opinión

Los problemas que vienen detrás de Nisman

Seguimos en default y recesión y a la Justicia le sobran causas para ir contra el gobierno.

Los problemas que vienen detrás de Nisman

Mientras los efectos de la muerte de Nisman todavía están en sus comienzos, parece que otras variables se hubieran congelado en la Argentina. Pero no, no lo han hecho. Simplemente han quedado en un segundo plano y, cuando re-emerjan, lo harán con la fuerza que se merecen. Y entonces el gobierno tendrá nuevos problemas.

No hay que olvidar que enero prometía ser el mes del acuerdo (o no) con los holdouts y que a esta altura todavía no hay novedades al respecto. O Kiciloff está negociando en secreto un acuerdo o una ruptura definitiva, o está aprovechando lo de Nisman para dejar pasar las cosas. Mientras tanto no hay que olvidar que Argentina está en default, a los fondos buitre sólo les interesa cobrar y nadie nos va a prestar plata porque, justamente, estamos dando señales de que después no la devolvemos. Punto uno antes de las nuevas escuchas sobre Nisman: seguimos en default.

Entre Nisman, las vacaciones, Charlie Hebdo y los Boca-River, algunos calculan que la inflación de enero será del 2%. Es decir, otra vez un índice alto a pesar de la recesión. Y el último Indec mostró que la actividad industrial lleva 17 meses consecutivos de caída. A ello tenemos que sumarle los problemas locales, que no se arreglan porque Paco Pérez haga campaña sobre la Vendimia en Mar del Plata al lado de Scioli: los costos aumentan, sobra uva, sobra vino y los exportadores se vuelven a ahorcar por el dólar quieto. Como además este año nos la vamos a pasar votando en Mendoza, corremos el riesgo de que la dirigencia se ocupe más de las listas y de las internas que de resolver los problemas. Punto dos antes de las nuevas escuchas sobre Nisman: la economía sigue en problemas y no sabemos quién está haciendo algo al respecto.

Si bien la muerte del fiscal es uno de esos puntos nodales en los procesos políticos, sólo agravará la relación que el gobierno nacional venía teniendo con la Justicia en los últimos meses. La Asociación de Fiscales Federales se presentará como querellante en la causa, igual que la ex esposa de Nisman, que consideró “una canallada” que Cristina dijera que éste había dejado sola a su hija en el aeropuerto de Madrid; a la jefa de los fiscales, Gils Carbó, parece que no le hubieran matado a uno de los suyos; y Cristina Fernández de Kirchner todavía no manifiesta sus condolencias por la muerte sospechosa de un fiscal, por más que un día crea que fue suicidio y otro que haya sido asesinato.

La pregunta es cómo impactará eso en un cuerpo judicial que ya veía a enero como el mes en que Gils Carbó les iba a tratar de quitar poder a través del nombramiento de nuevos fiscales (cosa que está fracasando). Con lo cual a la conmoción por la muerte de un fiscal el día antes de acusar a la presidente y al canciller, hay que agregar las expectativas sobre cómo se desarrollan causas como Hotesur (CFK-Máximo Kirchner-Lázaro Báez) o los procesamientos de Amado Boudou, con acusaciones desde truchar papeles de un auto hasta tratar de quedarse con la máquina de hacer billetes.

Ante la tragedia de Nisman, al gobierno sólo le queda hacer un control de daños eficiente que dependerá de novedades que quizás ahora ni nos podamos imaginar. La agenda de hoy en la Argentina está más marcada por las escuchas que puedan ir saliendo que por decisiones del gobierno, lo cual en política significa perder la iniciativa. A ello hay que agregarle los enormes déficits –políticos, de convivencia, económicos, sociales- que golpean a un gobierno cada vez más aislado y sin ideas para solucionar los problemas que él mismo ha generado. En los próximos meses no nos faltarán noticias.

Opiniones (0)
23 de septiembre de 2017 | 03:27
1
ERROR
23 de septiembre de 2017 | 03:27
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
    20 de Septiembre de 2017
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'