Por el problema de la carne anunciaron un corte de 72 horas en la Ruta 7

Será el próximo martes. Así lo ha confirmado el secretario general del gremio, Edgardo Giménez, quien explicó que el reclamo en San Martín ha sido para que se cumpla "la Ley de Reinspección".

El corte a la Ruta nacional 7 -que finalizó hoy pasado el mediodía-, que llega a la provincia al atravesar el Arco Desaguadero, cuando se trae carne faenada desde San Luis, Córdoba o desde La Pampa, desnuda una vieja puja entre los “introductores de carne” y los “faenadores” locales.

Si bien ambos grupos se han encolumnado en el pasado en defensa de intereses comunes, como cuando han visto peligrar al sector cárnico local tras el corsé de precios impuesto por Guillermo Moreno, Secretario de Comercio Interior de la nación, ahora otro asunto clave los ha puesto a uno y otro lado del charco. Es que, la rentabilidad de los frigoríficos locales y las fuentes de trabajo son los puntos de discusión.

Según el secretario general del Sindicato de Frigoríficos, Faenadores y Fábricas de Embutidos, Edgardo Giménez, el reclamo ha sido por la actual Ley de Reinspección Higiénico Sanitaria, “que actualmente no se cumple”, ha sostenido.

Giménez ha aclarado que si no se atienden los reclamos que vienen denunciando hace unos tres años, el próximo martes realizarán un nuevo corte, “aunque esta vez por 72 horas”, prometió.

“La Ley de Reinspección hoy no se cumple, no hay suficientes básculas en los ingresos a la provincia y se carece totalmente de los obligatorios laboratorios o las cámaras frigoríficas necesarias”, explicó defendiendo su postura.

En tanto, esta mañana un empresario del sector que Giménez identifica como “los introductores”, quien al momento de conversar con MDZ solicitó reserva de su nombre, ha revelado que en verdad el reclamo es para que se aumente la tasa que actualmente cobra la provincia por kilo de carne faenada que llega a través de los camiones de las empresas que esta mañana se vieron perjudicadas por el corte.

“Primero queremos que se cumpla con lo que dice la ley. Actualmente los controles sólo se hacen por un remito que dice, por ejemplo, que el camión lleva 15 mil kilos y en realidad lleva casi el doble”, admitió el sindicalista. Y agregó: “Luego no vemos con malos ojos que se revise la tasa. El único aumento que ha tenido el valor actual –de 80 centavos de peso- no llega a los cinco centavos”, completó aunque sin confirmar el valor solicitado. Ese valor, según el empresario “introductor”, oscilaría entre “los 80 centavos y el peso”, lo que encarecería tanto el kilo de carne que el negocio para su sector dejaría de ser conveniente.

En tanto Giménez, ha ventilado la denuncia que afecta directamente al actual Director Técnico de la Dirección de Ganadería de Mendoza, Adolfo Castro, a quien acusó de ser “un vocero de los súper, híper e introductores de carne”. En ese sentido ha recordado la causa iniciada contra Castro “por incumplimiento de los deberes de funcionario público” iniciada en Fiscalía de Estado “hace tres años”.

Respecto a los controles que según el sindicalista no se cumplen, enumeró que “en Desaguadero hay una báscula que se utiliza a veces, la carne no se descarga y no se toman las muestras de control que exigen la ley” y que en Lavalle “no existe el control móvil que debería trabajar”, explicó Giménez.

Por esta situación de falta de controles estrictos, el dirigente de los trabajadores de los frigoríficos mendocinos también ha denunciado que “ha disminuido mucho nuestro trabajo”. Situación que, según Giménez, “cambiaría si sólo se cumpliera con la ley”, remarcó.

Del otro lado del charco, haciendo blanco sólo en la supuesta y desmedida solicitud de aumento de la tasa, han amenazado con retirarse del negocio en la provincia, aduciendo que “lo que pretenden ahora es instrumentar una especie de nueva aduana dentro de la provincia”.

Actualmente el Sindicato de Frigoríficos y Faenadores de Fábricas y Embutidos aglutina a unos 800 empleados directamente relacionados con la industria y unos 5 mil en forma indirecta.

El consumo en Mendoza es abastecido en un 60% por los “introductores”, un 38% por los faenadores locales, quienes obtienen la materia prima desde el ganado en pié que ingresa a Mendoza desde otras provincias, y el resto (un 2%) por la producción de ganado local, que también es faenado por los frigoríficos que hoy formaron parte de los reclamos.

Hoy el corte afectó el ingreso de carnes -y sus derivados- a la provincia a través de la Ruta nacional 7, desde esta mañana y hasta cerca de las 13.30-, y se realizó a la altura de Buen Orden, en el departamento de General San Martín.
Opiniones (0)
16 de octubre de 2017 | 22:25
1
ERROR
16 de octubre de 2017 | 22:25
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes
    11 de Octubre de 2017
    La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes