Grupo comando robó cuantioso botín de una empresa de catering en Rosario

Un grupo comando compuesto por cinco delincuentes protagonizó un violento asalto a una empresa de catering de la ciudad santafesina de Rosario y se llevó 250 mil pesos en efectivo para el pago del aguinaldo y unos 700 mil en cheques para saldar cuentas con proveedores, informaron hoy fuentes policiales.

Los voceros indicaron que el episodio se produjo  en la sede de la empresa de San Luis al 2400, donde el grupo de maleantes irrumpió alrededor de las 7:30. La banda, que había realizado un trabajo de inteligencia previo muy detallado, logró controlar a punta de pistola a siete empleados de la firma que minutos antes habían arribado al lugar.

Los testigos del hecho además destacaron el conocimiento de los movimientos de los dueños de la empresa y la agilidad distintiva de "deportistas" que presentaban los delincuentes, algunos de los cuales actuaron con el rostro cubierto.

Los maleantes se mostraron muy seguros de lo que hacían todo el tiempo, aunque también debieron utilizar la violencia para cumplir su objetivo, ya que un contador y uno de los socios
gerentes de la empresa sufrieron golpes en la cabeza.

Las primeras en llegar a las oficinas administrativas de Catering Gourmet, que cuenta con 350 empleados y elabora la comida para todos los hospitales y sanatorios de Rosario, fueron dos mujeres.

Como cada día, las empleadas desconectaron el sistema de alarma y, tras encender un par de luces, abrieron el ventanal que da a la calle con la intención de ventilar una de las oficinas
principales, momento en que llegó una tercera mujer. 

En esas circunstancias ingresaron los delincuentes, que hicieron una aparición espectacular y haciendo uso de su destreza física para saltar a través del ventanal que habían abierto las
empleadas.

Apuntándolas con pistolas, los ladrones llevaron a las mujeres para el baño, las maniataron y las pusieron de rodillas contra la pared. Los maleantes se dividieron y mientras un grupo juntaba el valioso botín, el resto se encargaba de atrapar a cada uno de los empleados que llegaba a trabajar y también los colocaban en el baño.

Entre los trabajadores más "dormidos" que llegaron casi sobre las 8:00 estaba el socio gerente de la empresa, a quien rápidamente lo identificaron y le pidieron "la plata", por lo que sabían que llevaba consigo el dinero para el pago de los aguinaldos, algo raro, ya que la firma liquida los sueldos a través del banco.

El gerente, hijo del apoderado de la empresa, les dijo que la plata estaba en su automóvil Fiat Punto, que había dejado estacionado en un garage cercano, por lo que los delincuentes debieron movilizarse hasta ese lugar y, sin que nadie los viera, se hicieron acreedores del botín. En total, la banda estuvo unos 15 ó 20 minutos en el lugar y cuando obtuvo la información de donde estaba el dinero, se retiró en dos grupos.

Testigos aseguraron a la Policía que la banda se subió a un Volkswagen Bora oscuro que estaba estacionado por la calle Santiago y huyó. Además, se investigaba si los responsables del episodio pueden tener alguna vinculación con un robo de características similares ocurrido hace tres meses en la misma oficina y de donde se llevaron unos 300 mil pesos.

Opiniones (0)
14 de diciembre de 2017 | 16:04
1
ERROR
14 de diciembre de 2017 | 16:04
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho