opinión

¡Que viva el futbol!... sin Boca ni River

River y Boca son dos empresas. Dos empresas grandes. Con una historia indiscutible.

¡Que viva el futbol!... sin Boca ni River

River y Boca son dos empresas. Dos empresas grandes. Con una historia indiscutible. A las dos las engrandecieron los gobiernos de la década infame, financiando sus estadios, y las pusieron a jugar en “la industria del tiempo libre” para los desahuciados. Cuando la gente se cagaba de hambre. De clubes a empresas. Esa es la trayectoria. Son parte del poder. Son el establishment también del que se nutren los medios de comunicación, los periodistas deportivos, y el merchandising. 

Son dos potencias económicas. De ahí salen moldeados los que se salvarán económicamente, lo pibes, desde niños, viviendo en esas empresas como obreros esclavos con libreta de conchabo. De River y de Boca viven muchos. Es un clásico, una especie de guerra barrial desplazada a lo económico. Pero también a lo político. Son dos empresas que pelean en el mercado y en la política. De Boca salió el que hoy es candidato a presidente de la oposición. Un neoliberal empresario hijo de empresario. Un rico que fue presidente de un club-empresa rica. Empresas alimentadas por todos. 

Son parte del poder, siempre. Bajo cualquier gobierno. Allí se representan mayorías sociales. En la fantasía del pertenecer. Y hay quienes fogonean la guerra. A los periodistas les encanta la guerra. Porque es noticia, porque genera tráfico, porque alimentan a otras empresas. Porque de esa guerra se inventan programas de televisión para hablar de esa guerra. Le dedican el 60% del tiempo, y el resto, a los otros: a los “grandes más chicos” que le siguen. Ayer mostraron hasta dónde puede llegar la lucha empresarial. La falta de solidaridad de los trabajadores de cuello blanco (los jugadores), los de Boca, dejando a la deriva horas a su rivales deportivos. Después el plato lo pagan los demás. Los más chicos, los que no generan tanta rentabilidad. 

Ayer se vio cómo los empresarios se convierten en aves de rapiña. Unos y otros. Venganzas. Lucha mafiosa. Jugadores millonarios que posan. Jugadores individualistas que hicieron la suya. Todos hablando horas tapándose la boca. Una moda. Hablar tapándose la boca es una señal cultural: el ocultamiento exhibido por televisión. El voyerismo que se obsesiona para descifrar lo que dicen los labios. Todo armado, anunciado. 

A River y a Boca deberían sacarlos un par de años del campeonato. Pero no lo van a hacer, porque son las dos porongas más grandes del futbol nacional. Son la vergüenza nacional. Alienados a los intereses de sus patrones, los jugadores de River y Boca, hacen el juego que les manda la cotización del mercado. Y juegan sucio. Lo que pasó ayer no es la argentina que queremos. ¡Que viva el futbol!... sin Boca ni River. 

Opiniones (4)
24 de septiembre de 2017 | 11:39
5
ERROR
24 de septiembre de 2017 | 11:39
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. QUE VIVA EL FÚTBOL SIN FÚTBOL POR 1 AÑO. Y QUE LOS CLUBES SE ACOMODEN CON LA PLATA GENUINA QUE TENGAN Y QUE LOS CIUDADANOS NO TENGAMOS QUE MANTENERLOS CON LA DEMAGOGIA DELINCUENCIAL DEL FUTBOL PARA TODOS. EN 1 AÑO EL FÚTBOL OCUPARÁ EL LUGAR QUE LE CORRESPONDA EN LOS DIARIOS, EN LA TELE Y EN LA CABEZA DE LA GENTE ATURDIDA CON TANTO PAN Y CIRCO GOEBBELIANO. VIVA EL FÚTBOL SIN FÚTBOL !!!
    4
  2. Estoy con vos Marcelo: que muera el fútbol privado(de empresarios corruptos manejados por la corpo-opo), vamos por los equipos estatales del modelo nacional, fútbol para todos y todas. Cariñosamente "hinchadas argentinas unidas"
    3
  3. Flaco, podras buscar un trabajo digno donde no trates de provocar a la gente? entende que provocar para lograr comentarios y asi lograr que alguien te lea es muy triste. Te juro flaco que ni lei lo que escribiste, pero estoy seguro por el comentario abajo que no me equivoco. Sos muy triste y patetico. Espero que se te acabe el curro alguna vez y tengas que trabajar en serio... pero no, trabajar es para los que defienden el imperialismo seguramente, no para los defensores del pueblo como vos... pobrecito.
    2
  4. Yo opino que si vos dejaras de escribir huevadas, habría una bocanada de aire fresco llegando desde la lectura. El problema de la Argentina no es Boca ni River, son los votos comprados con un plan social, son el decir que aplazar a un pendejo que no sabe sumar ni restar es discriminar, es llenar el Estado con ñoquis camporistas que son peores que los barras bravas, creados y juntados por el hijo de la viuda como "hinchadas argentinas unidas", con vuelos gratis en la Aerolíneas que pagamos todos, con prebendas siempre que cumplan con el laburo "pesado". En definitiva, el problema de la Argentina son ustedes.
    1
En Imágenes
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
20 de Septiembre de 2017
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'