Deportes

Batista: "No me conformo con lo que pasó en Beijing"

El entrenador del seleccionado argentino Sub 20 dijo que el Sudamericano de la categoría será un nuevo desafío para él y su cuerpo técnico y admitió que intentarán repetir.



"No me conformo con la medalla de oro en Beijing, estamos muy contentos pero lo que pasó ya quedó atrás. Estoy con las mismas ganas que tenía antes de los Juegos Olímpicos", dijo.

"Lograr la clasificación al mundial con esta categoría ahora es lo más importante. Este es mi trabajo y me debo al seleccionado", aseguró Batista en una entrevista exclusiva con Télam.

La consagración en los Juegos Olímpicos de Beijing fue un trampolín a tener más consideración en el mundo del fútbol en su función de entrenador, pero el "Checho" Batista siempre se lo tomó con serenidad.

"No me puedo quejar de nada de lo que me está pasando. En los últimos meses ocurrieron un montón de cosas, ganar la medalla, ser candidato a dirigir al seleccionado mayor, pero estoy contento y tranquilo, sabiendo que esta es mi función", explicó.

A priori los dos grupos que componen el certamen son muy dispares: el que integra Argentina, junto con Venezuela, Colombia, Perú y Ecuador, mientras que la zona B están Brasil, Bolivia, Chile, Paraguay y Uruguay.

"Nuestra zona es la más complicada. En la otra está la historia, pero los equipos que enfrentaremos en la primera parte del torneo progresaron mucho y ahora todos te juegan de igual a igual. Puede haber sorpresas porque el trabajo con juveniles creció en toda Sudamérica", advirtió.

Para Batista la selección que puede ser sorpresa es Perú: "En los últimos años consiguió lo que le venía faltando, que es la mentalidad ganadora. Además juegan bien hace rato".

Venezuela, anfitrión del Sudamericano, será el primer rival "albiceleste", del que el cuerpo técnico argentino guarda mucho respeto más allá de su condición de equipo débil.   

"Venezuela va a tratar de cuidarse por la historia de Argentina, pero los equipos optaron por querer salir a atacar, por perder ese respeto que tienen. Venezuela está trabajando bien en juveniles. El fútbol se emparejó y hay que respetar a todos los rivales. En ese contexto es importante contar con jugadores que tengan varios partidos en Primera como tenemos nosotros", remarcó.

Batista está cómodo en la pequeña ciudad que parece el hotel Stauffer, y considera que sus dirigidos también deben estarlo, por la belleza del lugar y porque él no es un entrenador que los persiga tratando de imponer normas de convivencia.

"No soy de perseguir a los jugadores por las habitaciones. No me molesta que jueguen a la playstation, lo que no me gustaría es que por eso no vean un River-Boca o un Real Madrid-Barcelona", explicó.

"Ellos entienden el límite, diferencian los momentos en los que se trabaja y los de juego, en los que muchas veces también entramos nosotros. Saben mi forma de ser y la disciplina", subrayó.   

Hay diferentes estilos de entrenadores, los obsesivos que gesticulan e inundan de indicaciones a sus dirigidos y para los que creen que con el trabajo de la semana es suficiente como para no volver locos a los futbolistas durante los 90 minutos.

Por último, Batista se definió como un conductor de grupos que reúne todas las características según las circunstancias: "Me gusta que el jugador esté tranquilo y que sea el que decida".

"En la semana se planifican los partidos y no es necesario dar muchas indicaciones si todo sale bien, pero si las cosas salen como fueron planificadas tiene que verse la mano del técnico para acomodar las piezas".
¿Qué te pareció la nota?
No me gustó0/10
Opiniones (0)
3 de Diciembre de 2016|23:00
1
ERROR
3 de Diciembre de 2016|23:00
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016