Diez tips sencillos para ser un "viajero sostenible"

Es muy importante que tomemos conciencia del impacto que tiene nuestra forma de viajar.

¡Recibí nuestro Newsletter!
Enterate de promociones, sorteos y los mejores consejos para hacer tus viajes mucho más placenteros y económicos.

Con la campaña "viaja, disfruta y respeta", este año la Organización Mundial del Turismo (OMT) hace hincapié en la importancia del turismo sostenible. Los viajeros, sostiene la organización, deben tomar conciencia del impacto que tiene su forma de viajar en el destino escogido, y cada gesto cuenta, por pequeño que sea.

Es importante respetar la naturaleza, la cultura y la gente, y contribuir para que el destino que se visita sea un lugar mejor. La agencia de viajes on line Rumbo elaboró una lista con diez simples trucos para convertirse en un "viajero sostenible". 

1. Reutilizar las toallas

En casa, ¿lavás las toallas todos los días? Seguramente no, así que en los hoteles, dejá las toallas colgadas después de ducharte; de este modo no las cambiarán y evitarás el derroche de agua. Un lavarropas doméstico consume aproximadamente entre 42 y 62 litros de agua, así que ¡imaginá lo que puede gastar el de un hotel! El agua en numerosos lugares es un bien muy preciado y difícil de conseguir.

2. Llevar las tarjetas de embarque en el celular

Pasar la tarjeta de embarque con un código en el móvil es mucho más sostenible y seguro que imprimirla en papel. No se te olvidará y ahorrarás en papel.

3. Caminar

Caminar, siempre que sea posible, es mucho mejor que desplazarse en auto. De ese modo, además de evitar emisiones de CO2 a la atmósfera, podrás descubrir rincones que de otro modo no verías nunca.

4. Usar transporte público y bicicletas

Algunos lugares no pueden ser vistos solamente caminando, así que utilizar el transporte público o alquilar una bicicleta para moverse es una muy buena alternativa al auto, y te permite ir por lugares alternativos y conocer gente y costumbres del lugar.

5. Apagar luces y aire acondicionado al salir

Dejar la luz o el aire acondicionado cuando salís de la habitación no tiene sentido, así que apagá todo y ahorrá energía. Aunque no pagues la factura de la electricidad, dejar todo encendido tampoco mejorará tu estadía.

6. Comprar souvenirs hechos por locales

Comprar recuerdos es casi una obligación en todo viaje, pero siempre es mejor que estén hechos por gente del lugar, o al menos en el mismo país. Así favorecerás el desarrollo de la economía local, pues los beneficios se repartiránn allí. Y, además, ayudarás a reducir la emisión de gases contaminantes que se generan en los procesos de exportación e importación.

7. Probar platos típicos

Optar por la gastronomía local no sólo es un consejo para contribuir con el turismo sostenible, sino también una forma más de adentrarse en la cultura local. Siempre hay opciones para todos los gustos.

8. Reciclar correctamente los residuos

En muchos lugares hay tres colores para los contenedores. Por ejemplo, verde para el vidrio, amarillo para el plástico y azul para el papel. En los distintos países esos colores cambian, por lo que es mejor informarse para contribuir con el turismo sostenible (y, de paso, evitar llevarse de recuerdo una multa). Y, por supuesto, evitar que se ensucien lugares limpios.

9. Elegir destinos de bajo impacto ambiental

Bañarte en playas paradisíacas con bandera azul, practicar senderismo por montañas con vistas impresionantes, pasear por reservas naturales... Buscá sólo productos, experiencias y servicios que garanticen la explotación sostenible de los recursos naturales.

10. Respetar las costumbres

El turismo sostenible no sólo implica ser respetuoso con el medio ambiente, sino también con los anfitriones y su cultura. Informáte sobre las costumbres, tradiciones, religión y estilo de vida locales, para evitar hacer algo que resulte ofensivo o humillante.

Fuente: La Vanguardia

Opiniones (0)
17 de enero de 2018 | 22:55
1
ERROR
17 de enero de 2018 | 22:55
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"