opinión

Economía: ¿Y ahora de qué nos disfrazamos?

Nuestra locura económica sólo es culpa de gobernantes insensatos. Así de simple.

Economía: ¿Y ahora de qué nos disfrazamos?

Las desmesuras de la economía de Mendoza son muchas y están a la vista todos los días. Pero no son las únicas. Porque formamos parte de un país que, a su vez, está lleno de otras desmesuras. Esa resistencia que tenemos los argentinos a hacer cosas razonables con la economía es lo que nos lleva a andar de crisis en crisis.

En Mendoza, por ejemplo, hay crisis vitivinícola. Y eso que en los últimos años hubo más de 1.500 millones de dólares de inversión privada. Para llegar a eso hubo que tomar muchas decisiones erradas, como pisar el tipo de cambio (gobierno nacional) o no haber limitado la plantación de variedades de uva de baja calidad (gobiernos provinciales). Hemos hecho cosas como para tener un Fórmula 1 y muchos se están quedando a pata.

Ni hablar del presupuesto provincial, cuyo uso sólo nos han llevado a un desorden descomunal, en el que la plata no alcanza para los proveedores pero se les aumentó un desproporcionado 35% a todos los agentes estatales, de todos los estamentos por igual. Resultado: una provincia que se va a pareciendo a las del Norte (con todo respeto), en la cual todos dependen cada vez más del Estado y el Estado depende cada vez más de auxilios externos. Si quisiéramos poner esto en términos de eslóganes políticos, para ser libres tendríamos que romper la dependencia del propio sector público que los últimos gobiernos (especialmente los últimos dos) supieron agigantar sin sentido.

Más subsidios a la energía que el gasto de 12 ministerios

Pero el festival de desórdenes y paradojas viene de la Nación, donde en los últimos años se han dado cosas desopilantes que, por supuesto, terminamos pagando entre todos.

En una columna en El Cronista, Marcelo Zlotogwiazda escribió esta semana sobre la locura de los subsidios a las tarifas eléctricas. Y mostró este ejemplo: “Según la información de la Secretaría de Hacienda, hasta el 30 de julio pasado la partida presupuestaria Formulación y Ejecución de la Política de Energía Eléctrica llevaba gastados 58.256 millones de pesos, equivalente al 8,1 por ciento de todo el gasto público nacional de los primeros siete meses del año”.

Y remata: “Hay otra comparación que ilustra el descomunal tamaño de los subsidios a la electricidad. Esos 58.256 millones de pesos que lleva gastados la mencionada partida superan holgadamente a los 53.931 millones de pesos que en ese mismo período gastaron ¡en conjunto! doce de los dieciséis ministerios nacionales”.

Zlotogwiazda desliza después otro concepto clave: “En el léxico político argentino la palabra ajuste no es antónimo de desajuste. Si así se entendiera, no tendría una carga peyorativa”. Cierto: a pocos se les ocurre que sólo se ajusta lo que está previamente desajustado. Y encima los desajustadores quieren meter miedo con los que van a tener que ajustar.

Nuestras referencias: Venezuela, Sudán y Myanmar

En otra columna demoledora, Juan Llach, en La Nación, señala algunas desmesuras de los últimos años y sus consecuencias:

“Al terminar 2015, nuestro producto per cápita habrá caído un 1% desde 2011: cuatro años perdidos. No fue culpa del mundo, como pretende el relato oficial, porque según el FMI hubo en ese período 169 países de un total de 189 a los que les fue mejor. Tampoco es una conspiración del FMI, porque éste ha usado cifras del Indec (…) En el mismo lapso el nivel de vida de los países desarrollados aumentó 5,8% y el de los emergentes, un 14,3%. Hemos logrado así la hazaña de que en sólo cuatro años nuestro nivel de vida cayera entre 15% y 20% respecto de los países emergentes”.

Otra: “En lo económico, el exceso más notorio fue recaer en la inflación, pese a nuestra pésima experiencia al respecto. El aumento de los precios al consumidor promedió 28,9% anual, lo que nos ubica terceros en el mundo, detrás de Venezuela y Sudán, y en otra galaxia respecto de la inflación de 5,7% de los países emergentes. La dolarización fue parcialmente contenida por el cepo cambiario, al costo de una recesión. Fue la tenaz persecución a las exportaciones, a la inversión y al crédito externo la que llevó a este cepo, desmesura propia de tiempos de guerra, y a otra mala costumbre nacional, el default de la deuda pública, esta vez parcial y con atenuantes, pero que pudo haberse evitado previendo el éxito judicial del reclamo de los holdouts”.

Y otra, que generalmente es la madre de todos los desastres: “El gasto público subió, entre 2011 y 2015, de 31,7% a 39,8% del PBI, promedio superior al de los países desarrollados y muy por encima del 31,7% de los emergentes. La presión tributaria saltó de 29,8% a 37,5% del PBI, dinámica sólo superada por Myanmar”.

¿Y ahora de qué nos disfrazamos?

Opiniones (10)
21 de septiembre de 2017 | 11:43
11
ERROR
21 de septiembre de 2017 | 11:43
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Mauricio, querido, no les sale ni el tiro del final. La cosa es muchísimo más sencilla que toda la perorata inventada, sesgada y ajustada con alambre que aquí das (porque no me vas a decir que este informe es serio). El tema pasa por cada uno de los que te leen y de cada uno de los argentinos cuando se meten la mano en el bolsillo, cuando miran a su alrededor y cuando "COMPARAN" con las fechas y momentos que vos quieras. Eso es todo lo que hay que saber en economía. Mirás tu garage y ves si tenés uno o dos autos. Ves tu placard y mirás si tenés menos o más ropa. Ves si estás en tu casa o alquilás o vivís con tus viejos y 12 personas más o si te están construyendo tu vivienda. Ves si estás trabajando o buscando trabajo en los diarios de Europa. Ves a los países desarrollados y su tasa de suicidios, su desempleo y sus jóvenes emigrando y después ves a tus amigos, hijos o parientes si están en una Universidad sin pagar un mango y trabajo acá o en Europa. Lo demás es chamullo, hermano. Lo tuyo no alcanza ni para reirse.
    10
  2. Me informa Linkedin que hay, al menos, 20 grandes empresas luchando por contratar a Marcelo Costa cuando deje el Gobierno. JAJAJA. Que muñecos estos peronistas, les das para majenar un campo y lo vuelcan.
    9
  3. Que pedazo de INUTILES y cagadores estos dos porrones
    8
  4. Leyendo las fuentes de tu informe: "En lo que respecta a la economía, de lo único que tenemos que tener miedo es de los que infunden el miedo" Paul Krugman
    7
  5. Mauricio! en la radio se te entiende poco, pero leyendote es dificil saber lo que queres decir!!
    6
  6. Respecto de lo que dice Hugo222 y la futura impunidad de algunos politicos como Perez o Costa ( a quienes se deberia procesar por administracion fraudulenta ) y si bien a mi entender y sentir es VERGONZOSO que existan fueros que les den a los politicos la seguridad de delinquir con impunidad cuando en realidad el fuero solo debe serlo de opinion y de intangibilidad remuneratoria, quiero aclarar que hasta donde entiendo los fueros parlamentarios actuales son de procedimiento pero no de proceso, es decir, no se lo puede detener pero no hay ningun inconveniente para juzgar al legislador, luego el juez puede pedir e desafuero.
    5
  7. Y...disfraz...va quedando el de traje a rayas, ya se probaron el de gobernantes, les quedo chico; el de próceres, les quedo grande; el de obsecuentes, se les gastó; el de mentirosos, se les gastó también; el de honestos, se lo afanaron (para revenderlo en la campaña); el de inútiles, se les perdió (por inútiles); el de estúpidos, lo están usando (todos los días a full); y..si,...va quedando el de delincuentes.....ahh!!! y de parlasurtista....pero queda uno solo....y encima es xxxxxl para esto enanos morales.- Tendrán que laburar, no queda otra, ojala sea en el penal Almafuerte.- Sinverguenzas.-
    4
  8. Otra vez, otra vez se nos mezclan las cosas. Cualquier funcionario, parezca bueno, malo, tiene rendir cuentas. Rendir cuentas como cualquiera de nosotros por nuestros actos y por nuestros desempeños en nuestros trabajos. Se hace necesario un proyecto ley donde se especifique que cualquier funcionario publico que deje deudas de su gestion, ademas de la investigacion de la justicia, deben ser vedados al menos por diez años, de la posibilidad de ocupar cargos publicos. Verbigracia: Nuestro Gobernador Perez ahora va por diputado nacional, es decir que de ser electo, ya correra con fueros y privilegios que lo protegera de fururas investigaciones.
    3
  9. Y vos de que te disfrazaste cuando con las políticas económicas que vos defendes con tu ídolo caballo y fundación mediterránea prendieron fuego el país con veinte muertos en la plaza de mayo, la normalidad de la economía que te referís es solo para que unos pocos se llenen de guita y el pueblo se muere de hambre, a propósito no te vi ninguna nota en la cual hablaras de las cuentas en negro que tienen los normales argentinos en suiza, ese vaciamiento del país, es lo que genera esa "economía normal y racional" que vos suplicas como los de la sociedad rural.
    2
  10. Mendoza zona de sequías, se esta inundando y "cuidadoooooooooooo" el agua ya llegó al cuarto piso de la casa de gobierno y como sabemos cuesta añares recuperar un pueblo que arrazo el agua de la politica inutil.
    1
En Imágenes
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
20 de Septiembre de 2017
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'