Crimen de Emir Cuattoni: testimonio clave contra Seré

Un testigo cambió su declaración ocho meses después. Aseguró que tardó tanto en reconocer al empresario porque "tenía miedo" y que se tuvo que mudar porque "lo seguían".

La declaración de un testigo, que ocho meses después cambió su testimonio y reconoció a Gustavo Seré como el autor del disparo que le quitó la vida a Emir Cuattoni (15), resultó clave para que la fiscal Claudia Ríos impute por homicidio y ordene la detención del empresario metalúrgico.

El testigo en cuestión -un transeúnte que caminaba junto a su novia por el Parque Benegas la noche del hecho- aseguró que tardó tanto tiempo en aportar su testimonio por temor y agregó que "lo estaban siguiendo" y que se había tenido que mudar a causa de las "cosas raras" que había notado en este tiempo.

La fiscal Ríos entendió que tenía elementos suficientes para imputar a Seré por "homicidio simple agravado por la utilización de arma de fuego" y lo envió a la penitenciaría provincial, a donde fue trasladado tras ser notificado de la imputación.

Cuando llegó al edificio de Contraventores, Seré pidió que "busquen al verdadero asesino" y se desligó de la responsabilidad por el homicidio de Emir Cuattoni. "Soy un laburante, no tengo armas. Están encubriendo a alguien más. Ahora hasta me acusan de narcotráfico y no tuve nada que ver", disparó el empresario.

Luego de declarar ante la fiscal Ríos y responder las preguntas de su abogado defensor, Seré se retiró visiblemente ofuscado y arremetió contra la fiscal: "La doctora Ríos es muy poco profesional; deja mucho que desear, pero estoy tranquilo".


El móvil del asesinato

Ríos señaló que la principal hipótesis de investigación es que el destinatario de los disparos era el hijo de un empleado de Seré, quien se encontraba en el Parque Benegas junto a Emir Cuattoni cuando se produjo el asesinato. 

Este chico, también menor de edad, habría participado en la rotura de los vidrios de la camioneta de Seré en el barrio La Gloria, en el marco de una supuesta operación narco, y el empresario lo persiguió hasta el lugar donde le terminó disparando a Emir por error.

El abogado defensor de Seré, Pablo Cazabán, criticó a la fiscal por "enamorarse de esta hipótesis que no tiene ningún sentido" y "no investigar otras hipótesis más factibles". 

"Esta línea de investigación la aportó un investigador privado que contrató la familia de Emir. El testigo cambió su relato y dijo que estuvo con mi cliente tres días antes del hecho en una fiesta y que ahora se acordó y lo reconoció. Mañana mismo vamos a aportar testigos para desmentir su versión de los hechos", agregó Cazabán.

La fiscal Ríos, por su parte, señaló que este testimonio no es el único indicio que complicaría a Seré. "Hay otros testigos que avalan este móvil del asesinato. Además ordené una serie de allanamientos y secuestramos elementos (entre ellos un arma en la casa del padre del empresario y una agenda donde Seré hizo anotaciones relacionadas al crimen) que son suficientes para ordenar su imputación y detención", cerró la fiscal.

Opiniones (0)
25 de noviembre de 2017 | 04:43
1
ERROR
25 de noviembre de 2017 | 04:43
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Grammy Latinos 2017
    18 de Noviembre de 2017
    Grammy Latinos 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia
    16 de Noviembre de 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia