opinión

El falso irenista

El papel asumido por Francisco permite destacar su falsedad, al menos, en tres aspectos.

El falso irenista

El acontecimiento mundial de la visita del papa católico a Cuba y Estados Unidos ha dejado numerosos elementos de análisis.

En el marco del Jubileo Extraordinario de la Misericordia emprendió una gira política por aquellos países - disfrazada de viaje apostólico - uno de cuyos ejes fue cumplir el rol de pacificador, preconizador de la paz y la conciliación, lo que se observó nítidamente no sólo en sus acciones sino en sus discursos.

Ese rol tuvo efectos impactantes en EE.UU., por ejemplo, con el izamiento de la bandera del Vaticano en la ONU; la presencia de un papa católico en la sede del congreso norteamericano – ambos acontecimientos, por primera vez -; y la alianza con el presidente de la primera potencia mundial en materia de inmigrantes, refugiados y cambio climático. Todos temas políticos sobre los que la iglesia católica no tiene competencia.

El papel asumido por Francisco - una faceta más de la tremenda operación de marketing vaticano para reforzar el antievangélico “prestigio” de la institución y recuperar liderazgo moral -, permite sacar a la luz la antigua doctrina del irenismo (o pacifismo), y destacar su falsedad, al menos, en tres aspectos.

Utilicemos para ello una herramienta – la memoria - destacada por un distinguido sociólogo en una reciente entrevista, y que Bergoglio formuló así: “Un cristiano sin memoria no es un verdadero cristiano: es un hombre o una mujer que prisionero de la coyuntura, del momento; no tiene historia. La tiene, pero no sabe cómo aferrar la historia. Y justamente es el Espíritu que le enseña cómo aferrar la historia. La memoria de la historia…” (1).

1. La pena de muerte: en el Catecismo y en la dictadura

Innumerables medios abarrotaron sus espacios con el pedido del papa de abolir la pena de muerte: “todos los cristianos y personas de buena voluntad están llamados hoy a luchar no sólo por la abolición de la pena de muerte, legal o ilegal y en todas sus formas, sino también para mejorar las condiciones carcelarias, en el respeto de la dignidad humana de las personas privadas de libertad" (2).

Y la memoria no hace otra cosa que señalar su falso irenismo, en especial, porque la pena de muerte es mantenida por la iglesia en el N° 2266 de su Catecismo, y la avaló con su complicidad en la última dictadura cívico-militar-católica. Tampoco concuerda con el dogma del castigo eterno.

Sostuvo el referido sociólogo: “qué bueno hablar de la pena de muerte hoy, lástima que hubiera sido tan importante hablar durante la época de la dictadura, ¿no?, con tantos muertos bendecidos. Cuando el presidente de la Conferencia Episcopal Argentina de aquella época dice que está bien torturar porque es la manera para que las personas digan lo que saben y eso ayuda al plan de Dios, que era Tortolo, y el Vicario de las Fuerzas Armadas Bonamín, junta a todos los generales y coroneles para decirles que la tortura la iglesia la avala, la Iglesia Católica argentina…” (3).

Párrafo aparte merecen no pocas huestes católicas que, a diario, no dejan de vociferar que los delincuentes son unos “negros de mierda que hay que matar”, cuestionando permanentemente por qué hay que mantenerlos en las cárceles.

2. Las ideologías: ¿y por casa, cómo andamos?

En Cuba, quiso despegarse de las ideologías al sostener: “el servicio nunca es ideológico” porque “no se sirve a ideas, sino que se sirve a las personas”. Esta idea ya la había expresado en su viaje a Paraguay al decir que siempre terminan en dictaduras.

El falso irenismo de Francisco resalta, precisamente, por el carácter ideológico de su propio pensamiento – la ideología clerical, o Doctrina Social de la Iglesia – sobre cuyos aspectos nos referimos en otra oportunidad (4).

Vieja categoría que está integrada, también, por el pensamiento de los papas y obispos católicos, desde el momento que implica un cuerpo de doctrina, una visión de los diversos aspectos de la vida del hombre, y su elaboración por un determinado grupo social. Asimismo, porque las ideologías siempre están condicionadas por los cambios sociales y políticos, de modo que al menor de ellos, se tornan inactuales. El anacronismo actual de numerosos contenidos del catolicismo responde a su carácter ideológico.

Se suma el transpersonalismo de la religión del papa, donde las personas pasan a un segundo plano, siendo prioritario el estado y supervivencia de la institución que está sobre las personas y aun contra ellas, destacando todavía más su carácter totalitario e invasivo.

Pero su demagogia pudo más. Si bien criticó las ideologías, omitió referirse a las que imperan en los países visitados. Ello se debe a una añeja estrategia vaticana que no tiene en cuenta la ideología de los poderosos en tanto y en cuanto le reporte beneficios, privilegios y prebendas.

Como decía un teólogo, “La ideología de un estado es algo que resulta bastante indiferente a cualquier jerarquía cristiana. Lo que importa es sacar partido de ella. Cuando ya no necesita a un estado lo deja en la estacada, por grandes que sean los favores que le deba, y busca al estado fuerte de turno. Es así como los papas se aferraron a los bizantinos, a los francos, a Pipino, a Carlomagno, a los Otones…” (5). Agreguemos a Hitler, Mussolini, Franco y a los dictadores militares de Latinoamérica. Ahora les tocó el turno a Obama y Raúl Castro.

3. Los derechos humanos: en las sombras

En el capitolio estadounidense dijo: “En esta sede quiero recordar también la marcha que, cincuenta años atrás, Martin Luther King encabezó desde Selma a Montgomery, en la campaña por realizar el «sueño» de plenos derechos civiles y políticos para los afro-americanos. Su sueño sigue resonando en nuestros corazones” (6).

Las empalagosas palabras de Bergoglio no hacen otra cosa aumentar su falso irenismo en un tema, como el de los derechos humanos, donde el catolicismo romano se destaca por violarlos sin miramientos.

No sólo por no haber firmado los cientos de instrumentos internacionales que existen –ha suscripto sólo una decena de ellos, y que convienen a sus intereses políticos – sino porque sus propias normas jurídicas, a las que se aferra por el principio de autonomía de las organizaciones religiosas, lesionan sistemáticamente los derechos de sus miembros, sean clérigos o laicos.

Tutela judicial efectiva, sobre todo, de las víctimas de abuso sexual del clero; igualdad ante la ley y de oportunidades; derecho a cambiar de religión; libertad de expresión, de pensamiento y de conciencia; derechos políticos; derechos personalísimos y de género, son violados en el Código de Derecho Canónico.

Fue muy cuidadoso de no hablar de los derechos humanos en dos países que tienen una deuda histórica con ellos.

4. Francisco ¿pacificador, o dominador?

La crónica demagogia del papa argentino lo lleva a cometer omisiones tales como ignorar el pensamiento de sus predecesores. Hablamos de la encíclica Humani Generis del papa Pio XII donde este criticó lo que Francisco pretendió hacer en su gira.

Lo cierto es que el histórico viaje de Bergoglio dejó en claro el carácter político del mismo desmintiendo, nuevamente, la antigua afirmación que indica que la iglesia católica no hace política. ¡Claro que hace!

Una gira exitosa de un actor político que necesita imperiosamente sumisión. Deseo de sometimiento que, misteriosamente, tienen los creyentes – en palabras del teólogo José María Castillo -, que les brinda seguridad y que llega a ser tan determinante que hasta tiene una formulación teórica: “la obra maestra del poder consiste en hacerse amar” (Pierre Legendre).

Por eso, no hay ni puede haber pacificación cuando el pacificador mantiene en su propia ideología y comportamiento institucional significativas notas de violencia simbólica y psicológica; cuando viola sistemáticamente derechos humanos dentro de su institución y cuando su praxis política, dentro de los estados que respetan la laicidad, es oponerse de modo crónico obstaculizando el bienestar general. En definitiva, no puede haber pacificación cuando el pacificador necesita imperiosamente el sometimiento del pacificado.

Notas
(1) “Un cristiano sin memoria no es un verdadero cristiano”: el Papa Francisco el lunes en Santa Marta”, en http://www.news.va/es/news/un-cristiano-sin-memoria-no-es-un-verdadero-cristi

(2) “El papa Francisco pidió abolir "la pena de muerte en todas sus formas", en http://www.lanacion.com.ar/1737898-el-papa-francisco-pidio-abolir-la-pena-de-muerte-en-todas-sus-formas

(3) http://radiocut.fm/audiocut/fortunato-mallimaci-siempre-es-hoy-radio-del-plata/

(4) La ideología de la iglesia católica, en http://www.mdzol.com/opinion/491120-la-ideologia-de-la-iglesia-catolica/

(5) Deschner. Karlheinz, La Política de los Papas en el siglo XXI, 1994, Yalde, Zaragoza, p. 176.

(6) Texto completo del discurso del Papa al Congreso de Estados Unidos, en www.zenit.org/.../texto-completo-del-discurso-del-papa-al-congreso-de-e...


Opiniones (16)
25 de septiembre de 2017 | 04:28
17
ERROR
25 de septiembre de 2017 | 04:28
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Dr. Lombardi, todo dogma y el del catolicismo no escapa a la norma, es siempre cerrado, prieto, impermeable al progreso, a la ciencia, a la razón y al librepensamiento. Nada se puede hacer con el fanático, en razón de que no hay idea posible ante el extravío moral de estos individuos. La inquisición, la excomunión, son manifestaciones claras e incontrastables de la intolerancia propia de las religiones. Hoy las hogueras las encienden los musulmanes, ayer los católicos, mañana con seguridad que otros detentadores de verdades reveladas. No se preocupe Lombardi, recuerde el viejo axioma pitagórico: "toda ceremonia resulta muda y vacía si el participante tiene ojos y no ve, oídos y no escucha, cerebro y no comprende". Prosiga, nunca los hombres de bien han de postrarse ante los totalitarismos religiosos.
    16
  2. Sr. fernandoblacomza: Le agradezco su piadosa intención. No me queda claro en qué he sido imprudente. De hecho, he sido muy respetuoso al formular una pregunta basada en una contradicción evidente. Me gustaria que, asi como nos deja percibir su halo de prudencia, también pueda responderme. Muchas gracias.
    15
  3. Sr. Lombardi y Señor Zanetti buenas tardes: No voy a criticar lo que han escrito porque se que en la web hay mucha información encontra y mucha a favor no solo del Papa sino de casi todas las personas que adquieren importancia social, y por mas que este en desacuerdo con lo que escribe entiendo que Ud. haya elegido creer en lo que cree. Sin embargo creo que sería inteligente ser mas prudente con lo que escriben públicamente, y ustedes tienen que entender que expresar abiertamente un punto de vista destructivo, haciendo una critica que no lleva a ningún puerto, destruyendo planes de acción sin dar alguna alternativa mejor, sin propuestas concretas en las cuales ustedes estarían mas de acuerdo si se ejecutaran, dejan en evidencia que solo hay un objetivo que es desacreditar al Papa Francisco por las razones que Ustedes, que evidentemente no son católicos, considera reales. Entiendo también que no sean católicos, pero le voy a citar una parte de la biblia que puede ayudarles "Hechos 5, 38-39: Por eso les digo " No se metan con esos hombres y dejenlos en paz, porque si lo que ellos intentan hacer viene de los hombres , se destruirá por si mismo, pero si verdaderamente viene de Dios, ustedes no podrán destruirlos y correrán el riesgo de embarcarse en una lucha contra Dios". Sean prudentes, es mi consejo, y no tiene que ver con religion, es algo que al menos yo, he aprendido con los años. Atte.
    14
  4. Don alpino "Padilla, Ultrakk y Lombardo anticatólico a ultranza..." ¿por qué no se dedican a otra cosa..." Por suerte, no se dedican a otra cosa. Se llama "diversidad" y es maravillosa! Vio?
    13
  5. Esta claro que muchos no aprecian al Dr. Lombardi. Bueno, nadie les ha pedido que celebren el día del amigo juntos. Pero nadie rebate lo incontestable: La pena de muerte en el Catecismo. Porque decir en USA algo que debería intentar cambiarse dentro del catecismo? Si el papa es representante de la Iglesia Romana en USA, seria bueno saber la razón por la que no expone la doctrina de la Iglesia al respecto. Si habla desde su propia visión sobre el tema, entonces ya no representa a la Iglesia Católica? No es este un contrasentido? Me gustaría que, una vez que depongan el odio no muy cristiano a Lombardi, al menos respondan esta contradicción con discursos ya no tan centrados en el fanatismo. Gracias.
    12
  6. LOMBARDI...QUIEN ES???, CON TODO RESPETO... DUDAR DEL PAPA???, PATETICO
    11
  7. Que somos expertos en ver y buscar! paja en ojo ajeno, se encarga de mostrarlo elocuentemente este artículo. Y que lo perfecto vive conspirando contra lo bueno, también.
    10
  8. Vemos las cosas, no como son, sino como somos nosotros, dijo Kant.
    9
  9. Mi opinion sobre Lombardi. -- - QUE MENTE TAN POBRE - - -
    8
  10. Para mí este señor Lombardi no entiende absolutamente nada. Se queda a mitad de camino en todo o no tiene algunos conceptos claves. La pena de muerte es mantenida en el Catecismo, y va a seguir así porque no atenta contra la doctrina cristiana. Para dar un ejemplo, ni Cristo ni los apóstoles se quejaron de que no sólo lo crucificaron a él, sino a los otros dos ladrones. Además, sin ir más lejos, innumerables filósofos de todas las corrientes siempre la sostuvieron hasta entrado estos siglos. El papa es profundamente realista, se da cuenta que hoy los tiempos no son los mismos de ayer. Antes, la palabra tenía valor, hoy no. Hay innumerables casos de situaciones que han caído en pena de muerte y que son injustas, por eso es una verdadera necesidad que hoy la pena de muerte sea abolida. Además, chicanea con la dictadura militar. Estos tipos seguramente son los hipócritas que festejan el asesinato de Aramburu o el de Rucci. La tortura también la avala la Iglesia, al igual que participar en una guerra justa. Si hay un tipo que sabe dónde está una bomba pero seguro que hay que cagarlo a palos para que diga dónde está, si sos un cristiano que está en Siria y el Estado Islámico te quiere violar a tu hija pero por supuesto que hay que cortarles la cabeza. Eso está clarísimo y la Iglesia siempre lo sostuvo. Uno de los errores papales más grandes de la historia fue haberles pedido a los Cristeros de México que dejaran las armas, se cansaron de matarlos después de eso. En cuanto a las ideologías, este tipo confunde totalmente ideología de doctrina. La ideología es un pensamiento que se quiere imponer en la realidad. La doctrina se funda en la misma realidad, no quiere imponer nada, es un error garrafal comparar el Evangelio con una ideología más. Dando un ejemplo, Sarmiento hablaba de "el sombrero ya está listo, ahora hay que acomodar la cabeza". La doctrina social de la Iglesia afirma todo lo contrario, dependiendo de la cabeza, vamos a acomodar el sombrero a la luz del evangelio, que es amplísimo. Además, ignora que tanto la Nazismo como el Fascismo fueron condenados por la Iglesia en diferentes encíclicas. Lo de los derechos humanos es netamente impresentable. Para qué un Estado Vaticano de 3 km va a firmar tratados de DDHH? Qué sentido tiene? Si la tutela judicial se la aplican a los curas en los distintos países!! No por ser cura te van a aplicar la ley vaticana, realmente este tipo es nefasto. Lo peor de todo es que habla de los "derechos de género".. es una joda. Francisco es un pacifista, y a mí en lo personal no me gusta esa actitud tan occidentalizada porque la Iglesia es católica, es universal. Pero que "viola derechos humanos dentro de su institución"? "Obstaculizar el bien general"? "Somete al pacificado"? Realmente es una joda, nunca un papa fue tan abierto con otras religiones.
    7
En Imágenes
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
20 de Septiembre de 2017
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'