Vuelven a implicar a Sodano con la Legión de Cristo

Los Legionarios de Cristo confirmaron que el reverendo Thomas Williams le pidió al papa Francisco que le exima de su celibato.

Los Legionarios de Cristo confirmaron que el reverendo Thomas Williams, teólogo, escritor, conferenciante y personalidad de la televisión, que ha confesado tener un hijo, le pidió al Papa Francisco que le exima de su celibato y otras obligaciones sacerdotales. Un amigo suyo, el reverendo John Connor, escribió en un blog que Williams quiere cuidar a su hijo y a su madre. Tras la admisión de Williams, su superior de entonces en la Legión dijo que sabía desde hacía años la existencia del niño, pero permitió a Williams continuar la enseñanza y la predicación. Pero ese es solo el comienzo de una historia más compleja.

En efecto, se sabe que el otrorea poderoso cardenal Angelo Sodano fue por décadas protector de Marcial Maciel y su Legión. Ahora, en este nuevo tiempo que se vive en el Vaticano, se dará comienzo en enero al Capítulo General de los Legionarios de Cristo en Roma, sin la tuición ni el apoyo del controvertido cardenal Sodano. Todo está en manos del cardenal Velasio de Paolis, nombrado Delegado Pontificio y que ya advirtió que la "revisión" de las Constituciones escritas, en su momento, por el propio Marcial Maciel.


Se confirmó que un sacerdote estadounidense de los Legionarios de Cristo decidió abandonar el sacerdocio luego de reconocer que tuvo un hijo hace un año. La Legión dijo que el reverendo Thomas Williams le pidió al Papa Francisco que le exima de su celibato y otras obligaciones sacerdotales.

La cuestión es que su superior de entonces en la Legión dijo que conocía la existencia del niño, o sea que el sacerdote mantenía una doble vida, pero le permitió continuar la enseñanza y la predicación; otro golpe a una Congregación desacreditada por las acusaciones de que su fundador, Marcial Maciel, muy cercano a Juan Pablo II y al cardenal Angelo Sodano, era un pedófilo que fundó un culto que el Vaticano intenta reformar desde los días de Benedicto XVI.


Junto a lo que sucede con Thomas Williams, ha trascendido que dirigentes de los Legionarios de Cristo le prohibieron al sacerdote Peter Byrne (también legionario) dar conferencias a padres de familia y recabar datos para su doctorado en México, con el argumento de que ellos "deben proteger a las comunidades".

Él explicó; "Al pedir razones, el director territorial de México me explicó que no quieren que vaya (...) porque tienen los superiores el deber de proteger a las comunidades de la inquietud que yo pudiese causar", comentó en un texto dirigido a sus superiores.

Byrne aclaró que él no ha enviado a los medios las cartas críticas que han trascendido; sin embargo, éstas se hicieron públicas. Por ejemplo, el diario Milenio, de Ciudad de México DF, tiene algunas de ellas, aparentemente remitidas por Pablo Pérez, un ex Legionario expulsado de la filial en Playa del Carmen.

Peter Byrne destaca, sobre la prohibición a visitar México; "Me ha dolido en el alma esta exclusión de la comunidad legionaria, en los últimos años he pedido públicamente y en privado justicia y reconciliación para con las víctimas de Maciel (...) así como la transparencia en el gobierno y las finanzas de la congregación".



Byrne solicitó también a los superiores la investigación y redacción de la auténtica historia del fundador, Maciel, y "la identificación y exclusión de los elementos pérfidos del macielismo: la mentira, el engaño, el utilizar a las personas como medios a un fin, la mentalidad de resultados numéricos, el racismo, el infantilismo, la falta de debate y de espíritu crítico...".

El sacerdote planteó a sus superiores, entre otras, las siguientes preguntas:

"¿Cuál de estos elementos les puede causar inquietud? ¿Cuál de estos elementos justifica que yo sea excluido de sus comunidades? ¿Es nueva una legión que excluye a los que pensamos diferente, una legión que no tiene espacio para el hermano incómodo, el que estuvo 34 años a su lado? ¿Acaso no es esta la misma vieja legión que no oyó a las víctimas de Maciel?"

El sacerdote también destacó: "Personalmente me ha inquietado mucho que los encubridores de Maciel sigan visitando comunidades, predicando ejercicios y retiros, que sean nombrados superiores y directores espirituales; pero en ningún momento he considerado que no tengan el derecho de estar en una casa legionaria, comer a la mesa o dormir en un cuarto. Pues al fin son hermanos, o fuimos hermanos".

En junio de 2010, en una carta enviada al director Álvaro Corcuera, Byrne empezó a denunciar la veneración que se le rinde a Maciel pese a las instrucciones del Vaticano de retirar sus fotografías.

El religioso solicitó que el cuerpo de Marcial Maciel, que se encuentra en el altar de la capilla principal en Cotija, Michoacán, sea trasladado a una de las gavetas laterales donde están los demás legionarios para que en el centro esté presente solamente Cristo. No se sabe si esta solicitud fue acatada por los líderes Legionarios locales o si vino alguna indicación al respecto desde Roma.

Fuente: Religión Digital

Opiniones (1)
22 de agosto de 2017 | 04:30
2
ERROR
22 de agosto de 2017 | 04:30
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. En toda insitución hay reglas, en la Iglesia el celibato es una regla que conocen de antemano quienes abrazan ese apostolado, el que no puede seguirlas debe acerse a un lado, no puede querer amoldar a sus necesidades las reglas que otros muchos pueden seguir. El sacerdote se debe a la comunidad, su mente no puede estar ocupada por pensamientos de sexo, necesidades de su familia, etc. veo bien que si quiere tener hijos y vivir en matrimonio deje el sacerdocio.
    1
En Imágenes