Visité un sex shop mendocino y te cuento todo

Mina Murray nos deja una exquisita experiencia en un sex shop mendocino. Leé esta nota y empezá a disfrutar el sexo sin tabúes.

 Todavía no puedo creer que algunas mujeres nunca en su vida hayan visitado un sex shop. Tal vez tienen la idea errada de que un local de esos tenga afiches de minas en bolas, películas y que sea un bombardeo visual de pornografía que, de entrada no es asi, por lo menos no en este lugar que quiero compartir con ustedes mis chiquis y no tan chiquis.

Empecemos por decir que está ubicado en plena Peatonal Sarmiento, por donde todo el mundo transita libremente y nadie sabe que llevas en la cartera. Una vez que das con la dirección, tenes dos puertas: Una es exclusiva para que solo entre esa zorra que llevamos dentro y queremos sacar con nuestro hombre en la cama, y otra solo para ellos. Elegimos la puerta, en este caso la nuestra, y tocamos timbre. Nos abre una dulzura de chica que en principio se va a mostrar indiferente pero no de mala onda, primero te da tu espacio, te familiarizas, mirás, te sacas el miedo y después viene y te pregunta si buscas algo en particular. Si vas solo de curiosa le decís: "no, solo estoy mirando gracias" y listo. Chau miedo de la primera etapa.

Ese primer cuarto esta repleto de cosas que nos encanta a todas: Lenceria. Vas a encontrar encajes,corsette, bata, baby doll, disfraces, bombachas del tipo hilo dental con dijes, con cadenitas y te las venden en cajitas de cd's para que se luzcan mejor, cuero, sintéticos, ligas simples y en red, portaligas de los que no se le vencen los elásticos, tul, gasas, leopardos... en fin. Una locura para nosotras. Atrás de la caja, la mejor linea de cosmética sexual. Si chicas, cosmética sexual: perfumes con feromonas, geles efecto calor, frío, para dilatar el totín, saborizados -Hay uno sabor mojito y es para frizar- aceites para masajes y aceites comestibles.Hay algo muy innovador que se llama Body Paint de chocolate que es un frasquito como si fuera un tintero y una pluma rosa, y la tinta es chocolate. La idea es escribirse cosas en el cuerpo y lamerse lo escrito, por ejemplo. A la izquierda de la caja hay comestibles, yo cuando iba siempre le traia un regalito a las chicas de la oficina. A saber: pastillitas dulces, chupetines y chocolates con formas sugestivas.

Vas a ver que atrás de la caja hay una puerta siempre abierta. Es un entre cuarto entre las dos habitaciones- entiéndase la de hombres y la de mujeres- al que entramos de a uno o con el grupito de amigas con el que vayas. Si hay algún hombre te dicen: "Ya te aviso y pasas", pero jamás ves al que está si entró por la otra puerta. ¿Qué hay ahi? Juguetitos chicas. ¿De qué tipo? Del que te imagines y del que no te imáginaste nunca, también. De precios hiper accesibles y otros para entendidas en el tema. Hasta el clásico consolador tiene mil variantes: de plástico, de silicona, con huevitos y sin ellos. Simil piel, negros, morochos, trigeños y blancos, chiquitos, medianos, grandes y grandotes. Solitos o con un anexo más finito para estimular la colita o más grandecitos para la doble penetración.

Anillos, y no son de oro, ni de plata ni de alpaca, son de silicona y se ponen alrededor del pene, cumple dos funciones: cortar la circulación de sangre (poquito, no duele. Hombres no sean cagones) para que dure un poco más la erección y la otra es darle un plus de placer al clitoris. Hay anillos dobles, esto quiere decir que sostienen testículos y todo, a demás y sin olvidarse de nosotras, tienen como pelitos de silicona y un circulito extra para que la nena esté feliz. Vienen en muchos colores, lo divertido de esto no es el objeto en cuestión sino animarse como pareja, perder la verguenza juntos y reirse de los errores que puedan surgir en la primera puesta en escena.

Vibradores. Y cuantos. Del tipo bala, bolita, con forma de pene o en anillos también viene un kit de consolador, anillo con vibrador, anillo simple y una funda para el aparatito para que lo uses en tu chico o en tu dedo.

Ya que hablamos de la funda para el vibrador, también hay extensiones peneanas, y no hablo del cinturón lésbico que le podes poner un consolador, hablo de hacer más ancho o largo el miembro viril. Funcionan como un preservativo, lo extienden hasta 3,5 cm, vienen con cabeza y son simil piel. Hay otros de siliconas que tienen nódulos estimulantes para ella, así como los preservativos con tachas. No quiero que vayan a confundir las extenciones peneanas, con las prótesis huecas, que también hay. La prótesis de las que hablo, peden usarse con el compañero erecto o no, y son para aquellos que tienen problemas de tamaño o disfunción eréctil, y son muy reales al tacto ya que tienen piel móvil.

Hay algo muy divertido para ellos que se llama Tenga Egg, tiene forma de huevo, hueco, de silicona muy suave, con abertura en la base y de interior rugoso. Viene con un gel a base de agua- Es importante que al usar productos de silicona usemos geles a base de agua para no dañar el material- que se coloca en el interior del juguete. Por la abertura introducen el pene y el huevito cubre la cabeza y un poco más. Lo estiran bien hasta donde lo quieran, lo toman como quien agarra la sartén por el mango y sirve para masturbarse. Se puede eyacular en el interior. Es lavable.

Esferas y bolitas. Tenemos un concepto muy básico de eso y no es lo mismo una con otra. En esferas tenemos de cristal unidas que pueden calentarse o enfriarse según se prefiera para lograr diferentes sensaciones. También están las esferas chinas, que son dos grandes, con una más chiquita adentro que cuando están en nuestro cuerpo producen vibraciones. Las bolitas vienen unidas entre si, de más pequeñas a más grandes y son tanto para estimular la dilatación anal como para aumentar el orgásmo femenino a niveles jamás explorados ¿Cómo? ¡picarones! les voy a contar pero ustedes lo tienen que probar porque de verdad, es genial. Durante la relación sexual a modo de juego, las van metiendo de a una, siguen los besos las caricias, sexo oral y ¡ups! otra bolita. Misionero y otra bolita, ella arriba y él mete la mano, lubrica el totín y ¡ups! otra bolita. Ella en cuatro y otra bolita. Piernitas al hombro y cuidado acá... otra bolita. Cuando ella esté por llegar, en los primeros segundos de climax las van sacando de a una y despacito. Si antes duraba 15 segundos con este juguetito, la sensación de querer tirar las cosas de la mesa de luz, morder la almohada, gritar como si nadie te escuchara y que se caigan las paredes, dura mucho pero mucho más. Si sos más gauchita y de las que prefieren acabar arriba mucho mejor y lo hacés asi: Estas que venis y sentadita las vas sacando. Tu cuerpo va a tener mil contracciones que él va a sentir en su miembro, los escalofríos van a hacer que te muevas como si no hubiera un mañana. Todo eso reflejado en tu cara, que en marco con tu pelo salvaje y tus pechos, chau. El mejor sexo en años.

Esto como para darles un pantallazo. Hay también cartas, moldes para chocolateria, cotillón para despedidas de soltera, arneses, muñecas inflables, látigos, juegos de dados con acciones y posiciones y muchas pero muchas cosas más. ¿Qué hay en el otro cuarto? Ni idea... van, se fijan y después me cuentan.

He aqui cuenta y web : www.facebook.com/fantasiasdemujer - www.fantasiasdemujer.com.ar

Dejá tu comentario contando tu experiencia sobre el tema. Los dos mejores comentarios retirarán sus premios directamente en el local.

Asi que nada de complejos, nada de miedos. A explorar nuevos campos, a usar el otro canto que no existen parejas sexualmente aburridas, existen las parejas mal informadas. Sorprende a tu amor , no importa quién tiene la iniciativa porque no hace falta que sea 14 de febrero, cumple mes o aniversario para alimentar la fantasía y que el sexo vuelva a tener la llamita de sus comienzos.

 

Opiniones (0)
12 de diciembre de 2017 | 06:53
1
ERROR
12 de diciembre de 2017 | 06:53
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"