opinión

Simulación y ataque de Macri

La puesta en escena para proteger a los periodistas de la Ciudad de Buenos Aires.

Simulación y ataque de Macri

El martes 14 Macri convocó a una conferencia de prensa para anunciar un decreto de necesidad y urgencia que “enmarca la protección para los periodistas y medios de comunicación en el territorio” de la ciudad de Buenos Aires.

Las imágenes que acompañan este texto muestran que Macri está en lo cierto. Es necesario cuidar a los periodistas en la ciudad de Buenos Aires. La policía de Macri los está moliendo a palos. Les disparan a quemarropa balas de goma, los gasean y los amenazan a cara limpia.

La puesta en escena pretende disimular el salvajismo de esa derecha retrograda que representa Macri y que armó una policía con sospechados y procesados de participar en el atentado a la AMIA, en encubrimientos y en espionaje político. Una policía para la represión y la recaudación.

Se encuadra, además, en una actitud de sumisión indecorosa a la concentración mediática. El engendro está hecho a las apuradas, mal escrito, es absolutamente contradictorio con todo el régimen legal argentino; pero está hecho, nuevamente, a medida de Clarín.

Es una pieza más que mueve Magnetto. La subordinación de Macri y seguidores como De la Sota, degrada la política, pone a los políticos en abierta obediencia a las corporaciones. Tanto se habla hoy de corrupción... difícil imaginar algo más corrupto que un Estado cooptado por una corporación.

Entre otros, el artículo 15 del decreto de Macri es una salvaguarda para el grupo Clarín, grupo en rebeldía contra la ley, pero de un tenor tan ilegal que es imposible que pueda redituarle.

Este tipo de imposturas serían risibles si no tuvieran consecuencias graves para el enorme sector de comunicadores comunitarios, comunicadores pymes, comunicadores sin fines de lucro, que no pueden tener licencias porque las acaparan grupos mediáticos; el mayor, Clarín.

Algunos gansos aprovechan el ruido para florear sus plumas. Como Aguinaga, que arrojando por la borda cualquier autocrítica (modesta pero autocrítica al fin) retrotraen al Partido Demócrata a la lisa y llana complicidad con la dictadura. Ellos, los cómplices de la dictadura, nos dicen qué es democracia. Nos aclaran que la democracia no es que gobierne la mayoría sino otra cosa. Y esto es muy coherente con lo que pensaron siempre. Es lo mismo con que justificaron cada una de las dictaduras: las mayorías deben ser rectificadas.

Este señor acusa al gobierno nacional de totalitario. Es una mentira que se desmiente por sí misma. En un gobierno totalitario no podría decirse tal cosa en un medio de comunicación. Tampoco podría hacerlo un senador opositor, porque en un gobierno totalitario probablemente no habría senadores y seguro no habría senadores opositores.

Deberían decírselo a Aguinaga sus conmilitones del Partido Demócrata, que nombraron casi todos los funcionarios de la dictadura pero no pudieron nombrar ningún senador porque no funcionaba el Senado. Ellos ciertamente saben bien de gobiernos totalitarios.

Antes que clases de democracia podrían dar clases de totalitarismo.

Lo cierto es que estamos ante un gobierno nacional que desde 2003 a la fecha ha hecho más que nadie en nuestra historia por la libertad de expresión. La eliminación de calumnias e injurias, la no represión de la protesta social, no haber declarado estado de sitio, la Ley de Medios, el fomento y financiamiento de una producción audiovisual inédita en cantidad y calidad, la televisión digital abierta, son sólo algunos hechos que dan por tierra con toda la simulación de los medios concentrados y sus políticos serviles.

Es de lamentar que los argumentos de esta derecha sean tan débiles y mentirosos porque sería muy interesante confrontar visiones políticas e ideológicas respecto a un tema tan relevante como la comunicación social.

Pruebas de cómo Macri “defiende a los periodistas”

Opiniones (3)
24 de noviembre de 2017 | 03:02
4
ERROR
24 de noviembre de 2017 | 03:02
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Carlitos, te olvidaste de la represión a los Qom en Formosa y a los ambientalistas en Famatina. Tu ley de medios va a servir para que nadie pueda recordarte tus contradicciones.
    3
  2. La no represión de la protesta social como en La Rioja o Misiones?
    2
  3. Andá a laburar, Almenara. Pero a laburar en serio. Sos otro ñoqui como los de la Cámpora.
    1
En Imágenes
Grammy Latinos 2017
18 de Noviembre de 2017
Grammy Latinos 2017
Lluvias torrenciales en Grecia
16 de Noviembre de 2017
Lluvias torrenciales en Grecia