Deportes

Mientras nosotros laburamos, los delincuentes pasean en Italia

Parece un tema de nunca acabar. Los barras argentinos son la clase empresaria-popular más poderosa del país y su accionar sigue siendo cubierto por los clubes.

Mientras nosotros laburamos, los delincuentes pasean en Italia

Hablar de este tema es redundar sobre algo que parece imposible cambiar. Pero genera bronca, mucha bronca.

Es que ayer en Italia, las leyendas de Boca y la Juventus se dieron cita para disputar la Copa Unesco, la cual tiene un tinte amistoso y busca agasajar a los grandes futbolistas de la historia de ambos clubes.

Varios ex jugadores que le sacaron alguna que otra sonrisa a los hinchas estuvieron presentes en la cancha, pero fuera de ella también dijeron presente los que les sacaron alguna que otra lágrima o puteada al simpatizante del fútbol.

Después de ser amigos, enemigos, socios, delincuentes y demás; Rafael Di Zeo y Mauro Martín se mostraron juntos paseando por Italia y fueron a ver el partido en Turín.

Suena irrisorio, pero así fue. Ahora, ¿nadie hace o dice nada al respecto? No, pero todos nos quejamos.

Un tipo que tuvo pedido de captura, estuvo preso por estar involucrado en innumerables hechos delictivos y accedió hasta llegar al punto de mandar a matar gente; tiene la posibilidad de pasear por las hermosas calles de Turín como si nada pasara.

¿Y vos preguntás que es lo preocupante? Que los viajes de estos delincuentes los paga Boca Juniors, aunque desde adentro lo nieguen. Y lo mejor de todo, es que aunque Angelici salga con cara de niño mojado a decir que nada tuvo que ver los incidentes de los barras, él los vuelve a incluir en la vida del club y hasta les paga los viajes. Entonces, salimos en los medios dos días y criticamos al Panadero, pero dos meses después le dan plata para que todo siga igual.

Eso sí, y no por Boca, porque si jugaba River o Independiente hubiese pasado lo mismo. Nada más que estaríamos hablando de "Bebote" Álvarez o quizá de Héctor Caverna Godoy. Lo que sí, después no nos quejemos si un "tarado" de estos crea a un "nuevo panadero".

Parece una historia de nunca acabar. Y más allá que era un amistoso y un viaje sin motivo deportivo, la gente no debe sorprenderse si después de un par de meses de uno de los bochornos más grandes de la historia del fútbol argentino, vuelvan a suceder cosas como la del "Panadero y su gas pimienta".

De la Boca para afuera, todos criticamos estas cosas. Un par de meses después "todo volvió a la normalidad".

Opiniones (0)
23 de octubre de 2017 | 16:26
1
ERROR
23 de octubre de 2017 | 16:26
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Elecciones legislativas 2017
    23 de Octubre de 2017
    Elecciones legislativas 2017
    Wildlife Photographer of the Year 2017
    18 de Octubre de 2017
    Wildlife Photographer of the Year 2017