viola Davis, esta es una serie bien feminista, con una protagonista que se lleva puesto a todo el mundo y que siempre se sale con la suya a fuerza de inteligencia, perspicacia y mucho carácter. Al mismo tiempo, el personaje central (Annalise Keating) le deja bien en claro al espectador lo difícil que es ser una mujer afroamericana en cualquier contexto.

La serie va por su cuarta temporada. Las primeras están en Netflix y pronto el canal Sony estrenará los nuevos episodios del show, en el que también actúan Billy Brown, Liza Weil, Karla Souza, Jack Falahee y Aja Naomi King.

La historia se centra en una abogada y brillante profesora de derecho penal de una prestigiosa universidad de Filadelfia. Nadie se quiere perder su clase y el máximo premio para los alumnos destacados es convertirse en pasantes de su estudio privado. Los elegidos son cinco y, aunque todo empieza bien para ellos, pronto se ven envueltos en el asesinato del esposo de la profesora.

Uno de los recursos más interesantes de esta producción es el uso de los flashbacks y las historias paralelas, que provocan que el espectador crea saber hacia dónde va la historia solo para descubrir cerca del final de cada temporada que, en realidad, la cosa va por otro lado.  

HTGAWM

Viola Davis junto a las actrices Liza Weil y Aja Naomi King. 

Algo para celebrar es que el elenco es muy diverso. Además de tener un gran porcentaje de actores afroamericanos, aparecen latinos, gays y asiáticos, reflejando bastante bien cómo es la población de una facultad promedio en Estados Unidos.

La serie se estrenó en 2014 y ha tenido mucho éxito desde entonces. El público la aceptó de inmediato, a pesar de que las ​creaciones de Shonda Rhimes tienen un marcado perfil que favorece a la exageración y las situaciones límites. Pero tampoco hay que ponerse tan exigente, las series están para entretener y son pura ficción. Nada más.

En 2015, Davis pasó a la historia por esta interpretación al convertirse en la primera mujer afroamericana en ganar el premio Emmy a Mejor Actriz Protagónica de una serie Drama. Nada mal.

Opiniones (0)
22 de noviembre de 2017 | 21:43
1
ERROR
22 de noviembre de 2017 | 21:43
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"