Luis Moreno Ocampo: "Los jueces son amigos del poder"

El exfiscal de la Corte Penal Internacional expresó en MDZ Radio una mirada muy crítica del sistema judicial en la Argentina.

El exfiscal de la Corte Penal Internacional Luis Moreno Ocampo aseguró que la Justicia funciona "muy mal" en la Argentina y acusó que los "jueces amigos de los partidos políticos son amigos del poder". Además sostuvo que el "crimen organizado" es un "problema central" en el país y lo vinculó tanto a la corrupción como a la violencia callejera que preocupa a la sociedad argentina.

En diálogo con el programa Lo demás es lo de menos, de MDZ Radio, Moreno Ocampo, quien hoy reside en los Estados Unidos, manifestó que "la justicia penal argentina funciona muy mal, y es un problema muy serio" y, con una mirada crítica, opinó sobre la agenda política y periodística respecto al sistema judicial: "Me irrita un poco la idea de que el garantismo es un problema: el garantismo es aplicar la ley para que nos garanticen a todos los argentinos que la ley se va a aplicar, incluyendo el narcotráfico, la corrupción y los delitos cometidos por líderes. Eso es lo que falta en la Argentina y es la discusión central". 

"El crimen organizado es un problema central porque eso genera crímenes masivos, que no estamos enfrentando. Discutir el tema específico de las excarcelaciones es como enfocarse en una parte del problema", añadió.

En ese sentido, para el exfiscal, uno de los mayores problemas de la Justicia argentina es que "los políticos van nombrando jueces amigos", para lo cual "los argentinos y los medios de comunicación tienen que empezar a entender cómo nombramos jueces y cómo se revisan". "A mi me asombra que en la Argentina, de pronto, hay tanta información sobre cómo se seleccionan los jueces amigos y cómo no se los investiga y, de pronto, cuando hablamos de Justicia, es como si eso no existiera", destacó. 

Tenemos la Justicia que el sistema político permite, y eso está mal", dijo Luis Moreno Ocampo a MDZ Radio.

Aunque recordó que el Consejo de la Magistratura "se inventó para eliminar la pelea política en la designación de jueces", aseguró que su "funcionamiento está complicado", porque "la gente de los partidos políticos tiende a pensar que lo mejor es que hayan jueces amigos" y, por ende, esos magistrados "son amigos del poder y no de la gente", como deberían serlo.

demas de menos

Posteriormente, Moreno Ocampo puso un ejemplo concreto, la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner: "Cuando era senadora, la expresidenta Kirchner discutía con Menem sobre los jueces amigos y rompió bloque por eso. Cuando el kirchnerismo llegó al poder, compraron esos jueces, quienes pasaron a ser amigos de ella y, ahora que se fue del poder, ya no lo son".

"Lo que falta en la Argentina es una investigación en serio de cómo el Gobierno de la señora Kirchner manejó los fondos de las obras públicas, porque el revoleo de 8 millones de dólares (haciendo referencia al episodio del exsecretario de Obras Públicas José López) es solamente un apéndice más brutal de una cosa que no se investiga. No veo que haya un mecanismo de investigación", agregó.

En síntesis, "tenemos un sistema donde no se premia o fomenta la investigación de crímenes más graves, y eso es un problema terrible, porque va a generar que el narcotráfico se ocupe en la Argentina", destacó.

Para Moreno Ocampo, la problemática de la inseguridad no debería disociarse de la corrupción política. "La violencia callejera se vincula con el crimen organizado, con la conexión entre crimen organizado y la política, con los intendentes y los policías de la comisaría de sus barrios. Eso genera falta de seguridad", indicó.

De hecho, el exfiscal no cree que la solución pase únicamente por la cuestión educativa o de asistencia social, al opinar que "quienes manejan el crimen organizado pueden ser muy educados y los dirigentes que manejan corrupción, también. No es un problema de reeducación, sino de que hay voluntad delictiva, que es un negocio en la Argentina". 

Finalmente, Moreno Ocampo recordó su paso como fiscal en el histórico Juicio a las Juntas, realizado en 1985 bajo la presidencia de Raúl Alfonsín, y lo comparó con la actualidad: "Una de las ventajas del Juicio a las Juntas fue que los políticos no tenían nada que ver con el sistema de represión ilegal, y no querían que los militares vuelvan al poder. La clase política entera tenía incentivos para estar de acuerdo. El tema de la corrupción es distinta, porque en la política hace falta plata, y los incentivos de compartir negocios con la clase empresarial son muy altos y están muy enquistados. Tenemos que cambiarlo". 

"Si no tenemos un sistema razonable de que los fondos públicos lleguen a destino o incentivos para hacer negocios honestos, no tenemos futuro", reflexionó.

Opiniones (10)
29 de Abril de 2017|22:30
11
ERROR
29 de Abril de 2017|22:30
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. En síntesis, según lo interpreto yo: tengo 73 años, por lo cual podría decir que tengo sesenta años en uso de la razón. Desde ese entonces, recuerdo y, lamentablemente he comprobado, que la corrupción y, consecuentemente la impunidad, han ido creciendo como si las regáramos y abonáramos todos los días. En efecto, comencé a trabajar en la Ad.Pub.Nac. (I.N.V.) el 2 de enero de 1961. Siempre en actividades administrativas, relacionadas con el manejo de los presupuestos del estado (es decir, los dineros públicos). Primero, como simple pinche, para luego pasar por distintas jefaturas (oficina de compras, de auditoría, de tesorería, de contabilidad, etc. En 1972 me recibí de contador público y pase a desempeñarme como Contador de ese Organismo y en otras funciones más jerarquizadas. La corrupción que había yobservé durante unos diez años era, podríamos decir, mínima. P/ej. tratar y/o lograr a funcionarios para que hicieran pliegos licitatorios que pudieran favorecer a determinado proveedor/es. Alguno/s de ellos lo intentaron hacer conmigo pero, gracias a Dios había tenido muy buenos padres y jefes superiores excelentes que mi inculcaron "escrúpulos" (El escrúpulo -del latín, scrupulus-, diminutivo de scrupus, piedrecilla que se mete en el zapato) es la inquietud de ánimo provocada por la duda acerca de si algo es bueno o malo, correcto o incorrecto, verdadero o falso.). Con el golpe cívico-militar audenominado Revolución Argentina, se produjo un crecimiento significativo de la corrupción. Los principales de todos -o casi todos- los ministerios fueron ocupados por militares retirados y era difícil que cualquier gasto u obra importante no estuviese impregnada de sospechas de coimas. Además, cuando, por casualidad salía a la luz algún hecho de corrupción, el espíritu de cuerpo de los militares hacía que ellos no trascendieran, es decir, se tapaban. Con el desastroso gobierno/s del periodo 1973/1976, nuevamente la corrupción adquirió nuevos brios. Llegamos así al golpe de estado cívico-militar audenominado "Proceso de Reconstrucción Nacional", que no reconstruyó nada y, al margen de los crímenes de lesa humanidad cometidos, los chorros (ladrones) proliferaron de manera escandalosa. Yo ya trabajaba en una empresa privada que era constratista y proveedodra de obras públicas. Ya, abiertamente, se hablaba de porcentajes de "participación" (coimas) que pedían y/o se ofrecían a los funcionarios y/o empleados públicos. Claro, todavía esas tajadas (o tajaditas) rondaban el diez por ciento. En 1973 ganan las elecciones los radicales. Creo que tenían la obligación de ser absolutamente honestos, pristinamente/inmaculadamente honestos. Por desgracia no fue así. Muchos recuerdan los escándalos de la llamada "Caja PAN" (Plan Alimentario Nacional, dirigido por Fernando Alfonsín, hermano del presidente) donde los acomodos para lograr ser proveedores de los alimentos que contenía dicha caja, fueron escandalosos. No fue solo un hecho, hubieron otros que no detallo para no hacer tan extenso este comentario. ¡Para que decir la época de Menem que había prometido la "Revolución Productiva". Vil mentira para engañar a los electores ingenuos, que fueron muchos porque ganó, primero frente a Cafiero y luego en las generales frente a Angeloz. En el periodo menemista la corrupción creció hasta límites insospechables. Las privatizaciones fueron escandalosas. Los ministerios, especialmente el de Obras Públicas, Bienestar Social, de Interior -por citar solo unos pocos- fueron detentados por una banda de forajidos que se enriquecieron a mansalva gracias a las "mordidas" (en Argentina, cambiamos los nombres, en este caso, a las "coimas") Periodo realmente funesto: "Menem lo hizo". Del periodo de de la Rua, todos recordamos la "tarjeta Banelco" que poseía el ministro Flamarique para comprar los votos de diputados y senadores a fin lograr la aprobación de la llamada "ley de flexibilización laboral". Después tenemos "la década perdida" (ganada, según la visión kirchnerista. Donde, por ejemplo al ministro de planificación y obras públicas, de Vido, le decían "celular", porque empezaba con 15, por ciento. Como es el lapso más reciente lo dejaré ahí. Pocos de los que integraron el gobierno se salvaron/salvan de no haber incurrido en actos de corrupción. Recuerdo al Fiscal de Investigaciones Administrativas, el santafesino Molinas, a quien cortaron la luz, el gas, el agua del edificio que ocupaba, para que no pudiese investigar nada. Luego, Menem lo hecho, sin acuerdo del Senado. ¡Que vergüenza! ¡Pobre País! ¿Como se puede salir adelante con semejantes ladrones en la función pública?¿Y los empresarios corruptos que ofrecen/ofrecían coimas? Menos aún, de ellos nadie habla; parecen o quieren parecer respetables señores cuando en realidad son tan o más culpables que los funcionarios, diputados, senadore, etc. coimeros. Aquí para terminar recuerdo los famosos versos de Sor Juana Inés de la Cruz: ¿O cuál es más de culpar, aunque cualquiera mal haga: la que peca por la paga, o el que paga por pecar? Estoy de acuerdo con Moreno Ocampo y ojalá se logre, por lo menos un poquito de lo que el critica y propone su corrección. Ricardo Ruiz Vega, Mendoza
    10
  2. Bienvenida sea la opInion de este SEÑOR!! Hasta que diga algo que no gusta y salgan los trolls a defenestrarlo!! .
    9
  3. Independientemente que respeto a este señor, CHOCOLATE POR LA NOTICIA. Mauricio tiene los suyos, Cristina tiene los suyos y así..... lo que no tenemos los nuestros somos nosotros, mal suerte.
    8
  4. No sabes la alegria que me da saber que el dinero que pago de mis impuestos para pagarle al poder judicial va en saco roto.
    7
  5. Decime cuanto estudio de leyes Adaro para llegar a la corte de Mendoza!!!!!!
    6
  6. Hay mucho forista que repita palabras a lo loro. Garantismo no es una palabra que tenga una connotación negativa, salvo en este loco país donde se le ha utlizado para identificar a los locos que pretenden abolir las penas del derecho penal. A partir de ahí, los loros leen garantismo y empiezan a los gritos. Este hombre dice la posta. La gente se despreocupa del proceso de selección de magistrados (la causa) y después se quejan de que los jueces son malos (la consecuencia)
    5
  7. Es asi, tal cual, parece que la distancia los pone sinceros a esos "hombres de derecho".-
    4
  8. No resiste medio archivo este señor
    3
  9. Aca en Mendoza esta clarisimo el amiguismo entre los politicos y la corporacion judicial. Los políticos no remueven a los del poder judicial. Y este nunca llega a sentencia en los casos de corrupción. Entre ellos esperan un tiempito y tapan todo. La única salida es el Aeropuerto
    2
  10. TOMAR NOTA POR FAVOR (para aquellos que atacan al garantismo) DEFINICIÓN DE GARANTISMO: "Me irrita un poco la idea de que el garantismo es un problema: el garantismo es aplicar la ley para que nos garanticen a todos los argentinos que la ley se va a aplicar, incluyendo el narcotráfico, la corrupción y los delitos cometidos por líderes". Luis Moreno Ocampo, fiscal en el histórico Juicio a las Juntas, realizado en 1985 y exfiscal de la Corte Penal Internacional.
    1
En Imágenes
Fotos de una tormenta inesperada en Mendoza
25 de Abril de 2017
Fotos de una tormenta inesperada en Mendoza