opinión

La diversidad ayuda a la veracidad

El gobernador Francisco Pérez no se olvidó de saludar a MDZ por el cumpleaños del diario y de la radio. "Los muchos contenidos que MDZ elabora a diario son herramientas clave en el momento en que salen a la red", asegura el mandatario.

La diversidad ayuda a la veracidad

Mendoza siempre ha tenido signos distintivos respecto del resto del país. Nuestra singularidad ha residido en el modo de hacer las cosas. El tener que enfrentar día a día a un desierto y sacarle el agua a las piedras para realizar nuestras actividades nos ha impreso un sello del cual es imposible desprenderse. Esa singularidad a la que aludo también se ha dado en los medios de comunicación. Mientras muchas otras provincias están condenadas a monopolios o cuasimonopolios informativos, los mendocinos, con habilidad, hemos sabido abrirle la ventana a la diversidad.

En esta última década de transformaciones en el país, los medios han estado como nunca en el centro de la escena y han sido objeto de debates encarnizados. En Mendoza, esa discusión, inevitablemente, ha tenido una mayor riqueza, porque acá no hemos debido romper una visión única, monopólica, sino que hemos cumplido la tarea de imaginar cómo diversificar aún más algo que ya proporciona a los públicos una oferta múltiple y variada. En algún sentido, hemos partido con ventaja con respecto al resto del país, porque el problema de fondo de la carencia de variedad de voces que afecta a otros lugares nos es ajeno: Nosotros debemos agregarle riqueza a la riqueza.

MDZ ha cumplido un papel crucial, porque desde el periodismo digital, que hoy sacude al mundo con su novedad y con las posibilidades que proporciona, ha venido a completar la oferta en un concierto que ya estaba bastante poblado.

Muchas veces, los mendocinos nos olvidamos de estas singularidades que nos deberían enorgullecer y nos sumimos en el desencanto, contradiciendo el espíritu de nuestros mayores. Por eso, celebrar aniversarios de innovadores no es un tema más, sino que tiene que convertirse en fuente de aliento para ahondar todavía más la diversidad.

Mendoza se ha construido sobre la base del tesón de los pioneros y de los innovadores. Luego de que alguien da el primer paso entre nosotros, son muchos los que se animan, pero es necesario ese adelantado que marque el rumbo.

El periodismo digital vino a sacudir las viejas estructuras y a poner en tela de juicio un hacer profesional que estaba quizás aletargado y necesitado de renovación. En ese sentido, los mendocinos nos podemos enorgullecer también del modo en que medios como MDZ han enriquecido el panorama de un sistema mediático que nos pone en contacto no sólo entre nosotros, sino también con el mundo. A través de Internet, Mendoza vuela más allá de sus límites y compite en sus grandes aventuras: el turismo, la vitivinicultura, las industrias que acompañan estos desarrollos, los servicios en general. Y para eso los muchos contenidos que MDZ elabora a diario son herramientas clave en el momento en que salen a la red.

El planeta vive cambios difíciles de comprender. Es función de los medios, sobre todo de los que se han introducido de lleno en el universo digital, colaborar para que sus audiencias puedan ordenar y ponderar todo ese caos que se les presenta a través de la revolución tecnológica. Esa es la tarea de los periodistas, además de la indelegable de opinar e interpretar lo que sucede. Informar y ayudar a pensar con la reflexión son misiones que hoy debemos reclamar a los medios, sumidos todos en este mundo complejo y global donde lo más remoto está cerca y nos afecta a cada uno de nosotros.

Mendoza ha consolidado ya un sistema de medios que debe ser envidiado por el resto de los argentinos. Nuestra oferta compite con ventaja con lo que proviene de afuera, y en ese sentido nos permite tener nuestra visión del mundo con firme identidad. MDZ es protagonista de ese concierto de voces que los mendocinos observamos con atención analizando y distinguiendo.

Los medios saben que la diversidad de la que hablaba al principio es un mecanismo de control para que ellos se preocupen por hacer bien su tarea. En ese diálogo entre MDZ y sus audiencias hay un contrato de fidelidad que tiene dos puntas. Y eso lo hemos logrado entre todos los mendocinos, alentando que los medios deban competir entre ellos en calidad y veracidad para poder seguir siendo elegidos cada día.

Opiniones (0)
12 de diciembre de 2017 | 21:59
1
ERROR
12 de diciembre de 2017 | 21:59
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho
    Incendios en California
    6 de Diciembre de 2017
    Incendios en California