Hay soluciones inteligentes para los problemas mendocinos

Esta nota es necesariamente larga. Necesitamos tu opinión y tu aporte a la solución de los problemas mendocinos, para publicarla en nuestro diario.

A medida que se extiende la crisis de la Eurozona, con Estados Unidos en jaque y parte del mundo árabe sacudido por revoluciones, avanzan las certezas sobre la clase de mundo que nos toca vivir a los mendocinos. Un planeta económicamente hostil, donde será muy difícil conseguir dinero y exportar nuestros productos. Y en el que sólo pondrán sus inversiones aquellos que estén confiados en conseguir seguridad –especialmente jurídica-, rentabilidad y valor agregado. Mendoza necesita de ello para extender un modelo económico insuficiente y hoy casi agotado. Tampoco alcanzará simplemente exportando. Aún hay mucho que hacer ‘fronteras’ adentro de la provincia, para conseguir el máximo rendimiento del crédito productivo disponible.

El contexto internacional es peor que el de hace ocho años, cuando Cobos inició el gobierno, y se sitúa bastante más abajo en la escala que en 2007, cuando Celso Jaque asumió la gobernación de Mendoza. Ahora, a Francisco ‘Paco’ Pérez y al Partido Justicialista les toca bailar con la más fea, ante una crisis de la economía mundial cuyas consecuencias están por verse. El gobierno nacional ya empezó sus propios cambios, conciente de que “la caja” no alcanzará el año próximo y que el crecimiento será menor a las tasas de los últimos años.  Para Argentina, todo será un poco más difícil.

Participá: escribinos tu opinión, mandala por mail a contacto@mdzol.com; comentá en el muro de Facebook del diario y de la radio. Y si estás registrado, comentá la nota. Queremos conocer y publicar tu opinión y tu aporte a la solución de los problemas mendocinos.

La crisis mundial comenzó en 2008 originada en los grandes bancos de EEUU con una debacle crediticia, hipotecaria y de confianza en los mercados. Hubo una expansión artificial e irresponsable del crédito. Esta crisis ha provocado mayores golpes en los países desarrollados. Pero nosotros no somos inmunes. Por eso el país debe estar atento y aprovechar sus oportunidades, porque en verdad las tiene.

El modelo económico productivo mendocino ya no alcanza para todos, sino para una parte de la población, postergando a decenas de miles de comprovincianos a vivir en la pobreza, la exclusión, el endeudamiento permanente, y sometidos a servicios de salud y educación propios de democracias muy poco avanzadas y con atrasos –en algunos casos- de treinta años, en concepción, pensamiento, herramientas, y tecnología. A todo ello, se sumará en 2012 el quinto año consecutivo de déficit presupuestario provincial, lo que condiciona  el mejoramiento de los servicios esenciales y el desarrollo de la obra pública futura.

En medio de este panorama preocupante, la buena noticia es que Mendoza cuenta con una solución posible y tareas por hacer en un mundo que demanda turismo, energía, alimentos, minerales, y tecnología. Claro que para ello hacen falta discusiones maduras, desprovistas de prejuicios, egoísmos y ausentes de politiquería de bajo precio; una amplia convocatoria e inteligencia para salir a un mundo con un orden diferente. 

Para entender completamente dónde estamos parados, es bueno hacer un breve repaso de la situación por la que pasa el mundo.

El contexto internacional
UN NUEVO ORDEN MUNDIAL

Los ojos de todos están puestos hoy en una Europa que no pudo resistir el modelo del Euro y mantenerse en márgenes adecuados de crecimiento, empleo, inversión y endeudamiento. Toda la Eurozona está en crisis a raíz de las situaciones particulares de los países que no pueden pagar lo que gastan y consumen, como Grecia, Italia, Irlanda y Portugal. Y ahora España, que acaba de someterse a intereses altísimos para colocar deuda. Francia y Bélgica podrían ser los próximos en caer. Los gastos de estos países terminarán asumidos –en definitiva- por ciudadanos de estados más solventes, especialmente Alemania y en menor medida Francia. Hemos visto en las últimas semanas cómo la crisis se llevó a dos primeros ministros: El griego Giorgios Papandreu y el magnate de los medios Silvio Berlusconi en Italia, tras 17 años de estar enredado por igual en el fútbol, el poder y las fiestas estruendosas.

España pasa su peor crisis de desempleo. Un “paro” –como le dicen los españoles- de casi el 25 % y una pobreza del 21,8 %, tres puntos más que hace cuatro años. Además, en España hay 1,4 millones de hogares en los que ninguno de sus miembros trabaja. La crisis española, que también vivió su propia burbuja inmobiliaria con créditos e hipotecas para ciudadanos que no podían pagar, y que fueron calificados de manera irresponsable como solventes, ha dado por tierra con el gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero. Debió adelantar las elecciones y no fue candidato a la reelección. Y el socialismo que encarna perdió ayer de manera contundente las elecciones frente al Partido Popular.

España acaba de pagar hasta un 40 % más de intereses para colocar bonos de su deuda a 10 años, lo que indica la falta de confianza de los inversionistas sobre su situación, y sobre su capacidad de pago. Debió intervenir el Banco Central Europeo sobre el fin de la semana pasada, para alejar a ese país del abismo.

Indignados en Wall Street.

Italia y Grecia tendrán ahora gobiernos de corte conservador en la Economía. Nadie quiere un derrumbe bancario mundial, arrastrado por la caída de bonos de deuda. Alemania y Francia en tanto tratan de salvar sus bancos, pero el costo será alto: Más desempleo y una crisis que aun debe tocar fondo. Por eso los indignados del 15M insisten con “Cambio de Modelo Ya” y se han desperdigado por el mundo después de aquellas jornadas históricas en la Puerta del Sol, meses atrás.

En definitiva, lo que está ocurriendo en el mundo es que está en marcha un viraje traumático hacia un nuevo orden mundial, que aún no esta definido, y que deberá apoyarse en un capitalismo menos “salvaje” que aquel que aplicó las recetas conocidas hasta ahora, y que ha transformado Wall Street y las principales bolsas del mundo en módicas casas de apuestas, cuando el verdadero dinero ha estado manejado por muy pocos intereses, asociados a la renta financiera mundial o a commodities como el petróleo y los granos. En este nuevo orden en marcha, el capitalismo deberá ser más ético, más sano, que en su versión anterior, básicamente porque nadie está dispuesto a seguir pagando la fiesta que terminó arruinando a todos.

1. La crisis internacional desembocará en un nuevo orden mundial, menos salvaje y más solidario. Pero más difícil a causa de la recesión. 2. La crisis comenzó en 2008 por culpa de los grandes bancos de Estados Unidos y de las calificadoras de riesgo. Hubo una expansión artificial e irresponsable del crédito. 3. La crisis golpeó más a los países desarrollados, pero Argentina no es inmune.

En paralelo, hay que decir que las recetas vistas hasta ahora para salir de la crisis aportan pocas novedades. Son muy similares a las que indicaba el FMI en casos similares. Es decir, fuertes ajustes fiscales y ahorros de gasto de los estados fundidos. Pero el ajuste por sí mismo no alcanza. Además hay que invertir en producción, industrias, y crecimiento. El ajuste en soledad no es una buena receta. Grecia “defaulteó” de hecho la mitad de su deuda desde la Segunda Guerra Mundial y se ajustó, y ahora le ofrecían deshacerse otra vez de la mitad y aun así no le era suficiente para salvarse. Hay que hacer más. Sólo el fomento de la producción, junto a medidas de ahorro, podrá ayudar a un país a salir de la crisis.

El nuevo orden internacional que se está instaurando, apoyado en valores tan antiguos como libertad, igualdad, progreso, orden y transparencia, demanda además abolir la corrupción como método político y económico de gestión y cómo práctica habitual de negocios. Esta es además una de las principales exigencias de las revoluciones africanas, tanto como de los actuales “indignados”. Ni qué hablar del “Que se vayan todos…” argentino de diciembre de 2001 y los primeros meses de 2002. Se acabó en el mundo el “Estado de bienestar” asociado a un capitalismo voraz. Uno terminó por devorarse al otro. Ese es el nuevo orden, que deberá completarse con nuevos estados más eficaces y más productivos, y sin corrupción.

En Mendoza hay un reflejo exacto de lo que sucede en Europa. Cada semana vuelven parientes, amigos, conocidos, que se fueron a España e Italia en la crisis de 2001 y que ahora están con las valijas de regreso, corridos por la crisis del desempleo, la pobreza creciente y la falta de dinero para pagar hipotecas y alquileres altísimos. La gente ha empezado a perder sus viviendas, como ocurrió con la crisis de las hipotecas-basura y las calificadoras de riesgo en los Estados Unidos, tres años atrás.

Barack Obama ha dejado de ser un líder planetario  y pasó a ser un presidente más, con un país en crisis. El gasto público de la primera economía mundial es mayor que la recaudación de impuestos. El déficit fiscal es de cerca del 10 % del PIB. El total de deudas de Estados Unidos al cierre de 2010 fue de US$ 54,31 billones, contra un PIB de US$ 14,87 billones, o sea, se ha adelantado gasto por 3,7 veces el PIB. Son tan grandes las deudas generadas, que nadie sabe bien cómo volver a una economía más o menos normal.

Además, en Estados Unidos el desempleo sigue alto y cercano al 10 %. Si se le suman los “desanimados” que no buscan trabajo porque piensan que no van a conseguir, las cifras podrían trepar al 17 %. El gigante tiene los pies de barro y los programas de rescate para la recuperación económica no han sido suficientes. Además, el valor de la ética y la responsabilidad social para los negocios se ha perdido. El afán del lucro desmedido, la ambición desmesurada y las riquezas de la noche a la mañana han sido, al desembocar en una crisis, el caldo de cultivo para la aparición de manifestaciones autoritarias y extremistas, como el Tea Party.

El mundo no sólo demanda trabajo, dignidad, comida, vivienda, energía. También libertad en aquellos lugares en los que no existe. Las revoluciones árabes y musulmanas de 2010 y 2011 dan fe de ello. Fueron las revoluciones –algunas laicas y democráticas- las que dieron por tierra con regimenes autoritarios, casi esclavistas de su población, aunque la hambruna, el alto precio de los alimentos y los insumos básicos, hayan hecho que en algunos casos sólo cambió de manos el miedo. De hecho, el peligro de nuevos autoritarismos, sobre todo basados en dogmas de fe, sigue latente.

Túnez fue el detonante. Egipto y Libia vivieron revoluciones, la última culminó el 20 de octubre con la muerte de Muhamar Khadaffy. Pero Sahara, Argelia, Siria, Yemen, Irak, Irán, Baréin, y Marruecos debieron enfrentar distintos grados de revueltas, y en algunos casos aplicaron cambios en el gobierno como consecuencias de las protestas. En el norte de Africa, sobre todo, los reclamos abarcan justicia social, educación, salud, vivienda, sueldos más altos, democracia, libertad, e igualdad. Las revueltas laicas y democráticas de Africa fueron el germen de los Indignados de Europa y Estados Unidos.

El gigante mundial chino observa en silencio, con un crecimiento moderado, y más autoritarismo. En China se ha dado el fenómeno de una gran concentración de dinero, pero en manos del Estado, que compra alimentos para su población. Hay más gente que alimentar y que atender con necesidades básicas, por que hay cada vez más ancianos en un país de férreo control de natalidad, y de escasa –casi nula- apertura política, aunque ha generado nuevos millonarios, muchos de ellos asociados a los negocios que maneja el Partido Comunista Chino.

Las revueltas africanas prendieron en parte de la población china, pero los insurgentes fueron rápidamente sofocados.

En nuestra región, la economía de Brasil es la más grande de Latinoamérica, la segunda continental, y la séptima del mundo. Según las estimaciones del FMI y el Banco Mundial, en las próximas décadas Brasil debería estar junto a las tres principales potencias del mundo: China, India, y Estados Unidos. Sus exportaciones están entre las 20 más grandes del planeta. Y Lula Da Silva logró crear tanto multimillonarios, como ir sacando pobladores de la pobreza aplicando fuertes políticas sociales.

Brasil acumuló riquezas desarrollando tecnología, fortaleciendo sus empresas nacionales y exportando minerales, petróleo y alimentos a Europa y Asia. Hoy, si Brasil se resfría, la Argentina puede sufrir una gripe. Por eso la economía argentina empezó a sufrir de competitividad, al ver cómo Brasil iba devaluando de a poco su moneda, hasta llegar casi a un 20 %.

El contexto argentino
NUESTRO PAIS TIENE OPORTUNIDADES

En el concierto mundial de la crisis la Argentina es un país privilegiado, pero que suele auto flagelarse y provocarse daño a sí misma. Siempre, por razones políticas. La buena noticia es que hay oportunidades y que no son pocas aunque el país tiene aun una deuda interna para con su población más pobre, de alrededor del 25 % del total de los habitantes. Es una sensación ambivalente, porque el país crece bien, ha distribuido mejor la riqueza, ha logrado superar pobreza. Pero toma medidas contraproducentes y que en muchos casos conspiran contra el éxito. Vayan como ejemplo las restricciones a la compra de dólares, semanas atrás, que sólo han generado más interés de los pequeños ahorristas, que siguieron presionando sobre la divisa para ahorrar en efectivo. La inflación persistente y la fuga de moneda extranjera completan el panorama del país, por lo que hay que ocuparse.

Cristina y Obama, dos caras de la crisis.


La Argentina necesita poner foco en una mayor  racionalidad económica para seguir la senda del crecimiento y jugar mejor sus fichas. Para este año, se habrán ido de las arcas más de 70.000 millones de pesos en subsidios. En cinco años, los subsidios fueron de aproximadamente 135.000 millones de pesos. Es decir, más de 35.000 millones de dólares. Si el país hubiese utilizado la mitad del dinero que se gasta en subsidios –muchos de ellos a habitantes de altos ingresos-  para fomentar la producción primaria, industrializar y dar crédito productivo, otra sería la historia en este momento.

1. Argentina ingresa en una nueva etapa. El país está en una situación de privilegio en el contexto mundial y sigue teniendo nuevas oportunidades, pero han aparecido dificultades y necesidades que atenuarán el crecimiento. 2. El dólar "planchado" y el crecimiento inflacionario de costos nos hace menos competitivos. 3. El gobierno empezó a ocuparse de algunos problemas como la fuga de divisas y los subsidios. Pero debe hacerlo aun de la inflación, con una estrategia seria y transparente. 4. Los pronósticos de producción y los precios de los commodities argentinos son alentadores, y representan una oportunidad.

Argentina logró crecer a pesar de la crisis internacional, pero el aumento del gasto público, la inflación, la falta de inversión, y la fuga de divisas de casi 70.000 millones de dólares y el consiguiente aumento de las tasas de interés, conforman un panorama áspero en los años por venir. El dólar estabilizado y las alzas permanentes de costos, hacen que la Argentina sea cada vez menos competitiva. Los empresarios que exportan productos primarios y los pocos que lo hacen con valor agregado, se encuentran con mercados hostiles y pérdidas concretas de rentabilidad. Aun así el país sigue creciendo y el precio de la soja y el resto de los productos de la Pampa Húmeda se mantienen con precios altos y con pronósticos optimistas de producción.

Un sistema político cerrado con un peronismo invencible y una oposición fragmentada, coloca al país en una situación de debilidad ante probables vaivenes de la economía. La presidenta lo sabe y por eso llamó a la unidad nacional, a un país más fuerte, el día en que ganó las elecciones.

Un modelo económico que no alcanza
PENSAR MENDOZA A LO GRANDE PARA SALIR DE LA CRISIS

No la tendrá fácil el nuevo gobierno mendocino. Son muchas las tareas por hacer, deberá repensar Mendoza a lo grande si no se desea pasar cuatro años anodinos, en los que apenas se administre con mayor o menor suerte lo que hay, con el crecimiento del déficit año a año y sin mejorar sustancialmente servicios como Salud, Educación, y Seguridad, por mencionar tres de los que afectan directamente a la población.

El problema mendocino no abarca sólo el cómo gestionar el Estado provincial para sacar a la gente de la pobreza, conseguir mejores salarios y tender a una mejor calidad de vida para los pobladores de la provincia. Es mucho más profundo. Días atrás se conoció una noticia que pinta como ninguna otra la profundidad de la crisis: Por ley, es obligatorio que las salas de cuatro años del Nivel Inicial de la Educación sea obligatoria. Pero por falta de recursos y de infraestructura adecuada se decidió que entonces este nivel no será obligatorio. Es decir, por cuestiones de dinero, habrá chicos preparados de forma diferente a otros. Como ocurre con Salud, el Estado no sólo no brinda las mejores herramientas y servicios. Simplemente, renuncia a ellas, “nivela para abajo”, recorta posibilidades, porque “no se puede”. Esta es la crisis de verdad: como el modelo económico no alcanza para todos, recortamos educación.

La pregunta es ¿Cómo hacemos para crecer? Hay que repensar la provincia con grandeza. Dijimos al principio de este análisis, contextualizado en el mundo, que Mendoza tiene posibilidades, herramientas y recursos aun cuando hoy el modelo productivo no alcance para todos. El vino, el agro, y el turismo no producen empleo ni una renta suficiente como para que la provincia en conjunto esté mejor, y la calidad de vida de sus habitantes sea sustancialmente superior.

1. El vino, el agro y el turismo no producen empleo ni una renta suficiente como para la provincia esté mejor, y la calidad de vida de los habitantes sea superior.

2. Necesitamos repensar la minería, enfocar el corredor bioceánico Mendoza-Valparaído, construir diques y caminos, y concretar la empresa provincial de energía. También una nueva política de hidrocarburos, seria, activa, que haga que las empresas exploren y exploten realmente el petróleo.

3. Mendoza necesita un banco propio, y generar condiciones para la inversión a mediano y largo plazo, con una adecuada y tentadora promoción para los que están dispuestos a usar su dinero. Buenas condiciones de radicación, exenciones impositivas y créditos son posibles.

4. Hay que recrear una política integral del agua en todo sentido, democratizando el Departamento General de Irrigación, haciendo importantes obras de infraestructura que optimicen el riego, y poniendo recursos para mejorar la obsoleta red de agua potable y cloacas de Mendoza.

5. La provincia necesita más y mejores recursos turísticos, más educación y nivel en las prestaciones al turista, más hoteles de primera línea y una mejor atención en todos los niveles del negocio turístico.



1) Repensar la minería

Mendoza no tiene suficientes recursos para todos. Por eso necesita recuperar racionalmente el debate por la minería, que fue abandonado por una combinación de temores electorales, y conveniencias. Aun cumpliendo los objetivos de la Ley 7722, hay mucho que se puede hacer ante un mundo que necesita cobre, oro, plata, y uranio, básicamente. Son tres de las riquezas que están bajo la tierra mendocina y que permanecen allí porque la política no logra sortear –por falta de preparación, desinterés, o aun oportunismo- el debate con organizaciones ambientalistas mucho mejor preparadas y con mayor conocimiento, como para convencer de sus argumentos a la sociedad. Los intendentes, ya sea del PJ como de otros partidos, empresarios de distintos niveles de facturación y de las actividades más diversas y quienes estudian la matriz económica de Mendoza advirtiendo que es insuficiente, saben que sin una minería sustentable será muy difícil extender el horizonte productivo de la provincia, y generar más riqueza y mejores salarios.

Por algún lado hay que empezar. Por ejemplo, estudiando y consiguiendo información, y analizando cómo se hace minería sustentable en el mundo, con qué elementos, con cuáles métodos, y qué efecto ambiental provoca. Una comisión de notables, un ente mixto neutral y objetivo formado por expertos, ONG, funcionarios e interesados, debería ser el encargado de tales estudios y procesarlos en seis meses. No nos quedemos con el “No”. Salgamos al mundo a ver cómo funciona realmente la minería. Y cuál es la extracción de minerales que podemos y necesitamos hacer.

También es útil reconsiderar la explotación de uranio en el sur provincial, para abastecer las centrales termonucleares y el uso pacífico de la energía atómica, claro que resolviendo antes los enormes pasivos ambientales que quedaron en el camino.

2 – Infraestructura: el corredor bioceánico, diques y caminos

Hay que acelerar y colocar la máxima energía y capacidad política a la construcción de las obras de infraestructura para consolidar el rol estratégico de Mendoza en el corredor bioceánico Mendoza-Valparaíso.

Se trata de la conexión más importante del cono sur luego del Canal de Panamá y es sin duda la prioridad estratégica de la provincia. Es uno de los emprendimientos que cambiarán profundamente la estructura económica de la provincia poniendo en valor nuestra ubicación privilegiada en este lugar del mundo. Desde inicios de la democracia, Mendoza está hablando de estos proyectos. Ya es hora de que comencemos a concretarlos.

Las licitaciones del dique Los Blancos y de Portezuelo del Viento contribuirán a aliviar la situación energética regional y nacional. Pero no es suficiente. Mendoza necesita un sistema adicional de represas en los río Tunuyán y Mendoza para producir más energía. El país lo demanda, y también Mendoza, con un parque industrial acostumbrado a los cortes rotativos de energía en las épocas de mayor consumo.

3 – Concretar la empresa de energía

El gobierno que asume en diciembre debe reactivar el proyecto de empresa provincial de energía, una Sociedad Anónima con capital provincial que sea capaz de articular las políticas energéticas, asociarse y tratar con los privados y generar,  como socia de los emprendimientos energéticos, petroleros y mineros, ganancias para la provincia que excedan las meras regalías impuestas por los marcos nacionales.

4 – Un marco promocional local

No alcanza con exportar productos primarios del agro, ajo, hortalizas, o frutas. Necesitamos industrializar el campo para ofrecer a un mundo en crisis soluciones alimentarias. Hay que conseguir un polo tecnológico en serio, relanzar la industria metalmecánica y agregar valor para crear más trabajo, Para ello, es necesario abrir la cabeza, ser más inteligentes y proactivos, y salir a buscar los inversores apropiados, dinero genuino, para industrializar. Hay que ofrecer además a las grandes compañías de la región y el mundo un marco apropiado y promocional para radicarse y asociarse con las empresas y cooperativas mendocinas. Condiciones de radicación, exenciones impositivas, créditos, y desgravaciones posibles deberían ser ventajas competitivas que la provincia podría ofrecer. El gobierno debe desarrollar una agencia de atracción de inversiones, capaz de “vender” la provincia a nivel nacional y mundial, dando a quienes tienen el dinero las mejores posibilidades de radicación y de trabajo.

Es necesario que Mendoza siga trabajando muy duro para que no se aplique el decreto 699/2010 que extiende la promoción industrial a las provincias de Cuyo vecinas nuestras, o que en su defecto la provincia sea incluida. O que se busquen mecanismos alternativos, como promociones por productos industrializados, y no por región.

5 – El agua

La provincia deberá encarar un ambicioso plan de infraestructura, para lo que Paco Pérez deberá aceitar al máximo la relación con el gobierno nacional, y hacerse de los fondos, tanto como convencer de las necesidades estratégicas de determinadas obras. El sistema de agua y cloacas está virtualmente derruido. Es poco lo que se ha logrado resolver desde que el Estado se hizo cargo del agua otra vez, más allá de los primeros pasos para ampliar la capacidad de potabilización del agua. Ni siquiera hay una red confiable de cañerías para transportar el líquido vital. Las venas de Mendoza, en este sentido, sufren. Ni hay planos catastrales confiables para saber por dónde pasan agua y cloacas mendocinas.

6 – Una banca provincial

Es posible recuperar la idea de un banco provincial, sólido, eficiente, transparente, que maneje y reoriente hacia Mendoza los 14.000 millones de pesos al año que gira el gobierno de la provincia, y que sea capaz de sostener con créditos en serio la actividad productiva provincial a tasas razonables, pero con un estricto seguimiento del dinero. No debe suceder como con los antiguos bancos, o como ha ocurrido con el Fondo Para la Transformación y el Crecimiento, que en muchos casos tiene carpetas verdaderamente impresentables. Un estado como Mendoza necesita una fuerte banca oficial para apuntalar nuestra economía.

7– El gobierno del agua

Mendoza debe superar cuanto antes la crisis del gobierno del agua. Irrigación debe  transformarse en la verdadera herramienta de gestión del recurso más valioso que tiene nuestra economía. El agua es el combustible de la producción, e Irrigación debe garantizar que el agua se cuide. Debe hacer más obras, impermeabilizar más canales, sellar los pozos que contaminan las napas, y ayudar a que el riego en las fincas sea responsable, económico, y eficiente. Una idea adicional para que el Gobierno del Agua sea más institucional, más transparente, es que sea elegido por el pueblo.

8– Política petrolera en serio

El petróleo es otro de los capítulos a estudiar en profundidad. El reciente descubrimiento en la cuenca neuquina “Vaca Muerta” es importante para Mendoza también. La misma geología pasa por debajo del límite interprovincial y llega hasta Malargüe. YPF deberá terminar sus exploraciones a la brevedad, y descubrir si el petróleo que allí aparezca es de similar calidad que el neuquino. Una buena explotación allí significará más divisas para la provincia.

De todos modos, el próximo gobierno deberá asumir una política hidrocarburíferas activa, clara, y ambiciosa. La provincia es dueña de su petróleo desde la sanción de la “Ley Corta” en 2007. Como Estado soberano de su recurso, debe ser muy exigente con las empresas que explotan las diversas áreas y exigirles el cumplimiento de los contratos asumidos a rajatabla, en cuanto a inversiones y pasivos ambientales. Hay que analizar exhaustivamente además quiénes son y qué experiencia tienen quienes se convierten en socios virtuales de la provincia al explotar el petróleo. Para eso, hay que profundizar las exigencias de las licitaciones, y hacer que los contratos se observen hasta la última letra. De lo contrario, lo que ocurre es que no se explora, ni se explota, ni se invierte, transformando un negocio petrolero bueno para la provincia, en una intermediación jugosa sólo para algunos.

9 – Provincia turística o “con turistas”

Hay una diferencia sustancial entre una provincia turística y una “con turistas”. Mendoza pertenece a este último grupo, porque lamentablemente no se ha logrado generar una conciencia del servicio al turista. Se trata de un problema ya añejo, pero  que nadie termina de resolver. En Mendoza, en general, el turista es maltratado, paga todo demasiado caro y no goza de los mejores servicios. ¿Por qué debería entonces un turista venir a Mendoza? Uniendo el turismo del vino, los caminos del vino, el Cerro Aconcagua, la montaña, y los parajes; esta provincia debe profundizar al máximo su servicio al turista, desde contar con opciones prolijas, hasta transformar en buena la pésima atención gastronómica del Gran Mendoza.

Alfredo Ponce/MDZ
Una hermosa vista turística de Mendoza. Necesitamos mejorar los servicios.


Mendoza necesita mejores hoteles y mejor atención en estos. Necesita mejor gastronomía y la mejor disposición posible de parte de un pueblo que debe ser cordial, para mantener al visitante. Debe haber mejor personal de servicios turísticos y más preparados, mozos bilingües -por lo menos- en todos los locales, mejores precios, y una ciudad limpia que pueda mantenerse barrida y presentable, y no con las acequias desbordantes de mugre y malos olores, a la vista del turista.

Conclusiones

Mendoza necesita más. Más de todo. Más pensamiento en grande. Ya se sabe que la economía local no es suficiente, y que el Estado como “dador” de trabajo ya produce déficit. Pero para dar un salto, para salir a tomar los problemas con seriedad, hace falta generosidad política, amplitud, compromiso gremial y empresario, y recursos. Todo ello en el marco de una convocatoria amplia con un objetivo común: sacar del estancamiento a una provincia que fue líder, y generar riquezas para todos.

Las herramientas están, la solución a los problemas mendocinos, existe. Pero hacen falta decisión política y coraje para ponerse en marcha.

Opiniones (14)
23 de enero de 2018 | 19:18
15
ERROR
23 de enero de 2018 | 19:18
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Para hacer crecer la Pcia no hay que descubrir la polvora.- La soluciones están dentro de su propia geografía, pero debe entenderse que esta no termina en la Av Peltier, E. Civit.- Cuando van a entender que el crecimiento pasará en los próximos años por los Deptos del Sur, pues tienen el 70 % del agua, de las tierras y la minería.- La soluciones inteligentes están , pero nadie las regala graciosamente, y menos en manos de politicos.-(sin entrar en calificativos).- Los Planes estratégicos nunca estuvieron insertados en las plataformas politicas.- Los Gobiernos suben pero no saben por donde atacar los "problemas Mendocinos" Las Universidades trabajan para adentro.- La entidades gremiales tanto empresarias como sindicales están enfermas de egoísmo.- Felicito la Editorial de MDZ por el aticulo pero las fotografías con que lo acompañaron no son las adecuadas...la Peatonal y el Regatas no son Mendoza, sino iconos de una ciudad solamente.-
    14
  2. SIEMPRE ES MEJOR EMPEZAR POR EL PRINCIPIO....
    Hay una ley aprobada no hace mucho, que es considerada la más importante después de la Constitución Provincial y que nada se sabe de su aplicación, porque los mezquinos intereses políticos privan sobre ella. Esa ley, después de una ardua lucha, es la Ley de Uso del Suelo y Ordenamiento Territorial Ambiental. Mendoza siguió su desarrollo a través de los años, en concordancia a donde transcurrió su fundación, sin que a nadie se le ocurriera pensar cuales son los recursos naturales -renovables y no renovables- que posee la Provincia y como y donde había que encarar las distintas industrias para aprovechar mejor esos recursos. Entonces tenemos en el oasis norte el 30% del agua dulce con el 70% de la población e industrias, mientras que entre el oasis centro y sur, tenemos el 70% de agua y el 30% de población e industrias. Se construyen barrios privados y barrios parques en el medio de la 1ra. zona de uvas malbec, rodeados de parques verdes, gracias al despilfarro de agua dulce, porque nuestros queridos comprovincianos quieren vivir con casas similares a las de la pampa húmeda, con lo cual gastamos el 20% del agua en mantener verde la chipica. En el mundo ya no es tiempo de políticos de carrera para administrar un Estado, hoy se necesita una activa participación de científicos de distintas disciplinas, para lograr políticas de desarrollo sustentable -no esa estúpidez de desarrollo económico que ha fracasado en todo el mundo- que sirvan para proyectar un modelo de crecimiento de 20 a 50 años. Necesitamos conocer realmente cuales son nuestros recursos naturales, renovables o no renovables y fundamentalmente donde están ubicados, para disponer de ellos en una forma inteligente y de desarrollo integral del territorio. Necesitamos planificación a mediano y largo plazo y no esta suerte de androides que nos gobiernan, que no piensan más allá de sus mandatos o como continuar en ellos, sin cumplir el requisito básico para el cual fueron elegidos, que es el bien común, y no el de su familia, amigos y las mafias que los sostienen. Hablar de soluciones inteligentes presupone en primer lugar, situarnos en el contexto del mundo, pero con la claridad para aprender de las crisis y guerras pasadas. Los únicos que siempre tienen clientes son los que almacenan alimentos o tienen una pompa fúnebre, porque es inevitable que el ser humano necesita como prioridad alimentarse y como fatalidad, morirse, lo demás va y viene. Entonces hay soluciones inteligentes para sacar a Mendoza del pozo, por supuesto, pero para implementarlas hay que poner personas inteligentes y honradas y no es en el campo de la política donde generalmente se encuentran personas con estas dos virtudes. Es hora de que los científicos planifiquen; que la sociedad tome conciencia de como debe cuidar los recursos y en tercer lugar como lograr mejores recursos económicos y no al revés. Lo demás es puro verso, o pan para hoy y hambre para mañana. No arreglamos nada con tener más recursos si estos son administrados pesimamente y en forma tan desigual. El verdadero desarrollo sustentable necesita imperiosamente de una justa distribución de la riqueza, hecho irrefutable y que permite entender la actual crisis financiera mundial. Fracasaron las grandes potencias, el FMI., y ahora el Banco Europeo, por una simple razón, aplican las medidas que aprendieron en el siglo XIX, a partir de la llamada revolución industrial, mientras los científicos descubrieron el génoma humano, entre otras cosas y la tecnología avanza más rápido que nuestro pensamiento, mientras los boludos siguen discutiendo entre lo estatal y lo privado.
    13
  3. PERO ANTES HABRIA QUE TENER POLITCOS DECENTES, HONESTOS TRABAJADORES Y QUE ANTEPUSIERAN LOS INTERESES DE LA GENTE A LOS PERSONALES. LOS ELEGIMOS COMO NUESTROS REPRESENTANTES, PARA QUE ADMINISTREN NUESTROS BIENES GENERALES, PERO ES LO ULTIMO QUE HACEN. LOS PAISES CRECEN DE ACUERDO ALA CALIDAD DE SUS DIRIGENTES Y ESTO ES LO QUE MAS NOS HACE FALTA Y NO EXISTEN. BASTA CON VER LAS FOTOS, GESTOS Y CAMBIO DE FIGURITAS QUE SE PROSDUCEN. QUIEN LES PUEDE CREER. GOBIERNAN PARA LA CORPORACION POLITICA. ASI NO VAMOS A PODER SALIR DEL POZO. Y POR FAVOR NO REFORMEN LA CONSTITUCION, PUES FUE HECHA POR GENTE MUCHO MAS INTELIGENTE Y CAPAZ QUE LOS ACTUALES.-
    12
  4. No es posible idear algo en un ambiente de desconfianza y hostilidad. No se pueden tirar ideas para que las analice cualquiera. No hay orden en el desorden. Lo primero es discutir la nueva institucionalidad que deberíamos otorgarnos. Los partidos políticos tal como están NO SIRVEN. La política, como está, NO SIRVE. Los políticos, como son, NO SIRVEN. Las organizaciones sociales se adaptan al sistema y como el sistema NO SIRVE, esas organizaciones NO SIRVEN. Los empresarios emprenden en el sistema que les toca y si el sistema NO SIRVE entonces su emprendimiento NO SIRVE. Creer que desde el Estado se va a regenerar la sociedad es, desde ya, empezar mal el análisis. Esto se arregla desde la sociedad organizada, quien se tiene que dar una nueva organización que le sea útil para el contexto actual que presenta el mundo. Eso como primero. En segundo término dejar de ser hipócritas y darle a cada uno lo que le corresponde. El inteligente, el que emprende, el que genera idea, el que trabajo en positivo, el que no es un "avivado", el que es "honesto", ese debe GANAR y MUCHO. El vivito, el apiolado, el deshonesto, el inculto, el que no quiere esforzarse, el negativo, ese debe PERDER y MUCHO. El que vive colgado de la teta de la familia no debe ser escuchado, es un perejil. El que hace crecer honestamente la fortuna de su familia debe ser escuchado, es un emprendedor. FALTA LA COMPARENCIA ANTE LA HISTORIA DE LOS PRIVADOS AFORTUNADOS. Tenemos déficit dirigencial y apatía social. Dificil que cambiemos. Debería venir un poderoso de afuera que ponga todo patas para arriba. Primero organización, nueva institucionalidad, nuevo orden político. Después participación dentro de ese nuevo orden consensuado y, por último, caminar en busca de lo que se decida en el marco de ese consenso. Lo grande empieza con algo muy pequeño. NUEVO ORDEN SOCIAL. No tanto para Mendoza pero sí para el país tengo colgada a la web hace unos años una propuesta de ese nuevo orden social, al que bauticé: DEMOSARQUIA. Pueden verlo en www.horargentina.blogspot.com DEMOSARQUIA. Definición: Forma de gobierno directo del pueblo junto a sus representantes, donde los asuntos inherentes al espacio donde habita y la esencia de la vida de sus habitantes, son proyectadas y ejecutadas por el pueblo reunido en asambleas barriales, locales, provinciales, regionales y nacionales y las cuestiones de índole general, ya sean provinciales, regionales o nacionales, como así también la política exterior del Estado, son proyectadas y ejecutadas por los representantes de aquél elegidos en forma libre y universal. BASES: Las bases donde asentar la nueva realidad argentina serán cinco (5), a saber: 1) Sistema del Conocimiento. Pasaremos a denominar este área sensible del proyecto como %u201CSistema del conocimiento%u201D y se analizará porqué el nuevo concepto se aleja de la %u201Ceducación%u201D tradicional, la cual ya no es necesaria en este momento evolutivo del ser humano. La cultura, el deporte, la ciencia y la tecnología son inmanentes al %u201Csistema del conocimiento%u201D. 2) Geopolítica. Desarrollaremos una nueva disposición geopolítica del territorio soberano de la República Argentina, dándole continuidad a las actuales áreas provinciales, pero generando áreas regionales. Esto es necesario a los fines de implementar el cambio sociopolítico que aquí proponemos. 3) Sociopolítica. Se instalan nuevas formas de organización social en materia política otorgándole mayor poder de decisión a los ciudadanos en las áreas de competencia que invaden su vida diaria (Concejos de Ciudadanos), entregando a los políticos de carrera y, por ende, a los partidos políticos, el poder de organizar a la sociedad en lo general. La política cotidiana es de los ciudadanos y la política de fondo es de los políticos y los partidos políticos quienes así estarán obligados a profesionalizarse. Esta modificación sociopolítica está definida como %u201CDEMOSARQUIA%u201D. 4) Económica. En esta área hay que franquear algunas de las leyes económicas que conoce el mundo para inaugurar un modelo diseñado en función del ser humano y no para que funcione el sistema sin importar el hombre. Se elimina el dinero como bien de cambio y se genera el de %u201Chora de trabajo%u201D, por lo que el papel moneda deja de circular y comienza la era de la moneda electrónica, acorde a los avances tecnológicos que hemos experimentado y que debemos universalizar. Se protege la propiedad privada y la acumulación legal de bienes y riquezas, prevaleciendo la idea de igualdad de oportunidades, libertad de disposición y la distribución equitativa de los recursos del Estado. 5) Seguridad de lo Nacional. Contemplo aquí la discusión de los nuevos roles de los organismos de seguridad, comenzando a esbozar la organización de un sistema de defensa militar más profesional, dinámico, ágil y pequeño que el actual, pero con muchísimo más poder de disuasión y protección. En el orden policial dispongo que el contralor corra por cuenta de los ciudadanos en forma directa a través de los Concejos de Ciudadanos y determino que los Comisarios sean elegidos por el pueblo en forma directa, pudiendo ser reelegidos pero con un tope de mandatos. Los organismos de contralor de las fronteras deberán ser tecnificados, ampliados y profesionalizados. VER EL DESARROLLO COMPLETO EN MI BLOG. www.horargentina.blogspot.com
    11
  5. mientras la educación sea un pie de página
    Mientras no se considere un eje estratégico sino una bolsa de trabajo para quienes quedan a pie en "ministerios de envergadura", la economía y la política serán cosa de econocmistas y no de la gente común.
    10
  6. estoy de acuerdo con PELIKANOS la camiseta tiene q ser ser de MZA no del partido q gobierna y doy un ejemplo d una institucion q nos preocupa alos mendocinos en IRRIGACION del departamento de SAN CARLOS hay 2 asesores de inspectores de cauce q son de profecion contadores con sueldos muy importantes y q se desperdician por q estos sres no pueden asesorar apersonas q llevan años empapados en el tema digo simplemente q deberian estar donde desarrollen su profesion q es la q estudiaron pero estan ahi por q tienen una relacion directa con una alta dirigente del PJ y esto debemos cambiarlo de una vez y para siempre
    9
  7. En pocas líneas, pero quisiera proponer algunas ideas generales sobre lo que observo que deberían tener en cuenta nuestros gobernantes. Comentario: lo de soluciones "inteligentes" no es fácil de digerir, ¿son inteligentes los que piensan como yo? yo lo plantearía de otra forma. Igualmente me encanta la iniciativa y ojalá la gente se prenda. Los mendocinos tenemos que empezar a pensar grande y levantar la autoestima. Por ejemplo, si hacemos un tren urbano, entiendo que muy necesario por el colapso de transporte que tiene Mendoza, deberíamos hacerlo elevado o suberráneo y no a nivel, que es incómodo y peligroso. Es mas caro pero los organismos internacionales para ese tipo de obras te dan crédito. Tambien en este sentido, creo que no es necesario ir a comprar trenes usados, una práctica que se inició con los trolebuses y se está imponiendo. Eso es de paisito bananero. En lugar de eso habria que juntar al estado con los privados y poner una fábrica de trenes y troles, y exportarlos a esos paises a los que se los compramos usados. En la misma línea de pensamiento, el estado debe promover (y premiar) la creación de nuevas empresas para que hagan crecer nuestra economía, dando trabajo y pagando impuestos. Tenemos dejarnos de llorar porque las provincias, que son consideradas por el estado nacional inferiores a la nuestra, tengan promoción industrial. Nosotros tenemos que crecer a partir de la adversidad como todos los grandes paises y regiones del mundo y terminar con las excusas. En pocas palabras, competir con nosotros mismos para superarnos y ser cada vez mejores sin esperar nada de los demás. Somos unos bendecidos por la madre naturaleza y eso nos permite explotar dos negocios que estan altamente vinculados, la vitivinicultura y el turismo, hagámoslo con excelencia. Por último, creo que el mendocino tiene una cultura que lo hace mas pujante que los habitantes de otras provincias donde la gente tiene "actitud de conchavado". Tenemos que explotar la herencia cultural de las generaciones anteriores y estar a la altura de las circunstancias Abrazo
    8
  8. EL TURISMO es una fuente increìble de recursos y Mendoza hace muchos años que no hace nada en este tema. Construir hoteles 5 estrellas con casino, no aporta casi nada y va dirigido a un sector del turimo. No hemos acrecentado motivos para que el turista venga a Mendoza. Muy bueno "Música Clásica por los caminos del vino"...pero eso es un evento que disfrutamos más los mendocinos que el turista. Qué hace un turista en verano aqui en Mendoza? El sur tiene gran oferta en este tema pero no toda la provincia y menos los que vienen a Capital. Se neceistan inversiones en los espejos de agua, en lós rios, en la montaña, donde el turista disfrute de algo mas que ir a una bodega. No tenemos teatros para ofrecer, como tiene ya San Luis, Merlo. No tenemos ni siquiera un bus al aeropuerto como cualquier ciudad del mundo. Energia renovable: Nunca se pensó en subsidiar este tema y dejar la energía tradicional para la produccion? Mendoza rechazó un proyecto de convertirla nuevamente en un centro de rodage para cine y TV. Hoy San Luis tiene este tema, que no solo da trabajo a miles (vestuaristas, servicios de comida, etc) sino además tiene un festival internacional que va creciendo increíblemente.
    7
  9. Una de las soluciones es que los grandes empresarios mendocinos como es el caso de los dueños de este diario digital realicen una justa distribucion de la riquezas, y que este medio como la mayoria de los medios de grandes empresarios se ponen en papeles de grandes adalies de la defensa de los derechos de los mendocinos y no tienen ni autocritica, y ademas manejan las noticias en funcion de sus intereses economico y eso no es periodismo independiente. Con lo cual es importante una mayor responsabilidad en el uso de los medios de divulgacion.
    6
  10. Lo que Mendoza necesita es una fuerte presencia ante el gobierno nacional. La gestión en soledad respecto a la Nación no servirá de nada. Para eso es fundamental la unidad política, porque de nada vale una oposición que buscando réditos para sostenerse en su debilidad se oponga por oponerse... Puede ser un tiempo histórico de unidad y progreso, o seguiremos estancados: pero no depende sólo del gobierno provincial. Insisto: depende de todos y de una fuerte posición ante la Nación. Si esto se logra la mitad del camino ya se habrá recorrido... Lo demás será simplemente "ponerse a trabajar". De cualquier manera vale preguntarse si dentro de los postulados capitalistas son posibles "las soluciones inteligentes..." Pero eso sería otro debate y en otro contexto por estos tiempos viciado de irrealidad.
    5
En Imágenes