Un mendocino en España

Nuestro viajero del día, Gabriel Camiletti, nos cuenta desde España, su experiencia como estudiante de intercambio y turista mendocino.

¡Recibí nuestro Newsletter!
Enterate de promociones, sorteos y los mejores consejos para hacer tus viajes mucho más placenteros y económicos.

Queríamos saber qué sentía un mendocino en Europa, qué cosas extraña de Argentina, aquellas que no podía dejar de llevarse en su valija como así también si podía reconocer a los mendocinos por la calle.

¿Qué caracteriza nuestra cultura? Aquellos aspectos que cuando uno se aleja de su zona habitual, se da cuenta que son rasgos distintivos del lugar de donde provenimos. Los hábitos, la forma de hablar, costumbres y hasta el tipo de vestimenta pueden resultar particulares de una ciudad o país.

Por eso contactamos a Gabriel, un estudiante de Abogacía en la Universidad Nacional de Cuyo que hace unos meses fue beneficiario de una de las tantas becas que ofrece la universidad, para realizar una instancia de intercambio estudiantil en España.

  Mirá lo que le preguntamos y sus respuestas: 

Marsella

 

¿Qué cosas son las que más extrañas de Argentina cuando te vas de intercambio al exterior?

Esta experiencia es algo que he deseado desde que terminé mi cursado en la carrera, por lo tanto, lo disfruto diariamente y no hay algo que me haga extrañar de manera extrema.

Sin embargo, lo más lindo que tengo es mi familia y amigos, son ellos en los que más pienso en muchos momentos. Hay otros factores que te hacen sentir lejos de casa tanto sociales como culturales, pero no son tan determinantes como éstos vínculos afectivos.

Nombra 5 cosas que pusiste en la valija y considerabas lo más importante para sobrevivir en tu viaje.

Alguien una vez me dijo que lo esencial para realizar un viaje son las tres "P" (Pasaporte, plata, pasajes). Éstos, sí son elementos determinantes, el resto puede acomodarse a la situación, todo siempre se arregla con una sonrisa - importantísima para aprender y disfrutar- de todos modos, si lo que interesa es la practicidad y la comodidad, le agregaría un celular porque te salva de situaciones y zonas desconocidas con sus innumerables funciones. Por último, un buen libro o para otros la música, creo que esas cosas le agregan una cuota de magia a cada momento.

¿Qué lugares visitaste y cuáles te impactaron más?

Mi viaje empezó en Madrid, luego empecé a recorrer Barcelona, Marsella, Milán, Venecia, La Spezia, Cinque terre, Florencia, Roma, Nápoles, Sorrento y la costa amalfitana. Antes de asentarme en España para iniciar mis estudios viajé a Atenas y finalicé las vacaciones en una isla griega, Santorini. Ya en Jaén (España) aproveché para viajar a Londres y moverme por ciudades cerca de Andalucía como Córdoba y algunas otras ciudades más cercanas.

Creo que todo lugar tiene su encanto, y en el camino vas conociendo gente increíble que te hace disfrutar aún más. Si tengo que elegir un lugar me quedo con Cinque terre, que en castellano significa 5 tierras (Monterroso, Vernazza, Corniglia, Manarola y Riomaggiore). Son pequeños asientos poblacionales en forma de terrazas que dan al mar, realmente sacados de un cuento, no por nada son declarados patrimonio de la humanidad ¡Es increíble!

¿Cómo se comportan los mendocinos en otro país? ¿Podes reconocerlos fácilmente por la calle, por qué?

En Jaén somos once mendocinos de intercambio, venimos de diferentes carreras, pero de la misma Universidad de Cuyo, los reconocería a mucha distancia, somos una gran familia a la hora de practicar nuestra cultura y sentirnos como en casa.

En tanto a comportamiento somos muy carismáticos, abiertos a la hora de aprender y relacionarnos, para mi esa es un aspecto característico que tenemos los mendicnos, a diferencia de otros intercambistas.

¡Las películas grupales, juntadas y buena onda están a la orden del día!

¿Qué cosas que hacías en Mendoza no las dejaste de hacer en España?

Bueno... En primer lugar, el mate -que esté rico o "lavado" no importa tanto- es el ritual de compartirlo con una conversación, mucha gente se queda sorprendida al vernos y también nos identifica automáticamente como argentinos. Después en lo personal estoy entrenando fútbol en un club local (Real Jaén) es algo que me apasiona y desconecta, denota también la cultura Argenta. El fernet por cuestiones presupuestarias y por la dificultad de encontrarlo se ha relevado un poco. Hemos tratado de hacer un asado, pero fallamos en el intento de conseguir carne vacuna y con el mismo corte que preparamos allá, pero es muy difícil.

Alguna anécdota que tengas para contar de tu viaje...

Creo que lo esencial de este tipo viajes es salir un poco de lo cómodo o lo conocido, como muchos llaman zona de confort, para adentrarse en las incertidumbres y miedos que acarrea de por si la vida en muchas ocasiones y aprender a afrontarlas sobre todo solo. Me ha tocado dormir por equivocaciones u errores en aeropuertos o también en la calle y ante todo el reaccionar con una sonrisa, ser maleable a cada adversidad es lo que más valoro cosa que antes me costaba. De todo se aprende, encerrarse no tiene que ser una salida.

¿Qué es lo primero que vas a hacer cuando llegues a Mendoza?

Lo primero que voy a hacer es abrazar a mi familia y amigos. Lo segundo es comer un buen asado con ellos ¡Son muy importantes para mí incluyendo el asado!

¿Cómo nos ven a los argentinos en España?

Es una pregunta un poco amplia, por diferentes personalidades deportivas, políticas, artísticas, etc. nos reconocen mundialmente. Por suerte siempre he recibido buenos tratos y ninguna discriminación por mi nacionalidad. Aunque creo que somos admirados principalmente por el fútbol, nadie puede negar la genialidad de Messi, Maradona, Riquelme, etc. Cómo defecto del argentino destacaría el exitismo y egocentrismo que vivimos, nos creemos superiores, demostramos más de lo que tenemos o somos y la gente también nos caracteriza de esa manera.

Espacio de reflexión... 

 ¿Que busco de este viaje? No solo conocer los lugares que más pueda sino también diferentes personas de las que pueda aprender, no somos todos iguales y los amigos no se cuentan con los dedos de una mano. Para finalizar veo fundamental que el intercambista pueda encontrar lo que busca, libre de toda presión familiar social o monetaria, me parece que en eso consiste la felicidad y en estos tiempos que corren la estamos postergando por vivir vidas que no queremos. 

Nunca me voy a olvidar una frase de José Mujica: "Venimos a la vida intentando ser felices porque la vida es corta y se nos va y ningún bien vale tanto como la vida... esto es elemental. 

 Muchas gracias Gabriel, por compartir tu experiencia... 

Opiniones (0)
18 de noviembre de 2017 | 22:37
1
ERROR
18 de noviembre de 2017 | 22:37
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"