La demanda de 0 Km. supera las proyecciones iniciales de venta

Si bien la industria automotriz batió este año récords de producción, la creciente demanda limita la disponibilidad de unidades, generando en muchos casos demoras en las entregas. Sin embargo, la situación favorece la venta de vehículos usados. Las ventas locales se perfilan para cerrar 2007 en más de 550 mil unidades.
Las ventas locales se perfilan para cerrar 2007 en más de 550 mil unidades.

Si bien la industria automotriz este año batió récords de producción, la creciente demanda de automóviles limita la disponibilidad de unidades 0 kilómetro, y en el caso de los modelos de mayor preferencia de los argentinos, las demoras en las entregas pueden extenderse hasta los tres meses.

En los cursos de Economía suele asegurarse que las decisiones de consumo ajustan relativamente rápido, mientras que los cambios en la producción suelen tener cierto retardo vinculado con la necesidad de adaptar los procesos fabriles al nuevo escenario. En síntesis, la oferta siempre va detrás de la demanda.

Esta premisa parece ajustar a lo que sucede hoy con el sector automotor: las proyecciones a principios de año señalaban un nivel de ventas estimado en 480 mil unidades y las terminales ajustaron su producción a ese número, más sus compromisos de exportación.

Pero las ventas locales se perfilan para cerrar 2007 en más de 550 mil unidades, mientras el tipo de cambio competitivo de la Argentina vuelve poco tentador incrementar por sobre lo previsto la cantidad de unidades provenientes de Brasil, para compensar la mayor demanda local.

"Quien proyecta mal el año perjudica la disponibilidad del mercado", resumió el titular de la Asociación de Concesionarios de Automotores de la República Argentina (ACARA), Dante Alvarez, quien reconoció a Télam demoras en la entrega de algunos modelos del segmento mediano.

Como corolario, la venta de autos usados está siendo favorecida por este viento de cola, ya que las decisiones de consumo están tomadas y ante la falta del producto -tal como sugeriría la teoría- los potenciales compradores "van hacia el sustituto más cercano".

La venta de usados alcanzó en los primeros ocho meses del año el récord histórico de 891.944 unidades, según datos de la Cámara del Comercio Automotor (CCA). "Es un mercado muy demandado y el precio sube", manifestó el presidente de la CCA, Alberto Príncipe. Si bien las terminales acordaron con el gobierno una pauta de crecimiento en los precios del sector que vaya a la saga de la inflación del resto de la economía, las demoras en la entrega de autos nuevos hace perder el techo de referencia de los usados.

"Cuando pasa esto, el precio se sobredimensiona", manifestó el directivo de CCA, quien precisó que las demoras afectan a los vehículos de 1.600 centímetros cúbicos (Renault Clio, Volkswagen Gol, Fiat Senda y Chevrolet Corsa), los más demandados por el público y los que más aumentaron en precio entre los usados.

En estos casos, los precios se incrementaron en lo que va del año hasta en 10%, el doble de la variación minorista medida por el Instituto Nacional de Estadística y Censos. Desde las terminales que operan en la Argentina descartan que haya faltante de unidades, más allá de algún modelo o color particular, e insisten en que hay en stock reservas para dos meses de ventas.

"El stock de las terminales suma un mes, y el de las concesionarias, otro", dijo a Télam el director ejecutivo de la Asociación de Fábricas de Automotores (ADEFA), Fernando Rodríguez Canedo. El directivo fue contundente: "si hubiese mucha demora, habría problemas con Defensa al Consumidor; y esto no sucede".

Rodríguez Canedo apeló al "amor por los fierros" que tienen los argentinos para asegurar que "la persona que tiene la decisión de un 0 kilómetro no se compra un usado". "Para el argentino medio el auto es ua cuestión de status: hay quienes no tienen departamento propio pero se compran un cero importado", ejemplificó.

No obstante, lejos de contrastar la teoría, se convierte en la excepción que confirma la regla. La cercanía de la elección presidencial; la situación generada por la crisis financiera internacional, que repercute en las tasas de interés de todo el mundo; el aumento en los precios de los bienes durables; y la falta de opciones de inversión lleva a que se anticipen algunas decisiones de consumo.

Entonces, es precisamente ese "amor por los fierros" lo que lleva a que aquellos que no pueden acceder a un departamento se vuelquen a la compra de su primer auto -o a renovar el que tienen- ante la perspectiva de un encarecimiento del crédito, entre otros aspectos.

Mientras que esta parece ser la lógica que mueve a los consumidores, una demora que lo lleve a terreno desconocido juega en favor de lo inmediato, nuevo o usado.
Opiniones (1)
18 de octubre de 2017 | 23:08
2
ERROR
18 de octubre de 2017 | 23:08
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Maravilloso MDZ. Siguen publocando las notas de Telam sin una minima vision critica. Estan trabajando para Kristina?
    1
En Imágenes
Lo perdí todo víctimas del terremoto en México
17 de Octubre de 2017
"Lo perdí todo" víctimas del terremoto en México
La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes
11 de Octubre de 2017
La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes