opinión

Puentecito del río que pasa...

El peronismo no es un club o un partido burgués de posicionamientos personales. El peronismo es fundamentalmente una experiencia del Pueblo.

Puentecito del río que pasa...

 El Peronismo siempre generoso, "nunca sectario", le ha dado lugar a varios "ocupas" que solo ven en él, la posibilidad de usufructuarlo para beneficio propio o el de sus ambiciones personales, colisionando con lo colectivo y el "Bien Común". El peronismo no es un club o un partido burgués de posicionamientos personales. El peronismo es fundamentalmente una experiencia del Pueblo, y se integra a la experiencia de su Pueblo todo aquel o aquella que se identifique con los intereses de los más.

Los que acostumbran moverse tras bambalinas, cual cortesanos (algunos piensan que es una "forma de militancia"), se sacan la foto con quien ostenta el trono circunstancial; pero tienen dificultades para entender, cuando hablan, cómo y qué es el Peronismo. Justo es decir que con esa práctica no les ha ido tan mal. Son atletas de "elite", especialistas en salto de vallas y navegación a dos aguas, de manera que cuando llegue el momento pegan el salto hacia donde más convenga. Por ello tampoco dudan en usar a Su Santidad el Papa Francisco, con el fin de tener algún protagonismo y pescar a gente de buena voluntad, que esperan de la política el medio para mejorar sus vidas.

Nuestro futuro se plantea, primero, teniendo en claro qué significa y la razón de ser Peronista y no desde un término oportunista y marketinero como la tan usada "Renovación". Se puede decir que en nuestro movimiento están "los revolucionarios" que siempre pujan contra sectores que usurpan privilegios y alientan la recolonización de la Argentina; pero también están "los preservativos" que buscan preservar el orden actuando como ayudantes de los pastores para que el rebaño no se ponga arisco. Los preservativos nunca transforman, nunca trascienden, ni hacen historia. En cambio, los que aspiran a mantener el peronismo como movimiento popular activo, los que quieran dar soluciones, tienen que ir al fondo de los problemas.

En esto de reconocer errores, el proceso para ser creíbles es comenzar con la propia autocrítica. Aquellos que han tenido el privilegio de ostentar cargos gracias al Peronismo, sin esfuerzo ni trayectoria, deben ser los primeros en efectuar la "autocrítica", punto de partida para el debate sin hipocresías.

Por último, cabe destacar que es sospechoso, que quienes reducen su militancia a apariciones en los medios periodísticos, hablando de errores, nunca opinen como oposición de la gestión Nacional, Provincial o Municipal. ¿O acaso estará todo bien ahí y todo mal en el Peronismo?

Ojo. Sigue persistiendo un error dentro del PJ que ya nos hizo perder elecciones. Los que debiendo hablar de las gestiones callan, se obstinan en "corregir nuestros aciertos" para seguir reincidiendo en los errores... Nuestra importancia como "fuerza política de transformación" depende de nuestra exclusiva responsabilidad y la manera de mantener o agrandar nuestro prestigio es ocupando el lugar de oposición que hoy nos asignó la comunidad, velando por los intereses nacionales y buscando - día a día - mejorar la calidad de vida de nuestra Comunidad.

Opiniones (0)
24 de noviembre de 2017 | 04:18
1
ERROR
24 de noviembre de 2017 | 04:18
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Grammy Latinos 2017
    18 de Noviembre de 2017
    Grammy Latinos 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia
    16 de Noviembre de 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia