opinión

Cameron da la sorpresa y supera todas las expectativas

Sus objetivos son hacer "política para todos" y mantener unido al país.

Cameron da la sorpresa y supera todas las expectativas

 Nadie lo había pronosticado: David Cameron es el claro vencedor de las elecciones británicas y los conservadores podrán gobernar en solitario los próximos cinco años. "Es una noche muy buena para el Partido Conservador", afirmó en sus primeras declaraciones, antes incluso de que supiera el resultado final, que le dio la mayoría absoluta a su agrupación.

Vestido de "azul-tory" y con apariencia descansada pese a la intensa noche, Cameron anunció inmediatamente un pequeño programa de gobierno. Sus objetivos son hacer "política para todos" y mantener unido al país.

Y por supuesto, sacar adelante su gran promesa: celebrar un referéndum sobre la permanencia de Reino Unido en la Unión Europea (UE). La consulta popular podría celebrarse incluso el próximo año, uno antes de lo previsto, pronosticó el politólogo Tony Travers, de la London School of Economics.

Durante incontables actos de campaña y entrevistas, Cameron repitió incansablemente dos argumentos en las últimas semanas. El primero: sólo los conservadores podrán mantener el crecimiento ecómico. Y el segundo: sin los conservadores, los escoceses tomarán el poder.

La amenaza de que el Partido Nacional Escocés (SNP) ayudase a llegar al gobierno a los laboristas y después les presionase a su antojo fue calificada de "pesadilla" por la prensa conservadora.

Claramente esos argumentos funcionaron, a pesar de que el líder laborista, Ed Miliband, no se cansó de resaltar sus competencias en materia económica y descartó pactar con los nacioanalistas escoceses.

Las cifras de apoyo personal al líder laborista recogidas en las encuestas fueron bastante mediocres. Tampoco Cameron es especialmente querido por el pueblo, pero parece que los votantes confían más en él.

Al comparecer en la madrugada del viernes, tras ganar en su distrito de Doncaster North, Miliband no habló de "derrota", pero el mensaje fue claro. "Esta fue claramente una noche difícil y decepcionante para el Partido Laborista", afirmó el político de 45 años con una sonrisa de resignación.

Y finalmente este viernes presentó su dimisión al frente de los laboristas. "Este no es el discurso que me habría gustado dar", dijo, y pidió disculpas por su fracaso.

Miliband tuvo un mensaje especial para sus correligionarios escoceses. "Siento mucho lo que ha pasado", les dijo. Hasta ahora Escocia era un bastión de los socialdemócratas, pero en esta ocasión arrasó el SNP, después de que en septiembre 45 por ciento de los escoceses votase a favor de separarse del Reino Unido.

Antes de la votación, los líderes de los partidos prometieron desde Londres más autonomía a los escoses, pero después del referéndum sólo hablaron de Inglaterra.

El objetivo declarado de la líder del SNP, Nicola Sturgeon, era expulsar a Cameron de Downing Street. No lo consiguió, pero tras lograr casi los 59 escaños que se disputaban en Escocia, el SNP dará dolores de cabeza, a más tardar durante el referéndum sobre la permanencia en la UE. Si se llegase a una salida de la UE, cabría pensar también en un nuevo referéndum sobre Escocia, que quizás arrojaría un resultado diferente.

Además de Miliband, la noche electoral dejó otro gran perdedor. Nick Clegg y sus liberal-demócratas sufrieron un fuerte castigo por parte de sus votantes.

Los hasta ahora socios de coalición en el gobierno sólo obtuvieron ocho mandatos, 49 menos que en las últimas elecciones. "Esta fue una noche cruel para los liberal-demócratas y un castigo", admitió Clegg, que anunció luego su dimisión al frente del partido.

Ante un gobierno en solitario de Cameron, los liberales podrían convertirse en una formación insignificante, al menos por el momento.

Opiniones (1)
19 de noviembre de 2017 | 17:56
2
ERROR
19 de noviembre de 2017 | 17:56
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Suena contradictorio el tipo, con eso de impulsar un referendo para ver si se separan de la unión europea, cuando hace muy poco se rasgaba las vestiduras clamando que Escocia no podía romper la unidad nacional.
    1
En Imágenes
Grammy Latinos 2017
18 de Noviembre de 2017
Grammy Latinos 2017
Lluvias torrenciales en Grecia
16 de Noviembre de 2017
Lluvias torrenciales en Grecia