Una vez más

Parece destinado a ser lo que es: un teatro con máscaras de todos los colores.

Blanca tiene por lo menos algo de común conmigo: también es una triste con vocación de alegre. La tregua. Mario Benedetti.

A quien siempre me lee

Aquí dejo por escrito, una vez más, mis cavilaciones. Si no fuere por el influjo entrañable que ejerces sobre mí, hubiese abandonado desde hace un tiempo considerable este lugar tan triste. Parece destinado a ser lo que es: un teatro con máscaras de todos los colores. En mi vida he estado en un lugar como este, dueño de una luminiscencia y opacidad sin igual. Me encuentro vacío y completo a la vez, fenómeno que no he experimentado nunca antes.

Por favor, pídeme que me vaya lejos de aquí, muy lejos. Necesito tu beneplácito. No está en mí el deseo de seguir permaneciendo aquí como una cosa inerte, no pertenezco a este lugar. No creo poder seguir fingiendo por más tiempo que todo está bien. El común de las personas finge estar pasándoselo bien, yo no puedo.

Tuve la desgracia -la suerte nunca ha estado de mi lado- de toparme con una vieja que se cree el centro del universo, el ombligo de todas las cosas. La gente de aquí, acude a ella para pedirle consejo, en lo que a mí respecta, no se trata más que de una vieja charlatana con aires de importante. Se jacta de ser una experta en el arte de la adivinación, cuando en realidad, lo más cerca que ha estado de vaticinar algo, ha sido cuando le aseguró a una muchacha que su madre se infartaría en menos de un año, y así fue. Tengo la impresión de que en sus cabellos, anidan murciélagos y toda clase de alimañas. Su aspecto escuálido infunde miedo, y cuando uno se le acerca demasiado, no puede evitar entumecerse.

Se rumorea que no ha salido de su casa desde hace seis años, y que le tiene pavor a los sapos. Los niños, al tanto de todo esto, no se cansan de jugarle incansables bromas con los sapos que recogen de los estanques. Ella los maldice, intenta amedrentarlos con expresiones ininteligibles, pero lejos de ahuyentar a esos patanes, los incita aún más.

Hablando con uno de los huéspedes del lugar, llegamos a la conclusión de que no existe nada más placentero en esta vida que dormir. Cuando a uno le invaden preocupaciones –familiares, conyugales, laborales- lo mejor que puede hacer es dormir, para luego intentar ordenar las cosas. Si uno se ve ofuscado o contrariado por la forma que adoptan los problemas, o por algún resquemor oculto dentro de sí, le mejor opción es entregarse al sueño. Es allí, en esos momentos, cuando me debato a mí mismo, y me reprocho el no haber dormido lo suficiente. Pero aún estoy a tiempo.

Al despertar, uno se halla con que todo se ha vuelto más claro. Nos percatamos de que sólo necesitábamos ese sueño reparador. ¡La solución de las cosas está al alcance de las manos!

Creo que ya te he dicho otras veces, que nada me importa menos en esta vida, que ascender en la escala social. Mientras unos aspiran al reconocimiento público y pretenden sobresalir, yo me contento con hacer las cosas bien. No en vano los viejos afirman que para no dejarse encandilar con algarabías superficiales, lo mejor es no magnificar ni atenerse al juicio de los demás. Los aplausos y desaprobaciones se llevan dentro de sí, somos nuestro mejor público.

¿Por qué te digo todo esto? Para que estés al tanto de mi cosmovisión. Odiaría que enarbolaras una idea errónea acerca de mí. No pretendo que me veas como el mejor de los cuadros –como un Botticelli o un Rembrandt- sino tan sólo como lo que soy, un Nicanor.

Un Nicanor temeroso y endeble, que se escuda en mil tigres cuando sale al mundo. Que no hace más que precisar de ti y de tu vanagloria. Un Nicanor que de a ratos se encuentra bien –cuando no cavilo acerca de mi lugar en el mundo y acerca de quién soy- y de a ratos se derrumba en la más honda soledad.

Un Nicanor que ama escribirte, y que sino te amara, dejaría de hacerlo sin más.

N. 

Opiniones (0)
10 de Diciembre de 2016|02:05
1
ERROR
10 de Diciembre de 2016|02:05
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic