Asaltaron a una ex jueza víctima de la dictadura en la Sexta Sección

Dora Goldfarb, quien fue secuestrada durante la dictadura, estaba en su casa cuando un hombre ingresó por la fuerza haciéndole "el cuento del tío". Le pegó una trompada en el brazo para que la ex magistrada le diera dinero. El ladrón consiguió hacerse de unos pesos y huyó.

Una ex jueza mendocina fue asaltada en su vivienda de la Sexta Sección, a tres cuadras de la comisaría Sexta, en Capital. Un solitario ladrón se introdujo en su casa con una mentira y le robó dinero, aunque la suma no fue precisada por la víctima. La ex magistrada fue secuestrada durante la dictadura militar y luego debió exiliarse.

Dora Goldfarb, tiene unos 75 años, y ha sido jueza y camarista en Mendoza. Este sábado, alrededor de las 19.30 sufrió un atraco en su casa de Boulogne Sur Mer y Aguado.

Un sujeto golpeó a su puerta pidiéndole un vaso de agua. La mujer abrió y el ladrón la empujó hacia el interior de la vivienda.

Allí la amenazó a la ex jueza y le pidió dinero. Pero al principio se resistió y le dijo que no tenía. Esto provocó la ira en el asaltante, quien no utilizó armas, y le dio una trompada en el brazo.

Por temor a seguir siendo golpeada, Goldfarb le dio dinero y presionó “el botón del pánico” (de Westronic) que tenía en su mano. Aunque el ladrón no observó el llamado de auxilio de la mujer, igual huyó porque ya había obtenido lo que había ido a buscar.

Fuentes policiales manifestaron que la ex magistrada reconoció al delincuente. Sería un albañil que trabajó para ella en su casa. Pero esto aún no fue confirmado por la Justicia ya que todavía no radicó formalmente la denuncia.

Sin embargo, la historia de Goldfarb ha tenido otros episodios violentos. Tal vez el más importante fue el sucedido el 24 de marzo de 1976.

Aquel día decisivo en la vida de los argentinos, la jueza (por aquel entonces) fue detenida, junto a su esposo Pedro Lucero, y encerrada en la cárcel militar de Mendoza. Allí permaneció hasta el 29 de junio (del mismo año) debido a que fue “blanqueado” su arresto; quedó a disposición del Poder Ejecutivo.

Goldfarb fue traslada al Penal de Villa Devoto (Buenos Aires) sin que aún se le formularan cargos en su contra. Ella y su esposo estuvieron detenidos en esa cárcel casi un año y fueron sometidos a torturas. Recién en mayo de 1977 el Gobierno argentino autorizó al matrimonio a dejar el país.
Opiniones (0)
19 de noviembre de 2017 | 21:02
1
ERROR
19 de noviembre de 2017 | 21:02
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Grammy Latinos 2017
    18 de Noviembre de 2017
    Grammy Latinos 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia
    16 de Noviembre de 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia