Deportes

Luego de la pretemporada, River va en busca de Boca

Tras quince días de permanencia en nuestra provincia, el plantel Millonario se fue a Mar del Plata con el objetivo claro de ganar su primer Superclásico en la era Gorosito.

Luego de 15 días de pretemporada, el plantel de River Plate abandonó esta tarde Mendoza con la mente puesta en el primer Superclásico del año frente a Boca Juniors, que se jugará mañana en el estadio José María Minella de Mar del Plata.

Durante su permanencia en esta provincia, el plantel millonario, integrado por 32 jugadores, trabajó en triple y doble turno, tratando de buscar las mejores condiciones físicas de sus jugadores y la recuperación de algunos lesionados, más allá de lo táctico, que le permitan obtener una base en ese aspecto de cara al torneo Clausura y la Copa Libertadores de América.

Pero poco antes de llegar a Mendoza, el flamante entrenador Millonario, Néstor Gorosito, ya tuvo su primer dolor de cabeza, ante la inesperada decisión de no viajar a la pretemporada del delantero uruguayo Sebastián Abreu, uno de los principales referentes del plantel, quien tomó sus bolsos y se fue a España para jugar en la Real Sociedad.

El gimnasio del Club Independiente Rivadavia, el parque General San Martín de esta capital y el predio Las Carmelitas, en el departamento de Guaymallén, fueron los lugares elegidos por Gorosito para llevar adelante los trabajos de resistencia, movimientos físicos, minutos de fútbol y dibujos tácticos.

Según los propios jugadores millonarios, "lo que pasó en el segundo semestre del año pasado quedó atrás". Se hizo una autocrítica en lo colectivo e individual, hubo falencias, pero ahora hay que mirar hacia adelante, no sólo para revertir la imagen de River, sino también para colocarlo en lo más alto de las tablas.

Además, de acuerdo a las manifestaciones de Gorosito, en esta pretemporada "se fue generado una buena química entre el plantel y el cuerpo técnico" y hasta algunos de los "antiguos" jugadores millonarios se animaron a hacer público que existen "algunas similitudes tácticas" con el trabajo que realizó Daniel Passarella cuanto estuvo al frente del plantel.

No se registraron sorpresas en el tema de incorporaciones y tampoco en lo futbolístico, porque por lo menos en cuanto a resultados se refiere, no pasó de discreto. El equipo aún no ha ganado en el pentagonal de verano, donde obtuvo sendos empates frente a Independiente y Racing Club, con idéntico marcador de 1 a 1.

Una de las pocas novedades de la pretemporada la dio el titular de la entidad de Núñez, José María Aguilar, quien acompañado por otros integrantes de la cúpula dirigencial, mantuvo una reunión con el técnico Gorosito en el bunker millonario.

Durante el cónclave, Aguilar trajo un explícito apoyo institucional a la gestión del entrenador. También le pidió "paciencia" en cuanto al tema de los refuerzos, aunque le aclaró que "ninguna operación está cerrada", pero también se encargó de hacerle saber que la situación económica por la que atraviesa el club no es ajena al resto de los clubes del fútbol argentino.

Aguilar trajo en suma apoyo institucional, paciencia y quizás paños fríos a la necesidad del entrenador de contar con tres o cuatro refuerzos por lo menos.

Se mencionaron varios nombres, algunos del exterior, fundamentalmente del fútbol colombiano, pero lo cierto es que lo único que sigue en el tapete es la novela veraniega entre River y Newell's Old Boys por la transferencia del delantero Cristian Fabbiani y que en las próximas horas llegará a su fin, aunque aún no se sabe si en el acto principal cambiara la roja y negra por la banda roja.

Estos quince días en la Tierra de Sol y del Buen Vino sirvieron también para que se fueran recuperando de sus lesiones los volantes Leandro Ponzio y Nicolás Domingo, entre otros, a la que se agregó la del defensor  Gustavo Cabral, que frente a Racing sufrió una luxación de la clavícula del hombro derecho.

También hubo tiempo para que Ariel Ortega, actualmente jugando en la Primera B Nacional para Independiente Rivadavia, pedido a gritos por la hinchada millonaria, quizás por la necesitad de aferrarse a un referente, a un hijo de la casa que actualmente el equipo no tiene, volviera a la escena del club de Núñez.

El propio técnico Néstor Gorosito reconoció que "es muy difícil que el jugador vuelva a River", pero también se encargó de disparar que "todos quieren que venga Ortega, nosotros, los jugadores y los dirigentes. En tres meses volverá, cuando se termine su contrato con Independiente".

El plantel millonario dejó Mendoza esta tarde con destino a Aeroparque. Allí un grupo de jugadores continuará con los trabajos de pretemporada en el predio de Ezeiza, mientras que los titulares y suplentes que estarán mañana en el Superclásico lo harán vía aérea con destino a Mar del Plata, hospedándose en el hotel Provincial.
¿Qué te pareció la nota?
No me gustó0/10
Opiniones (0)
3 de Diciembre de 2016|06:29
1
ERROR
3 de Diciembre de 2016|06:29
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016