Se denunciaron casi 10.000 arrebatos en sólo 15 días en todo el país

La estadística indica que en el período comprendido entre el 1 y el 15 de septiembre de este año se denunciaron en comisarías de todo el territorio nacional 9.779 arrebatos, lo que significa 561 hechos por día, o uno cada dos minutos.

Los experos aseguran que sólo "se denuncian una parte ínfima de esos episodios" por lo que la cifra real sería mucho mayor.

El arrebato en la vía pública constituye una de las modalidades delictivas que más ha crecido en los últimos tiempos según lo demuestran las casi 10 mil denuncias efectuadas en las comisarías de todo el país, aunque se estima que la cifra real es mucho mayor.

La estadística indica que en el período comprendido entre el 1 y el 15 de septiembre de este año se denunciaron en comisarías del país 9.779 arrebatos, lo que significa 561 hechos por día, o uno cada dos minutos.

"Esa cifra debería multiplicarse, al menos por diez", afirmó el especialista en Seguridad Pública Luis Vicat, al sostener que "se denuncian una parte ínfima de esos episodios".

Además, Vicat detalló que "el arrebato es un robo que combina varios factores: sorpresa, violencia y rapidez".

"El factor sorpresa es fundamental en para el éxito del delincuente pues impide a la víctima vertebrar una respuesta apropiada. Es el clásico caso del tirón a la cartera corriendo a la pasada", explicó.

Según el experto en temas de seguridad, "en menor o mayor grado la violencia casi siempre se encuentra presente, ya sea para no fallar en el apoderamiento del objeto o para evitar reacciones de defensa".

Las modalidades más comunes de los arrebatadores varían desde buscar a personas distraídas e introducir los dedos en los bolsillos de la víctima que viajan en los transportes públicos durante los horarios picos hasta cortar bolsos o carteras con un cúter o bisturí para conseguir su tesoro.

A su vez, los mostaceros y los maleteros son dos modus operandi que se han puesto en práctica en los últimos tiempos y que demuestra que el ingenio a la hora de delinquir no tiene límites.

Se denominan mostaceros a quienes usan el ardid de la mancha de mostaza, mayonesa o ketchup que consisten en ensuciar disimuladamente a una persona con alguna de esas sustancias, para que luego otro integrante de la banda ofrezca su ayuda a la víctima en la limpieza de la prenda y no sólo saque la mancha, sino que también lo que lleva la vestimenta en sus bolsillos.

En tanto, los maleteros operan generalmente en estaciones de trenes y ómnibus con una maleta de grandes dimensiones que tiene un falso fondo con abertura hacia adentro y que se traba hacia fuera, para "tragarse" cualquier valija o bolso que se encuentra en los amontonamientos de equipajes.

"Todos los consejos para prevenir no dan resultado más allá del mero paliativo, si no se combina con una buena tarea de inteligencia criminal preventiva. El Estado no debe protagonizar políticas de seguridad únicamente reactivas, pues es sabido que el 90 por ciento de eficacia en seguridad es la prevención, que se logrará desmantelando estas bandas en sus lugares de origen y no cuando huyan con su carga de valores", indicó Vicat.
Opiniones (0)
19 de noviembre de 2017 | 20:55
1
ERROR
19 de noviembre de 2017 | 20:55
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Grammy Latinos 2017
    18 de Noviembre de 2017
    Grammy Latinos 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia
    16 de Noviembre de 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia