Cinco errores en las dietas para bajar de peso

Escapa de las malas costumbres y busca nuevas maneras para deshacerte de esos kilos de más.

 Si sos como la mayoría de corredores, probablemente conseguiste liberarte de unos cuantos kilos desde que te comenzaste a salir a entrenar, lo que en sí ya es una gran meta, ya que perder la flacidez extra te convertirá en un deportista más sano, mejor proporcionado y más rápido. Pero los tortas y las papas fritas no son los únicos obstáculos a los que se enfrenta tu peso ideal. Hay malas costumbres nutricionales en las que puedes estar cayendo sin darte cuenta, a pesar de tu esfuerzo por perder los kilos que te sobran. Pasos equivocados, como ignorar las etiquetas de la comida o comer mientras estás distraído, pueden sabotear tu dieta. A continuación te ofrecemos unas directrices para que puedas reconducirte hacia hábitos saludables que te llevarán no solo a una buena pérdida de peso sino también a lograr tus metas deportivas.

Coffee in running shoes1


Error en la Dieta

FRAPPUCCINO MOCCA

En un estudio, los investigadores analizaron hábitos de consumo en Starbucks y Dunkin` Donuts durante más de 11 semanas. Encontraron que dos tercios de las compras en Starbucks y un cuarto en Dunkin` Donuts fueron combinados a base café (que poseen una media de 239 calorías). Los expertos advierten que 200 calorías extra al día pueden llevarte a un aumento de 8 kilogramos en un año.

NUEVA RUTINA

Mejor café solo, prácticamente no tiene calorías. Si te encantan las "bebidas especiales", elegí un tamaño reducido con leche desnatada o semidesnatada. Añadí vos el azúcar; las bebidas endulzadas pueden contener hasta 20 cucharaditas de azúcar, cuando los nutricionistas aconsejan no pasar de 10 al día. Si queres derrochar, aprovecha después de una carrera dura; el azúcar desencadena una respuesta de insulina que para la destrucción de proteínas y construye energía.

Agua alcalina


Error en la Dieta

INSUFICIENTE AGUA

Los corredores entienden que es importante hidratarse antes del entrenamiento, pero muchos no saben que también tienen que beber antes de sentarse a comer. Las personas que toman 2 vasos de agua antes de las comidas pierden más peso que las que no toman nada. Es el "factor de plenitud": comes menos porque tu estómago se siente lleno, lo que ayuda a reducir la ingesta de calorías y estimula la pérdida de peso.

NUEVA RUTINA

Antes de comer tómate uno o dos vasos de agua o una taza de té. Incluso un plato de sopa tendrá el mismo efecto. Hace lo mismo antes de la hora de la merienda. Los atletas a menudo piensan que tienen hambre cuando realmente tienen sed, así que beber agua puede aliviar lo que pensabas que era hambre.

Carnes y pescados


Error en la Dieta

DEMASIADA CARNE

Un estudio examinó las dietas de más de 300.000 adultos y concluyó que los que comían más carne ganaban más peso (aproximadamente 1,5kg durante 5 años) que los que comían menos carne.

NUEVA RUTINA

Si estás intentando perder peso una buena idea es decantarte por una dieta vegetariana con un poco de carne. Será lo más adecuado para no prescindir totalmente de ella. Frutas, verduras, legumbres y cereales tienen pocas calorías por gramo. 

Error en la Dieta

NO LEER LAS ETIQUETAS

La información nutricional y la lista de ingredientes en la comida envasada te ayudarán a determinar los méritos relativos de un producto. Hay estudios que demuestran que los adultos que leen las etiquetas de los productos tienen más probabilidad de perder peso que los que no lo hacen.

NUEVA RUTINA

Analiza los datos nutricionales de los productos que compres para limitar los nutrientes claves, como las calorías, grasa saturada y sodio. Procura también revisar los ingredientes. Por ejemplo: a veces queres pan integral, pero el primer ingrediente es harina de trigo, así que deberás saber que más de la mitad no es integral. Algunas compañías están colocando las etiquetas con los valores nutricionales en la parte frontal de los productos.

Trabajo Correr


Error en la Dieta

COMER DISTRAÍDO

El tiempo que pasamos comiendo a la vez que realizamos otras actividades ha aumentado bruscamente en las últimas tres décadas. Este comportamiento hace más difícil cuantificar las calorías ingeridas. Has de saber que comer rápido te lleva a consumir más calorías y a ganar peso.

NUEVA RUTINA

Apaga la tele, deja el periódico y céntrate en tu comida. Es importante tener un sitio para comer y apartar cualquier distracción. Si normalmente comes en la oficina, deja de contestar e-mails entre cada mordisco. Si estás en casa no comas en el sofá, sentate en la mesa. Hace de la comida un ritual y disfrútalo. 

Shutterstock 138070946 400px

Fuente: Runners

Opiniones (0)
21 de noviembre de 2017 | 20:57
1
ERROR
21 de noviembre de 2017 | 20:57
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"