Deportes

Apretada definición de gimnasia artística entre China, EE.UU. y Rusia

Las tres delegaciones sacaron una gran ventaja, en cuanto a puntación, con respecto a los otros nueve equipos participantes y prometen una apretada lucha el próximo miércoles.

China (248,275 puntos), Estados Unidos (246,800) y Rusia (244,400) compartieron escapada y dejaron atrás a los otros nueve países participantes en la competición femenina de gimnasia artística de los Juegos, y quedan obligados a abrirse paso a codazos hacia lo alto del podio en la final del próximo miércoles.

Rumanas, australianas, francesas, brasileñas y japonesas estarán también en la ronda definitiva, de la que quedaron fuera las alemanas, las italianas, las ucranianas, cuartas en Atenas, y las británicas.

Para Brasil, llegar a la final colectiva es una demostración de fuerza largamente buscada, después de las numerosas medallas individuales ganadas de los últimos años en campeonatos mundiales y continentales.

Jade Barbosa, la sorpresa del 2007 con su bronce mundial, también disputará la final del concurso completo, tras hacer la duodécima mejor nota, así como la de salto, y Daiane Santos la de suelo, liberada ahora de los nervios que le dieron la quinta plaza en Atenas pese a que llegaba como campeona mundial del aparato.

España no había clasificado a su equipo para Beijing y sus dos únicas representantes, Laura Campos y Lenika de Simone, quedaron eliminadas de cualquier final tras una "mala competición", como admitió el seleccionador Jesús Carballo. Acabaron en los puestos 47 y 49.

Por arriba, las gimnastas chinas, que nunca han ganado el oro olímpico por equipos, obtuvieron hoy 248,275 puntos, por 246,800 de Estados Unidos y 244,400 de Rusia, plata y bronce en Atenas pero que han cambiado por completo sus selecciones, con la excepción rusa de Anna Pavlova.

China se instaló en cabeza en la primera subdivisión de las cuatro disputadas hoy y allí mismo terminó el día. Yang Yilin llevó el mando, siempre por encima del 15 de nota, y dio el empujón definitivo con un 16,650 en asimétricas que fue la mejor puntuación de la jornada.

Su compañera He Kexin, a quien se acusó antes de los Juegos de no tener la edad mínima para competir (hay que cumplir en 2008 los 16), cortó la respiración al Estadio Nacional con una suelta imposible en ese mismo aparato, pero se cayó luego en un elemento mucho más fácil. Con caída incluida, su nota fue de 15,725 y tendrá una nueva oportunidad en la final de esta modalidad.

He tiene el récord de puntos en asimétricas con los 17,300 logrados este mes de mayo.

La veterana Cheng Fei ofreció una nueva exhibición en salto (15,912) y en suelo y recibió las mayores muestras de cariño del público. Entró en esas dos finales y en la de barra.

Las estadounidenses brillaron en salto y barra y protagonizaron caídas o salidas en asimétricas y suelo, pero no tan graves como para distanciarse de China.

La campeona del mundo individual Shawn Johnson no escatimó esfuerzos para ponerse de inmediato en cabeza y acumuló 62,725 puntos. Nastia Liukin la sigue con 62,375, ambas por delante de la local Yang Yilin, con 62,350.

Samantha Peszek se lesionó el tobillo izquierdo durante el entrenamiento y sólo pudo salir en un aparato, las paralelas, cuando estaba previsto que hiciera los cuatro.

Rusia, además de situarse tercera por equipos, metió a Ksenia Semenova, campeona mundial y europea de asimétricas, en el cuarto puesto y a Anna Pavlova en el quinto de la clasificación individual, que conduce a las 24 mejores a la final.

Ksenia Afanasyeva fue sexta, pero el límite de dos por país la dejará fuera.

Entre las rumanas la más afinada fue la subcampeona mundial Steliana Nistor (60,500), pero el equipo no parece capaz de acercarse al oro que ganó en Atenas.

También se reveló como favorita del público chino la veterana de la competición, la alemana de origen uzbeko Oksana Chusovitina. Dieciséis años después de ganar en Barcelona'92 el oro con el Equipo Unificado, y ya con 33, Chusovitina no sólo fue la mejor del conjunto germano, sino que se metió también en las finales individual y de salto.

Se salió en la última diagonal de un vistoso ejercicio de suelo, pero dejó como siempre una impresión de serenidad que es un bálsamo para la gimnasia. Cuando se le preguntó a la salida por su retirada, no quiso comentarlo ni en broma: "Me siento joven y perfectamente. Me retiraré cuando llegue la hora", afirmó.

La italiana Vanessa Ferrari, única europea occidental que ha sido campeona del mundo, en 2006, acusó la lesión que padece en el tendón de Aquiles. Rebajó la dificultad de partida de sus ejercicios, pero aun así se cayó de las paralelas y de la barra de equilibrios. Estará también en la final individual si su dolencia no se lo impide.
Opiniones (0)
9 de Diciembre de 2016|19:53
1
ERROR
9 de Diciembre de 2016|19:53
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    15 fotos de la selección del año de National Geographic
    8 de Diciembre de 2016
    15 fotos de la selección del año de National Geographic