Conclusiones del II Congreso Argentino de Cultura

Desde el 16 al 19 de octubre pasado se realizó en la provincia de Tucumán el II Congreso Argentino de Cultura en el que tuve la oportunidad de participar junto a otros representantes del Valle de Uco. De las experiencias vividas y de los aprendizajes adquiridos se tratan los apuntes que a continuación menciono.

- La emoción de entonar las estrofas del himno nacional junto a hacedores culturales de diversos rincones del país fue un hecho sumamente significativo y de integración nacional.

- Esa integración también se vio reflejada en los foros de debates donde además de discutir sobre políticas culturales, se produjeron espontáneamente discusiones entre descendientes de los pueblos originarios y descendientes de europeos. De más está decir la riqueza de ese debate que no estaba planteado pero que se dio y quedó impregnado en los documentos finales.

- El respeto por la regionalización del país y por las diversidades culturales y de identidad de cada pueblo fueron el eje central de las conclusiones del Congreso.

- La actuación de un coro de reclusos de la cárcel de Villa Urquiza junto al pianista Miguel Ángel Estrella provocó el llanto de más de uno de los asistentes. Ni los más duros a emocionarse pudieron resistirse a tan noble tarea (el canto) cuando sus hijos los aplaudían y ovacionaban desde la primera fila.

- Es rescatable el trabajo del tunuyanino Jorge Marios a cargo del área de Acción Territorial de la Secretaría de Cultura de la provincia, quien organizó este viaje a Tucumán para que pudiéramos participar los artistas y personas de la cultura de Mendoza.

- Para que nuestros funcionarios no hagan oídos sordos, recuerdo desde esta columna que en el II Congreso de Cultura se reforzó la idea de que en los ámbitos de cultura los municipios deben actuar regionalmente y no de modo individual. Digo esto ya que el Valle de Uco pretende ser una región integrada.

- Como puntos oscuros se puede mencionar la excesiva seguridad en los espacios donde se llevaban a cabo las actividades artísticas. Algo así como considerar a los hacedores culturales como delincuentes. Otra época parece no haber sido superada del todo en este país.

Sería interesante también que en próximos viajes fueran otros los hacedores culturales que pudieran asistir. Se trata de una experiencia muy interesante porque nos acerca a los que compartimos intereses comunes.



Los lectores interesados en acercanos sus opiniones pueden hacerlo a la siguiente dirección: valledeuco@mdzol.com

Opiniones (0)
22 de enero de 2018 | 20:22
1
ERROR
22 de enero de 2018 | 20:22
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes