Deportes

El último adiós a Pedro Pompilio

Los restos del presidente de Boca fueron inhumados esta tarde en un cementerio privado de Florencio Varela, con la presencia del plantel profesional y muchas personalidades del fútbol, entre ellas el titular de la AFA, Julio Grondona.

En medio de sentidas muestras de pesar fueron inhumados esta tarde los restos del presidente de Boca, Pedro Pompilio, quien falleció tras haber sufrido un infarto.

El sepelio se efectuó en el cementerio “El Campanario”, ubicado en la ruta 2, kilómetro 43,2, y los restos del directivo xeneize fueron trasladados desde su domicilio, ubicado en Bernal.

En tanto, el plantel profesional de Boca Juniors, a bordo de un micro, salió desde el predio de Casa Amarilla para darle la última despedida al presidente.

Como se decretaron dos días de duelo en la entidad de la ribera, las instalaciones del predio de Casa Amarilla y La Bombonera permanecieron cerradas y el plantel no se entrenó, más allá de que se juntaron ahí para partir todos juntos hacia Florencio Varela.

También en otros dos micro viajaron los empleados del club y el resto de los jugadores juveniles y la particularidad del plantel profesional fue que la mayoría de ellos optó por usar ropa negra- remera o camisa-, en señal de duelo por la muerte del querido dirigente deportivo.

En el cementerio, estuvieron presentes, además de Julio Grondona, los presidentes de River Plate, José María Aguilar, de San Lorenzo de Almagro, Rafael Savino, de Huracán, Carlos Babignton, los directores técnicos Carlos Bilardo, Carlos Bianchi, Jorge Ribolzi y Miguel Angel Brindisi.

También asistieron el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, y el diputado nacional Carlos Kunkel, amigo de la familia de Pompilio y reconocido simpatizante de Boca Juniors.

Por su parte, Carlos Bilardo, también conmocionado, atendió brevemente a la prensa y contó que con Pompilio mantenía una amistad de varios años. “Esto me apena mucho, era una gran persona y estoy muy dolorido”, comentó.

Ya en la capilla, los familiares del dirigente desaparecido escucharon el responso, y allí se vio a su hijo Leandro, quebrado por el llanto, mientras algunos jugadores de Boca, entre ellos, Hugo Ibarra y Juan Román Riquelme, Martín Palermo, Rodrigo Palacio, con lágrimas en los ojos, miraban hacia el féretro.

También Carlos Bianchi, acompañado por su esposa Margarita, se lo vio apenado, a tal punto que para reconfortarlo se acercó el profesor Julio Santella, con quién se estrechó en un fuerte abrazo.

La esposa de Pompilio, Norma, y sus hijos Leandro y Natalia permanecieron en la capilla, mientras afuera los jugadores de Boca y los principales dirigentes del fútbol argentinos presenciaban la ceremonia religiosa.

“Cuesta entenderlo, pero Dios Nuestro Señor ahora lo tendrá a su lado”, expresó el cura párroco, casi al finalizar el oficio y cuando el féretro salió de la capilla, los presentes irrumpieron el silencio con un fuerte aplauso en señal de despedida al principal dirigente de Boca Juniors.

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó0/10
Opiniones (0)
4 de Diciembre de 2016|01:21
1
ERROR
4 de Diciembre de 2016|01:21
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016