opinión

Para el que no sabe adónde va, no hay vientos favorables

"¿Podría ser que, abrumada por el impacto de su espectacular victoria, a Cristina aún le cueste asimilarla? Si el contraste entre el poder y el saber qué hacer con él se prolongara ad infinítum , a la Presidenta se le podría aplicar esta célebre frase del filósofo estoico Lucio Séneca (4 a.C. - 65 d.C.): "Para el navegante que no sabe adónde va, nunca hay vientos favorables". El análisis de Mariano Grondona en La Nación.

La columna completa haciendo clic aquí
Opiniones (0)
23 de enero de 2018 | 03:40
1
ERROR
23 de enero de 2018 | 03:40
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes