opinión

Más deuda para el desendeudamiento

La Deuda Pública Nacional alcanzó a diciembre de 2014 los 221.748 millones de dólares.

Más deuda para el desendeudamiento

La noticia periodística se define como un hecho novedoso, de actualidad y relevante. Que la deuda hubiese bajado sería para nuestro medio una “noticia”. Sin embargo, nuevamente tenemos que decir que la NO noticia del nuevo incremento de la deuda es lo que se desprende del último informe del Ministerio de Economía. La deuda oficialmente reconocida ascendía a diciembre último a 222 mil millones de dólares, incrementándose en un año en 19 mil millones de verdes (Red Eco Alternativo)

Los datos recientemente difundidos corresponden a la composición de la Deuda Pública Nacional al 31 de diciembre de 2014. Son datos atrasados, como ha venido sucediendo desde hace casi dos años. Hasta el 2013 los informes fueron trimestrales pero durante el 2014 solo se publicó un informe, el día anterior a que terminase el año.

Como dato novedoso en la presentación de este informe se dedica un primer párrafo para explicar (aunque no lo admite así) el porqué del continuo endeudamiento. “Durante 2014, Argentina ha continuado dando pasos en el proceso de regularización de sus relaciones financieras internacionales”, dice, y da como ejemplo de los deberes cumplidos para ese fin los canjes 2005 y 2010, el pago al FMI en 2006, los pagos por laudos perdidos en el CIADI en 2013, el acuerdo (pago y deuda) con la empresa Repsol y con el Club de París.

La comparación entre el 2002 y el 2014 de la relación deuda / PBI, de la composición por tipo de moneda (nacional o extranjera) y de quiénes son los acreedores (sector privado, organismos internacionales, Estado Nacional) son los parámetros para fundamentar que “la deuda pública se mantiene en niveles bajos”, tal como dice el informe.

Abordando esos tres elementos para el análisis, y tomando como punto de comparación el año 2011 (año siguiente al último canje de deuda que suponía un punto de inflexión y el inicio del desendeudamiento), el informe arroja que:

1-La deuda pública nacional, que representaba en 2011 un 33,3% del PBI, aumentó a 43% del Producto Bruto Interno a fines de 2014. Acá es necesario aclarar que mientras este ratio (que hemos cuestionado en otros artículos) creció 10 puntos porcentuales para la deuda intra-estado, subió solo un 1% en la deuda con los organismos internacionales y se mantuvo con los privados. Esto significa que el peso lo soporta la ANSeS, el Banco Nación y el Banco Central.

2- Respecto a la moneda en que se debe, el informe de 2011 daba cuenta que del total de la Deuda Pública, un 58% era en moneda extranjera. Este informe muestra que la composición actual de la deuda es un 65% en moneda extranjera.

3-Con relación a quiénes son los acreedores (Estado, Privados, Organismos multilaterales y bilaterales), mientras que en 2011 la deuda intra- estado era un 53,8% del total, a diciembre último ascendió a 61,3%. El sector privado concentraba hasta fines de 2014 un 25,5% contra un 32,3% en diciembre de 2011, y los organismos internacionales un 13,2% (siendo en 2011 un 13,9% del total). O sea que se ha ido incrementando el endeudamiento con las llamadas Agencias del Sector Público, en especial utilizando el dinero del Fondo de Garantía de Sustentabilidad de la ANSeS cuya composición ya acumula alrededor de un 64% de papeles (títulos y bonos) emitidos por el gobierno nacional como respaldo (¿?) de los fondos utilizados.

Si se hace el ejercicio de revisar los informes a fines de cada año desde el 2011 a la fecha se podrá verificar el mismo comportamiento de estas tres variables. La deuda ha ido aumentando en cantidad, en su composición en moneda extranjera y el Estado sigue siendo el principal acreedor de su propia deuda. “El 70% del aumento se explica por deuda intra sector público”, dice el informe cuando habla del incremento durante el 2014.

Además asegura que “la deuda se mantiene en niveles bajos” ya que la compara con la de 2002 y con el “proceso de desendeudamiento y de normalización de pasivos llevado adelante desde el 2003”.

El gobierno, para sostener el discurso del desendeudamiento, no puede tomar como punto de partida en el análisis el momento de los canjes de deuda de los cuales se jacta haber implementado, porque de ser así debería decir que luego del canje 2005 la deuda pública total quedó en 152.000 millones de dólares y hoy este informe la coloca en casi 222 mil millones de dólares, luego de haber abonado (según la presidenta) casi 200.000 millones de dólares en una década.

La deuda reconocida y la que no lo está

La Deuda Pública Nacional (total de deuda del Estado central) en valores absolutos alcanzó a diciembre de 2014 los 221.748 millones de dólares. Se incrementó por lo tanto respecto a junio de ese año 22.885 millones de dólares. También subió respecto a diciembre de 2013 en 19.118 millones de dólares.

Recordamos que la cifra oficial no es la deuda total ya que, como lo dice el propio informe, no incluye la deuda no presentada a canjes que asciende, según cifras oficiales, a 11.632 millones de dólares (casi en su totalidad contraída en moneda extranjera). Si la incorporáramos llegaríamos a una deuda pública nacional oficial de 233.380 millones de dólares.

Este importe tampoco incluye, y también lo especifica el informe de Economía, la deuda del Banco Central, la de las provincias y municipios.

En su último trabajo, el Licenciado Héctor Giuliano detalla algunos componentes que el gobierno deja en el camino al momento de decirnos cuánto es lo que debemos:

*Respecto a los llamados holdouts (deuda no presentada a canjes) la cifra que finalmente terminaría pagando el Estado Argentino se estima entre 20 y 30.000 millones de dólares (y no los 11.632 que reconoce el informe).

*La deuda cuasi-fiscal del BCRA es, según datos actualizados al 30 de junio de este año, de unos 63.000 millones de dólares.

*Cifras – no actualizadas – de la Deuda Consolidada de las Provincias arrojaban a mediados de 2014 cerca de 22.400 millones de dólares, la mitad de la cual está tomada con el Gobierno Nacional.

*Existen también fallos en contra del país ante los tribunales arbitrales del CIADI (Banco Mundial) y otras instancias internacionales, que se calculan significarían entre 8 y 10.000 millones de dólares.

*Los Cupones ligados al PIB, incorporados según el Megacanje 2005 (tampoco incluidos en el cálculo oficial) se estiman entre 10 y 15.000 millones de dólares que son deuda en firme.

*Los intereses a pagar en 2015 (según el Presupuesto) son de 10.200 millones de dólares y los acumulados sobre la deuda en firme son cercanos a los 75.000 millones de dólares, según el Ministerio de Economía.

*También da cuenta de la nueva deuda que viene siendo colocada este año – en pesos y en moneda extranjera – que a la fecha acumularía unos 7.000 millones de dólares.

La única manera de entender por qué el gobierno llama a este proceso desendeudamiento es pensar en que la deuda que más ha crecido, la del Estado consigo mismo (que es también con nosotros), no se pagará nunca.

Así se exhibirá una supuesta solvencia sobre la base de una porción de deuda que, más allá de su ilegalidad, se terminará pagando para volver a tomar deuda en el mercado internacional de capitales.

- See more at: http://www.alainet.org/es/articulo/171186#sthash.q1g8bVKQ.dpuf 

Opiniones (0)
18 de octubre de 2017 | 10:50
1
ERROR
18 de octubre de 2017 | 10:50
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Lo perdí todo víctimas del terremoto en México
    17 de Octubre de 2017
    "Lo perdí todo" víctimas del terremoto en México
    La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes
    11 de Octubre de 2017
    La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes