Materia oscura y agujeros negros tendrían la misma "pasta"

Un científico de la NASA cree que los dos fenómenos más misteriosos del Universo podrían estar muy conectados y haber sido fundamentales en la creación del cosmos.

Dos de los fenómenos más misteriosos del universo -los agujeros negros y la materia oscura-, podrían estar constituidos por la misma "pasta", según una hipótesis de científicos de la NASA que retoma predicciones hechas por Albert Einstein hace un siglo.

La investigación fue publicada en la revista Astrophysical Journal Letters por el astrofísico Alexander Kashlinsky, del Centro Goddard, dependiente de la NASA. Kashlinsky analiza qué sucedería si la materia oscura estuviera compuesta por agujeros negros similares a los relevados, en febrero de este año, por las antenas del Observatorio de Interferometría Láser de Ondas Gravitacionales (LIGO), de Estados Unidos.

La materia oscura es la hipotética materia del Universo que no emite suficiente radiación electromagnética para ser detectada por instrumentos. En febrero el LIGO confirmó por primera vez la existencia de las ondas gravitacionales nacidas del choque entre dos agujeros negros gigantescos, un fenómeno vaticinado por Albert Einstein en 1916, en la formulación de su Teoría de la Relatividad.

Ahora la hipótesis de Kashlinsky conjuga datos hasta hoy inexplicables para la ciencia, tales como los relacionados con las colisiones entre agujeros negros en base al reciente descubrimiento de las ondas gravitacionales y a la radiación cósmica de fondo en la radiación infrarroja y los rayos X.

La colisión detectada por el LIGO podría tener mucho en común con aquellas nacidas tras el hipotético Big Bang. Podrían ser dos agujeros negros primordiales y podría estar presente la invisible materia oscura, que hasta ahora sólo se pudo conjeturar por sus efectos gravitacionales sobre la materia visible.

Según el investigador, si los agujeros negros primordiales fueran la materia oscura, habrían influenciado en la distribución de la masa en el joven Universo, agregando una pequeña fluctuación que habría tenido consecuencias centenares de millones de años más tarde, con el nacimiento de las primeras estrellas y de la materia visible.

"En los primeros instantes después del Big Bang la materia se habría distribuido con mayor densidad en zonas que habrían generado los agujeros negros primordiales", dijo Enzo Brocato del Instituto Nacional de Astrofísica (Inaf) de Italia a la agencia ANSA. Estos agujeros negros habrían actuado como "agujeros gravitacionales", que habrían permitido al gas circundante acumularse en bolsones que después colapsaron formando las primeras estrellas.

Brocato consideró "interesante" la nueva hipótesis, pero cree que debe ser verificada con las futuras mediciones del LIGO y de otro cazador de ondas gravitacionales, el observatorio ítalo-francés Virgo, cerca de la ciudad de Pisa.

"Es importante hallar otros agujeros negros de este tipo, ver cómo están distribuidos y si están en el interior de galaxias", concluyó.

Fuente: Télam


¿Qué te pareció la nota?
No me gustó9/10
Opiniones (0)
4 de Diciembre de 2016|03:16
1
ERROR
4 de Diciembre de 2016|03:16
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016