Parece una pileta normal, aunque no es tan así

La ilusión óptica es a la vez intrigante y un poco inquietante. Entrá a la nota, dejate sorprender y descubrí de que se trata.

No es frecuente ver una piscina en un museo, pero en el patio del Museo del Siglo 21 de Arte Contemporáneo de Kanazawa, Japón, es eso exactamente lo que encontrarás.  Esta "Piscina" ha sido creada por el artista argentino Leandro Erlich, y es lo que los franceses llaman un "trampantojo", que se traduce como "engañar al ojo." Y engañar el ojo es exactamente lo que hace.

Mientras crees ver el agua en "toda su profundidad", en realidad sólo tiene unos 10 centímetros de profundidad, suspendidos sobre una hoja de vidrio transparente. 

A continuación se muestra una habitación, con paredes de color aguamarina y el espacio para que los clientes entren. Al mirar hacia abajo en la piscina, parece que las personas están bajo el agua - al mirar para arriba, los huéspedes sienten que ellos son los que están atrapados por debajo. Desde ambas perspectivas, hay algo decididamente onírico en toda la experiencia.

La ilusión óptica es a la vez intrigante y un poco inquietante. Al igual que vista desde el otro lado. Las paredes de color aguamarina reflejan la luz y hacen que sea difícil distinguir la realidad de la ilusión.

Lo que Ehrlich ha creado a partir de sólo una hoja de vidrio y un poco de agua es asombroso. No importa cuántas veces lo veas, en persona o en imágenes.  

Piscina

Piscina

Piscina

En Imágenes
15 fotos de la selección del año de National Geographic
8 de Diciembre de 2016
15 fotos de la selección del año de National Geographic