Deportes

Cristiano Ronaldo le ganó a Messi y se quedó con el Balón de Oro

El portugués del Manchester United ganó el premio que entrega la revista deportiva "France Football". En la votación, superó al argentino y al español Fernando Torres.

El portugués Cristiano Ronaldo fue elegido en París ganador número 53 del Balón de Oro, el premio individual más prestigioso del fútbol, informa en la mañana de hoy martes la revista deportiva "France Football" en su edición online.

El jugador portugués del Manchester United, de 23 años, se impuso en la votación de periodistas deportivos de todo el mundo con 446 puntos al argentino Lionel Messi, que juega en el Barcelona, que logró 281 puntos, y al español Fernando Torres, del Liverpool, con 179 puntos.

El ganador del Balón de Oro 2007, el brasileño Kaká, quedó este año en el octavo puesto.

Cristiano Ronaldo destapó todo su talento este año para ganar con el Manchester United la liga inglesa y la Champions League y adjudicarse el Balón de Oro, un prestigioso galardón que el portento portugués afirmaba merecer sin reparo alguno.

A sus 23 años, el astro de los Red Devils dice haber madurado en el año de su consagración. Tras marcar 42 goles la temporada pasada, recibió más elogios que nunca y fue cortejado hasta la saciedad por el Real Madrid, aunque sigue, al menos por ahora, en el club inglés que tantas alegrías le ha dado.

Al temible goleador sólo le falta un título con Portugal, con el que fue finalista en la Eurocopa-2004 y cuarto en el Mundial-2006, pero que este año defraudó en el torneo continental y no pudo alzar el trofeo de campeón de Europa que fue para España.

Sin embargo, el habilidoso atacante portugués se tomó la revancha superando a españoles como Fernando Torres e Iker Casillas o al argentino Lionel Messi en la lucha por el Balón de Oro que cada año otorga la revista francesa France Football.

"Hay dos o tres jugadores que merecen el Balón de Oro. Pero si ven lo que hicieron cada uno la pasada temporada, yo creo que hice más que ninguno. ¿Qué más tengo que ganar para lograr el Balón de Oro y el trofeo de la FIFA?", decía hace poco más de un mes.

Luego aseguraba en una entrevista, cuando le preguntaban cuáles eran los tres mejores futbolistas actuales, que él era "el primero, el segundo y el tercero", jactándose con arrogancia de merecer el trofeo, algo que nadie discute tras una temporada de ensueño en la que exhibió todo su talento.

Pero después Cristiano Ronaldo pasó uno de sus peores momentos al fallar un penal en la final de la Champions contra el Chelsea, que pudo haber dejado fuera a su equipo, antes de que fallaran los blues John Terry y Nicolas Anelka.

No fue su único tropiezo del año. En la Eurocopa fue prácticamente invisible pero ganar la liga inglesa y la Champions, además de la Bota de Oro europea, han consagrado como mejor jugador al temperamental joven que dio sus primeros pasos en el fútbol en el Marítimo Funchal y el Nacional Madeira.

Con sólo 11 años llegó al Sporting de Lisboa, donde pasó al primer equipo con 16 años. Dos años más tarde, el niño prodigio de Madeira firmaba un contrato millonario de cinco años con uno de los grandes de Europa, el Manchester United.

Luciendo el número 7 que acababa de dejar David Beckham, el joven portugués no tardó en conquistar al público de Old Trafford y al seleccionador de Portugal, Luiz Felipe Scolari, que lo convocó por primera vez en 2003 con 18 años recién cumplidos.

En Manchester, su progresión fue enorme y pronto se convirtió en pieza clave y emblema del club, aunque sus detractores critiquen su falta de consistencia y su exceso de confianza.

Rey del dribbling, dueño de un físico imponente y gran velocidad, domina el plano táctico, sorprende en los tiros libres, marca de cabeza, con la izquierda o con la derecha. Esa destreza con ambos pies lo convierte en un jugador polivalente y su interminable repertorio trae de cabeza a las defensas rivales.

Pero su fuerte carácter le ha jugado más de un mala pasada. Aunque cada vez pierde menos los estribos en el césped, el sábado en el derbi liguero contra el Manchester City volvió a las andadas siendo expulsado por dos amarillas, y ya no exaspera tanto a sus rivales exagerando las faltas.

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó0/10
Opiniones (0)
2 de Diciembre de 2016|23:36
1
ERROR
2 de Diciembre de 2016|23:36
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016