Deportes

Una disputa política hace peligrar la carrera de Gran Turismo en San Luis

El intendente de Potrero de los Funes clausuró el autódromo de esa localidad, donde estaba previsto que el fin de semana se corra la última fecha de la categoría Gran Turismo Internacional, junto con el TC 2000. Pero desde el gobierno provincial se desautorizó al jefe comunal.

En declaraciones radiales, el intendente de Potrero de los Funes, Ignacio Urteaga, acusó a los organizadores del evento automovilístico de "no cumplir con la ordenanzas y reglamentaciones vigentes", como no haber solicitado la habilitación municipal correspondiente, y "el pago del canon correspondiente por la venta de entradas", entre otros motivos.

Cuando se encuentran en ese lugar la totalidad de las máquinas y los pilotos de una de las principales categorías del automovilismo mundial, sólo comparable con la Fórmula 1 y el Campeonato Mundial de Rally, y a horas de inaugurarse el moderno trazado semipermanente, aprobado por la Federación Internacional de Automovilismo (FIA), la noticia conmueve a la población de la provincia.

Asimismo, además de la presencia de todos los pilotos y autos del TC 2000, la Fórmula Renault y los autos antiguos internacionales, que ya pasean por San Luis, también hay muchísimos turistas de otras provincias y una gran cantidad de extranjeros, quienes colmaron los alojamientos no sólo en la capital puntana, sino también en la zona serrana y otras localidades cercanas.

Estas competencias están organizadas por la ORS (Organización Stephane Ratel) y el TC 2000, fiscalizadas por el Automóvil Club Argentino (ACA) y la FIA, y, además, cuentan con el aval del gobierno de la provincia de San Luis, que construyó este trazado y toda la infraestructura anexa de tribunas, hospital de alta complejidad, playa de boxes, etc.

Por su parte, el jefe del Programa Caminos y Rutas Provinciales del gobierno puntano, Carlos Bassi, uno de los impulsores de esta competencia, aseguró que "la carrera se hace si o si" y criticó la actitud de Urteaga, de origen justicialista, y primo del gobernador Alberto Rodríguez Saá.

Por su parte, el ministro de Turismo, José María Emer, descalificó al edil de Potrero de los Funes, al señalar que el trazado que objeta "se construyó sobre una ruta provincial y no está dentro del ejido municipal, y, por lo tanto, él (Urteaga) no tiene jurisdicción ni ingerencia en el autódromo, por lo que no tiene autoridad para hacer ninguna clausura".

Cabe destacar que el circuito de Potrero de los Funes se encuentra enclavado en las Sierras de San Luis, en uno de los lugares turísticos de mayor belleza de la provincia, con una longitud total de 6.186 metros de perímetro, que circunda el lago del mismo nombre, con una calzada pavimentada con un ancho promedio de 9 metros.

El circuito fue catalogado por los expertos de la Federación Internacional como único en Argentina, por sus características de modernidad y seguridad.

Además, por su emplazamiento, trazado y belleza es único en Latinoamérica, donde en un futuro podría albergar a otras categorías internacionales, tales como la Fórmula 1, con la implicancia económica e innumerables beneficios, principalmente turístico.
En Imágenes