El jefe narco reconoció que quería comprar una bodega en Mendoza

Jesús Martínez Espinoza está detenido en Paraguay y allí hizo declaraciones.
"Me dio mucha tristeza porque era un muchacho joven y lo lamenté mucho porque le quitaron la oportunidad de vivir" dijo sobre Forza.
Además, una de sus intenciones era comprar una bodega en Mendoza.

El sindicado líder de la banda de narcos mexicanos detenido en Paraguay, Jesús Martínez Espinoza, reconoció hoy a Télam que negoció la compra de una droguería con Sebastián Forza, una de las víctimas del triple crimen de General Rodríguez. 

"Si, conozco a Forza, cenamos en una ocasión en el restaurante Puerto Cristal de Puerto Madero. Fue cuando él me ofreció el negocio de una droguería. Pero nada que ver con lo que sale en los diarios", dijo a Télam en una entrevista en su lugar de detención.

Explicó que la negociación no prosperó porque luego de la reunión viajó a la ciudad mexicana de León, donde residía tras mudarse de Guadalajara "debido a la violencia que se vive allí", para buscar el dinero de esta operación y que allí se enteró por los medios de comunicación que habían asesinado a Forza (34).   

"Me dio mucha tristeza porque era un muchacho joven y lo lamenté mucho porque le quitaron la oportunidad de vivir. Es lamentable, pero el culpable va a aparecer", dijo respecto al crimen.

Sobre las otras dos víctimas, Damián Ferrón (37) y Leopoldo Bina (35), aseguró que no las conocía y que también se enteró de ellos por los medios.

Afirmó que la negociación "no fue a las sombras, fue en salón del restaurante" donde Forza le "presentó los papeles de la droguería" y le "agradó de verdad el posible el negocio".

"Le pedí a (Luis) Marcelo (Tarzia) que me ayudara a concretar un negocio virgen como me estaba ofreciendo Forza", dijo respecto a uno de los detenidos argentinos acusado de ser el "gerente" de la banda de narcos mexicanos dedicada al tráfico de drogas sintéticas desbaratada en Ingeniero Maschwitz.

"Cuando me fui a mi país era para ir a buscar dinero para entregarle (a Forza) y concretar parte de la operación" de la droguería que "no estaba en ningún lugar", ya que la iban "a instalar donde se comprara el local", aseveró.

"Marcelo Tarzia (61) es mi asesor en empresas allí en la Argentina. El me ayuda a concretar negocios. Me había ofrecido un campo en Salta. A mi me encanta la Argentina y mi idea es ir a radicarme allí", afirmó.

El presunto jefe narco también reconoció conocer a un ex matrimonio de farmacéuticos detenido en la causa por la "ruta de la efedrina" a cargo del juez federal de Campana, Federico Faggionatto Márquez, y de un somelier que estuvo preso pero luego fue liberado.

Se trata de Marcos Frydman (67) y su ex mujer, Ana María Nahmod (48). "No tuve ningún trato, sólo quedó en la intención porque se estaba por concretar la compra de una bodega en Mendoza. Marcos se fue al remate de esa bodega pero no se concretó", dijo.

Respecto al somelier mexicano Fernando Ventura García (36) manifestó: "Se quiso quedar con unos autos y 18 mil dólares, el ladrón ese. Además no me regresó (además del dinero) la computadora y todo lo que se había comprado para la bodega. Yo creí en él por ser compatriota, pero...".

Sobre el ex funcionario municipal de General Rodríguez Carlos Manuel Poggi (35), acusado de ser intermediario de a través de quien un grupo de mexicanos alquiló un galpón en el que se hallaron tambores con restos de metanfetamina dijo: "Lo conozco por medio de ustedes (los periodistas)".

"Ustedes me han hecho el honor de ser el principal protagonista de esto" se quejó, para dar por terminada la entrevista sin esposas colocadas y con un libro de Napoleón en sus manos en patio del Secretaría Nacional Antidroga (SENAD).

"Tengo la conciencia tranquila", dijo antes de ser trasladado nuevamente al calabozo que comparte junto a los otros dos mexicanos detenidos ayer en la misma causa.  

Martínez Espinoza (49) se negó hoy a declarar ante el juez de Asunción, Oscar Delgado López, y quedó detenido con prisión preventiva por los delitos de "tráfico y tenencia de estupefacientes y asociación criminal".

La medida alcanzó también a sus connacionales Jorge Almanza Guzmán (27) y Leobardo Gaxiola López (46), también detenidos ayer en la capital paraguaya.

Gaxiola López fue apresado en el aeropuerto de Asunción cuando intentó embarcar hacia México 5,650 kilos de efedrina en un paquete de yerba de marca argentina y luego fueron detenidos en un hotel céntrico Martínez Espinoza, bajo la identidad de Juan Jesús Preciado, y Almanza Guzmán, quien dice ser periodista.

Fuentes de la SENAD que lo detuvieron en el hotel cuatro estrellas Sabe Center de Asunción aseguraron hoy a Télam que Martínez Espinoza les ofreció una coima de un millón de dólares para que lo dejaran escapar.

"Levanto el teléfono y les consigo un millón de dólares", les propuso el presunto jefe narco, que hoy se declaró inocente y que en los próximos meses será extraditado a la Argentina.

Los investigadores paraguayos hallaron en su habitación paquetes de la misma yerba secuestrada ayer en el aeropuerto, por lo que no descartaron que estaba preparando otros envíos de efedrina a México.

Si bien está prófugo en una causa por presunta elaboración y tráfico de drogas de diseño, también podría ser investigado por el triple crimen de General Rodríguez, si esa causa queda en manos del juez Faggionatto Márquez, como lo solicitan los familiares de las víctimas.

El expediente, actualmente, está en manos de la justicia porteña hasta que la Corte Suprema de Justicia de la Nación resuelve si queda en esa jurisdicción o se la traslada a la bonaerense de Mercedes.
Opiniones (0)
25 de septiembre de 2017 | 15:03
1
ERROR
25 de septiembre de 2017 | 15:03
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
    20 de Septiembre de 2017
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'